Domingo, 26 de Junio 2022

Hallan cuerpos de jesuitas; Papa condena violencia

Autoridades también encuentran el cadáver del guía turístico Pedro Palma; los tres fueron baleados el lunes en una iglesia de Chihuahua

Por: El Informador

Javier Campos (de lentes) y Joaquín Mora (a su derecha) fueron asesinados cuando intentaban proteger al guía turístico Pedro Palma. Los religiosos hacían labor social, defendían la cultura y promovían la educación. SUN/V. Rosas

Javier Campos (de lentes) y Joaquín Mora (a su derecha) fueron asesinados cuando intentaban proteger al guía turístico Pedro Palma. Los religiosos hacían labor social, defendían la cultura y promovían la educación. SUN/V. Rosas

Autoridades hallaron ayer los cuerpos de los sacerdotes jesuitas Javier Campos y Joaquín Mora, y del guía turístico Pedro Palma, quienes fueron asesinados el lunes en Chihuahua. 

Esto ocurrió en la localidad de Cerocahui, donde Campos, de 79 años, y Mora, de 81, fueron baleados “mientras intentaban defender al guía turístico, que buscaba refugio” en su parroquia, según la Compañía de Jesús.

Ante este hecho, el Papa Francisco, quien también es integrante de la orden jesuita, expresó su “tristeza” y “consternación” por el crimen de los religiosos, que desarrollaban su labor en la sierra Tarahumara. 

“Hay tantos asesinatos en México. Estoy cerca, en afecto y oración, de la comunidad católica afectada por esta tragedia”, dijo. 

Por su parte, el Presidente Andrés Manuel López Obrador confirmó que militares ya buscan al agresor, reconocido por un tercer sacerdote que se encontraba en el templo.

De acuerdo con expertos, la sierra de Chihuahua es escenario de disputas entre cárteles del narcotráfico por ser una importante ruta de trasiego de drogas hacia Estados Unidos (EU).

Unos 30 sacerdotes han sido asesinados en la última década en México, según la ONG Centro Católico Multimedial.

Durante una misa en la capital del país, el jesuita Jorge Atilano afirmó que Campos y Mora eran “figuras de autoridad moral, personas que generaban equilibrios en la comunidad. Su palabra era tomada en cuenta”.

La Compañía de Jesús pidió proteger a religiosos, laicos y vecinos de Cerocahui, un pueblo de unos mil habitantes que recibe a turistas amantes de la naturaleza y donde todo se mueve bajo la mirada de gente armada.

Temas

Lee También

Recibe las últimas noticias en tu e-mail

Todo lo que necesitas saber para comenzar tu día

Registrarse implica aceptar los Términos y Condiciones