Lunes, 04 de Julio 2022

LO ÚLTIMO DE Ideas

Ideas |

Guadalajara, de Fiesta en Fiesta

Por: María Belén Sánchez

Guadalajara, de Fiesta en Fiesta

Guadalajara, de Fiesta en Fiesta

Desde el momento en que nuestra hermosa ciudad de Guadalajara fue declarada internacionalmente como “La Capital del Libro” los vestigios de fiesta surgen como por arte de magia, y hasta el Museo del Prado viene a conocer nuestra Ciudad.

No es para menos, lo que sí es importante es que demos pruebas de una Ciudad de calidad, que demostremos lo que presumíamos hace tiempo como un slogan clásico:

“Guadalajara, ciudad amable”. “La Perla de Occidente” “La Perla Tapatía” que todos querían visitar… “La Ciudad De Las Rosas” que ciertamente una vez fue, pero que ya casi se va perdiendo, si no es que ya se perdió del todo; pero en aquel tiempo era encantador ese paisaje de avenidas floridas.

Pues bien, actualmente las fiestas seguirán en su apogeo, sin esperar a que llegue septiembre o “las fiestas de octubre”…

Si de por sí en todo México somos buenos para inventar motivos de fiesta, en Jalisco somos especiales para sacarlos de la manga.

Y esto no es malo, antes bien, debe ser un gran motivo para demostrar que somos gente de calidad y que sabemos distinguir entre progreso y barbarie; que sabemos lo que es cultura, y que caminamos en pos de una auténtica civilización.

El hecho que hoy se denomine a nuestra ciudad como “Capital del libro” no hemos de tomarlo a la ligera, porque es bien sabido que tan sólo quien sabe leer camina con pie derecho hacia el progreso, escalando primeramente los niveles personales, intelectuales, mentales que están en el ser mismo, y no en lo externo.

Muchas veces comentamos que venimos a este mundo a hacer una experiencia de vida, que nada trajimos y nada nos llevaremos…

Pero en realidad sí nos llevaremos lo que haya enriquecido nuestro ser, lo que nos permitió crecer intelectual y espiritualmente, lo que nos acercó a la imagen divina de nuestro Creador.

*     *     *

Por eso hoy, al acercarse la fiesta tan tradicional del último día de abril, tenemos que considerar seriamente lo que estamos dando a nuestra infancia como bagaje para su futuro.

Y esto es muy serio, tenemos que reflexionar y crear conciencia de lo que es más importante.

En el ambiente se siente una preocupación enorme por lo económico, pero no se percibe impulso por lo que ayuda a progresar verdaderamente en aspectos mucho más personales.

Es estos tiempos de escolaridad en línea, hemos visto una carencia extrema de programas con bases sólidas que enseñaran a la juventud caminos universales de ciencia y de progreso; de solidaridad y de grandeza.

En cambio vemos en nuestros medios, al alcance de todas las manos, programas que destruyen la inocencia y no les permiten desarrollar su edad en un sano equilibrio.

Las redes nos invaden de juegos y más juegos repetitivos, a cual más alienantes, que a lo que ayudan sin duda, es a desperdiciar el tiempo precioso que se nos escapa como agua de las manos y no dejan nada consistente en aspectos de sabiduría y cultura que alimenten la mente y en el corazón.

Así pues, no tenemos por qué asombrarnos del atraso que se vive en nuestro mundo cuando nos llegan noticias de barbaridades y crueldades que rayan en auténtico salvajismo.

A estas alturas la humanidad pudiera presumir de un progreso positivo, no sólo en tecnologías, sino en humanidad, pero constatamos que en vez de eso hay un retroceso en sensibilidad, comprensión y misericordia.

La ambición se proyecta y no importa llegar a la feroz brutalidad aún en perjuicio de quienes se encuentran al margen y lejos de sus latitudes, con tal de obtener todo aquello que hoy ambicionan y que nunca podrán llevar consigo en su último día.

Pidamos, pues, a Dios el don de la sabiduría y la claridad para conocer lo que más vale en esta vida para lograr llegar a la definitiva, donde gozaremos de lo que hoy logremos cultivar.
 

Temas

Lee También