Miércoles, 08 de Julio 2020
Ideas |

Klopp y Liverpool: dos agraviados recompensados

Por: Andrés Gallegos

Klopp y Liverpool: dos agraviados recompensados

Klopp y Liverpool: dos agraviados recompensados

En 2008, el Hamburgo alemán buscaba entrenador. Un señor alto, de lentes, vestido de ropa deportiva y con un descenso en su currículum optó por el puesto. Su nombre: Jürgen Klopp. Cuando lo vieron fumar en el estacionamiento del club, lo descartaron de inmediato. 

II

En 2014, Steven Gerrard se resbala y el Liverpool deja escapar la Premier League inglesa en Anfield contra Chelsea. El centro delantero del equipo, Luis Suárez, se marcha al Barcelona en ese verano.

Un año después, el extremo y gran promesa del club, Raheem Sterling, acepta la multimillonaria oferta del Manchester City, mientras el capitán se despidió del club de su vida sin reparar su error. 

III

La clase obrera de Dortmund conmueve por su “Echte Liebe” (amor verdadero) a su club de futbol.

Durante décadas, sus habitantes fueron favorecidos por el auge de las industrias minera, acerera y del carbón, pero tras la decadencia de éstas, ahora luchan por cambiar su manera de ganarse la vida. Uno de cada cuatro habitantes de esta ciudad viven en la pobreza. 

También en el futbol hay una lucha contra la adversidad. Cuando Jürgen Klopp arribó al Borussia Dortmund en 2008, pasó de ser un equipo endeudado y decadente a ganar dos Ligas y una Copa.

Pero la mayor riqueza de su segundo rival más odiado (Bayern Munich) les arrebató a sus figuras Mario Götze y Robert Lewandowski. “Operan como la industria en China. Observan lo que todo el mundo hace, lo copian y luego invierten dinero y contratan diferentes personas para poder superar el original”, declaró el entrenador.

IV

96 aficionados del Liverpool murieron aplastados tras una avalancha en el estadio de Hillsborough, en Sheffield, en 1989. La causa de su muerte fue un irresponsable operativo policial que permitió sobrecupo en la tribuna, pero las víctimas fueron culpadas (empezando por la primera ministro Margaret Thatcher) por ser “hooligans violentos”, “estar ebrios” y provenir de un lugar “repleto de conflictos”. El diario sensacionalista The Sun mintió al señalar que aficionados orinaron y golpearon a policías. 

27 años después, un jurado dictaminó que los fallecidos no eran los culpables, una victoria judicial para las víctimas, pero no definitiva. Apenas en noviembre de 2019, el comisario responsable de la seguridad en el estadio de Hillsborough fue declarado “inocente”. Las familias de los 96 seguirán luchando por la justicia definitiva. 

V

“Hay cosas más importantes en la vida que el futbol. No creo que Dios haya planeado para mí que llegue a una Final y la pierda. A veces el camino es un poco más duro, pero tengo mucha suerte en mi vida (...) y no creo ser una persona desafortunada. Pero te aseguro que intentaré por todos los medios llegar a otra Final: aun sabiendo que puedo perderla”, Jürgen Klopp, tras perder su quinta Final consecutiva como entrenador en la UEFA Europa League 2015-2016 contra Sevilla. 

“Dos de nuestros mejores delanteros no estarán disponibles y tenemos que marcar cuatro goles. Eso no hace la vida más fácil, pero lo intentaremos. Si no podemos hacerlo, fracasemos de la manera más hermosa”, Klopp, un día antes de la Semifinal de Vuelta entre Liverpool y Barcelona de la UEFA Champions League 2018-2019. 

VI

Así como Klopp se encontró con un club deprimido en 2015, el técnico escocés Bill Shankly tomó en 1959 a un Liverpool que deambulaba en la Segunda División. Su trabajo no sólo dejó un impacto en títulos, sino en la filosofía e identidad del club. Por ejemplo, él instaló la placa “This is Anfield” en el túnel de vestuarios.  

Una de sus frases podría describir perfectamente al actual Liverpool que se reencontró con la gloria 30 años después. “La única forma de vivir de verdad y de tener éxito en la vida consiste en trabajar en grupo, en un colectivo, donde todo el mundo se afane por los demás, donde todo el mundo ayude a los demás y donde todo el mundo comparta la recompensa al final de la jornada”.
 

Temas

Lee También