Miércoles, 20 de Octubre 2021

LO ÚLTIMO DE Ideas

Ideas |

Ecos de la consulta

Por: Carlos Enrigue

Ecos de la consulta

Ecos de la consulta

Pues se llegó, con muchas dificultades, a la Consulta popular, pero hay que decirlo, la pregunta a consultar era como jugar al teléfono descompuesto, ya que el señor presidente y sus huestes hablaban de juzgar a expresidentes y la pregunta que se hizo es otra muy diferente porque la corte, queriendo barbear al primer mandatario, en lugar de rechazar la absurda pregunta que éste quería se hiciera, trató de componerla y dejaron una cantinfleada que nadie entendió, y eso sucede cuando la corte se convierte -como la actual- en una entidad burocrática tratando de satisfacer al jefe, y quedan igual o peor de mal.

Tratando de ver el asunto desde un punto de vista positivo, hay muchos que consideran que de cualquier manera es un avance democrático y puede que sea cierto si el hecho a opinar resulta interesante para la gente, en esta ocasión no fue así y fueron a opinar pues los que son seguidores absolutos del primer mandatario. Pero éste, que es más vivo que el hambre, ya se había adelantado y había dicho que él no iría a emitir su opinión, y que si fuera votaría en contra, así que pasara lo que pasara él iba a quedar bien: si votaban mayoritariamente que sí, porque él lo propuso; si fuera mayoritariamente rechazada, porque él dijo que votaría en contra y para los que no fueron a votar, pues siguieron su ejemplo ya que él tampoco fue, así que de todos modos gana.

El hecho es que yo considero que el tema no le interesó al grueso de la gente, en general yo creo que a la inmensa mayoría nos gustaría que castigaran a los expresidentes y exgobernantes como emperadores y juntas de notables, eso a casi todos nos gustaría, pero no estamos dispuestos a hacer nada para que esto suceda, si llegara a pasar daría gusto, pero hasta ahí, y este presidente no es para nada mejor que los anteriores, son más o menos la misma cosa y como juzga será juzgado.

En lo que no estoy de acuerdo es en que pueda considerarse que quienes no asistieron a la consulta están en contra de la pregunta. La gente dejó de ir por muchísimas causas, no necesariamente estar en contra; muchos, la mayoría digo yo, ni siquiera se lo cuestionaron o les dio flojera ir, o lo hicieron, los menos, para que no fuera vinculante el ejercicio.

Ahora seguirán con la consulta de la revocación de mandato y eso puede ser peligroso consultarlo para un presidente endiosado por sus barberos y que cree que todo mundo lo idolatra; así lo hizo, por ejemplo, Augusto Pinochet, quien creía que el pueblo lo adoraba y resultó que le revocaron el mandato. Así que tendrá que pensarlo porque yo creo que debe de ser muy difícil autovalorarse, pues hay que reconocer que todos nos autovaloramos con cariño a nosotros mismos.

Temas

Lee También