Lunes, 18 de Octubre 2021
Jalisco | Empresas constructoras afirman que el ajuste detendría la obra ocho o 10 meses

Modificar El Zapotillo costaría más de 200 MDP

Empresas constructoras del proyecto afirman que el ajuste detendría la obra durante ocho u 10 meses

Por: EL INFORMADOR

Las empresas calculan que sólo la reingeniería de la cortina, la obra de toma y el vertedor rebasaría los 50 millones de pesos. ARCHIVO /

Las empresas calculan que sólo la reingeniería de la cortina, la obra de toma y el vertedor rebasaría los 50 millones de pesos. ARCHIVO /

GUADALAJARA, JALISCO (12/JUN/2014).- El primer análisis que hacen las empresas constructoras involucradas en la puesta en marcha de la Presa El Zapotillo es que una modificación de altura, con el avance que actualmente registra la obra, tendría un cosro de 200.6 millones de pesos.
 
De acuerdo con una respuesta por escrito que hizo el consorcio de empresas La Peninsular, FCC y Hermes a la Comisión Nacional del Agua ( Conagua) en diciembre del año pasado, tal sería el costo que debería pagar la dependencia federal por incumplir el contrato que ya había firmado con éstas por una cortina de 105 metros.
 
Las firmas responden a una solicitud que hizo el Gobierno Federal, a través de la Conagua, para que detuvieran obras en El Zapotillo una vez que la altura de la cortina alcanzara los 80 metros. Esto para respetar la resolución que hace la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) porque la administración anterior firmó un proyecto que trascendía su periodo en funciones, y sin la firma del Congreso del Estado.
 
Según el escrito, las compañías hacen una valoración preliminar que se entrega a la Conagua "en forma indicativa y sin efectos vinculantes, con la única intención de identificar las implicaciones financieras y administrativas correspondientes" por cambiar la altura del embalse sobre la marcha.
 
Detallan que antes de ofrecer una cifra definitiva es necesario conciliarla con los técnicos de la instancia federal y sus propios especialistas de diseño.
 
Tomando en cuenta lo anterior, las empresas calculan que sólo la reingeniería de la cortina, la obra de toma y el vertedor rebasaría los 50 millones de pesos. El resto se distribuye en mano de obra, maquinaria, equipo y gastos generales.
 
Advierten, también, que "la complejidad para efectuar un ajuste al proyecto (...) implicaría la necesidad para la Conagua de suspender temporalmente la obra, hasta por un lapso de ocho o 10 meses, situación que implica el reconocimiento al contratista del importe del 2% de los costos directos por concepto de trabajo programados y que no serán ejecutados durante el periodo de la suspensión".
 
La empresa incluso sugiere que debería programar la suspensión temporal de trabajos desde marzo pasado, y hasta noviembre próximo. "Lapso en el cual proponemos mantener en obra solo los equipos de instalación fija como son: equipos de trituración, fabricación y transporte de concretos CCR e instalaciones de oficinas, almacenes, talleres, campamentos, laboratorios y terrenos diversos de usufructo, y el personal mínimo necesario para dar mantenimiento y salvaguardar estos bienes".
 
Dejan claro que sería la Conagua quien ordenaría la suspensión de obras, aunque bajo nuevos términos el cronograma de actividades de los corporativos sugiere que se retomen trabajos en diciembre de 2014 y, de ser decidido así, la presa baja quede lista en julio de 2015, "antes de la llegada de la temporada de lluvias (sic)".
 
La Comisión Nacional del Agua ha resuelto, a través de su Comité Técnico de Operación de Obras Hidráulicas, que el proyecto a 80 metros no garantizaría abasto para la ciudad de Guadalajara, y sí iría en detrimento de la población de Temacapulín, núcleo de población que aún con la instalación de diques tendría riesgo de quedar bajo el agua.
 
Pero ese documento fue hecho público por el Gobierno del Estado y no por la propia Conagua, instancia que ha decidido mantener bajo resguardo toda información referente al proyecto El Zapotillo.
 
Los grupos de oposición a Temacapulín dicen que se les ha confiado que la cortina registra una altura de 76 metros; la Conagua insiste en la opacidad y rehúsa dar cualquier dato al respecto. Tampoco confirma si ha ordenado frenar actividades o si está de acuerdo con la agenda que sugieren las empresas, ahora con una cortina baja para julio del próximo año.
 
EL INFORMADOR / ISAACK DE LOZA

Temas

Lee También