Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Miércoles, 18 de Septiembre 2019

Fotogalería: Una vida en la atención de las máquinas de escribir 

El negocio del señor Héctor Manuel García Abarca da testimonio de otra época y otra manera trasladar las ideas al papel

Por: El Informador

Héctor Manuel García Abarca aprendió su oficio desde los 13 años, cuando ingresó en un taller para arreglar máquinas de escribir, faxes y calculadoras. EL INFORMADOR / F. Atilano

Héctor Manuel García Abarca aprendió su oficio desde los 13 años, cuando ingresó en un taller para arreglar máquinas de escribir, faxes y calculadoras. EL INFORMADOR / F. Atilano

Algunos de los aparatos que hay en la tienda, ubicada en Miguel Blanco #945, tienen un valor ornamental, por lo que Héctor Manuel piensa ofrecerlos a un bazar o a un coleccionista. EL INFORMADOR / F. Atilano

Algunos de los aparatos que hay en la tienda, ubicada en Miguel Blanco #945, tienen un valor ornamental, por lo que Héctor Manuel piensa ofrecerlos a un bazar o a un coleccionista. EL INFORMADOR / F. Atilano

Héctor Manuel piensa en vender los aparatos que tiene en su local, ubicado en el Centro de Guadalajara. EL INFORMADOR / F. Atilano

Héctor Manuel piensa en vender los aparatos que tiene en su local, ubicado en el Centro de Guadalajara. EL INFORMADOR / F. Atilano

Cuenta que cuando las máquinas de escribir eran más usadas en las oficinas, tenía siete trabajadores y una secretaria. EL INFORMADOR / F. Atilano

Cuenta que cuando las máquinas de escribir eran más usadas en las oficinas, tenía siete trabajadores y una secretaria. EL INFORMADOR / F. Atilano

Su establecimiento está atiborrado de máquinas de escribir: modelos viejos, de color verde, azul y gris lo rodean a sus 81 años. EL INFORMADOR / F. Atilano

Su establecimiento está atiborrado de máquinas de escribir: modelos viejos, de color verde, azul y gris lo rodean a sus 81 años. EL INFORMADOR / F. Atilano

Antes de ganarse la vida como Técnico Especializado en Equipos de Oficina, Héctor Manuel fue también boxeador y futbolista. EL INFORMADOR / F. Atilano

Antes de ganarse la vida como Técnico Especializado en Equipos de Oficina, Héctor Manuel fue también boxeador y futbolista. EL INFORMADOR / F. Atilano

El hombre también se da la oportunidad para atender a los jóvenes que sienten curiosidad ante estos aparatos que fueron muy usados en el siglo pasado. EL INFORMADOR / F. Atilano

El hombre también se da la oportunidad para atender a los jóvenes que sienten curiosidad ante estos aparatos que fueron muy usados en el siglo pasado. EL INFORMADOR / F. Atilano

Sobre la calle Miguel Blanco, en la finca marcada con el número 945, hay un local atiborrado de máquinas de escribir.

Éstas se observan en un aparador. En el interior del inmueble hay modelos viejos y otros no tanto; destacan algunos de color verde, azul y gris que rodean a Héctor Manuel García Abarca, quien antes de dedicarse de lleno a su oficio como Técnico Especializado en Equipos de Oficina, fue boxeador y futbolista.

Comparte que a los 13 años ingresó en un taller para aprender a arreglar estos aparatos, pero también faxes y calculadoras.

Sin embargo, la automatización y la tecnología hicieron que a sus 81 años se sienta rebasado y ya piense en bajar para siempre las cortinas de su establecimiento, ubicado en el Centro de Guadalajara.

“Estoy a punto de cerrar porque ya no es negocio. Antes tenía siete trabajadores y una secretaria, pero ya se fue acabando y me quedé completamente solo”, agrega el hombre.

Héctor dice que ya piensa en vender los artículos a un bazar o a un coleccionista, pues también pueden servir como adornos.

LEER TAMBIÉN: Crónica: Mónica, el maniquí de la botica
 

Temas

Lee También

Comentarios