Viernes, 18 de Septiembre 2020

La Setran analiza migrar a una licencia de conducir por puntos 

Dicho modelo sería similar al que se usa en España; al obtener la licencia cada conductor tiene un total de puntos, y estos se reducen por cada infracción cometida o se dan puntos adicionales si no hay sanciones

Por: El Informador

El modelo de licencia por puntos podría reducir el porcentaje de accidentes automovilísticos. ARCHIVO

El modelo de licencia por puntos podría reducir el porcentaje de accidentes automovilísticos. ARCHIVO

Como mecanismo para sancionar a conductores reincidentes en infracciones viales, la Secretaría de Transporte (Setran) estudia migrar al modelo de licencia de manejo por puntos que permita penalizar incluso con el retiro del documento a quienes incurran en faltas viales constantemente.

Dicho modelo sería similar al que se usa en países como España, donde al obtener la licencia cada conductor tiene un total de puntos, y éstos  se reducen por cada infracción cometida o se dan puntos adicionales si no hay sanciones.

Saúl Alveano Aguerrebere, director de Seguridad Vial de la Setran, precisó que el proyecto está en etapa de análisis con la expectativa de concretarlo a mediano plazo. Explicó que han dialogado con autoridades de estados vecinos con la intención de que sea empleado regionalmente.

Recordó que la Ciudad de México ya aplica el modelo de puntos en permisos de manejo, por lo que consideró que podría homologarse a nivel nacional. La Setran contrató a una consultora para elaborar la propuesta de este nuevo sistema para las licencias.

Licencia  por puntos  es exitosa  en España

La implementación de la licencia de conducir por puntos en España (conocida allá como “carné”) tuvo buenos resultados desde su primer año (arrancó el 1 de julio de 2006), cuando se reportó una reducción en accidentes de 14 por ciento. 

La Dirección General del Tráfico en España implementó el carné por puntos para reducir los accidentes, sobre todo en carreteras, mediante un sistema de sanciones a los conductores que tuvieran una tendencia a cometer más infracciones. 

Según información recopilada en medios de ese país, se redujeron los percances en los primeros 10 años del carné y hubo un importante cambio en los hábitos de los automovilistas, así como menos muertes. Sólo la cuarta parte de los conductores españoles tuvo una reducción en los puntos de sus licencias. 

 De quienes registraron pérdida de puntos, más de 214 mil personas los extraviaron todos, apenas 1% del padrón del país ibérico. 

Casi la mitad de las infracciones fue leve, de dos puntos menos; mientras que las sanciones graves, de seis puntos, solo equivalen a una décima parte. La violación a la ley más común fue circular con exceso de velocidad. 

JL

Temas

Lee También