Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Lunes, 22 de Octubre 2018

Ideas

Ideas |

Diego San Román obtiene el “Estoque de Plata” en la gran Final de la novillada de triunfadores

Por: El Informador

Diego San Román obtiene el “Estoque de Plata” en la gran Final de la novillada de triunfadores

Diego San Román obtiene el “Estoque de Plata” en la gran Final de la novillada de triunfadores

Por Patricio Fernández Cortina

Domingo 29 de abril de 2018, Plaza de Toros El Centenario en Tlaquepaque, con una entrada de media plaza. Después de varias tardes en las que diversos novilleros buscaron el triunfo, sólo dos de ellos lograron llegar a la Final: Alejandro Fernández, de Guadalajara, y Diego San Román, de Querétaro.

Por haber cortado tres orejas, resultó triunfador el novillero Diego San Román, quien recibió de parte de la Peña Taurina Guadalajara el “Estoque de Plata”, pero desde luego que hay que apuntar el tesón que puso Alejandro Fernández que, ante novillos faltos de bravura y por haber fallado con la espada, no recibió ninguna oreja.

Los cuatro novillos de Pepe Garfias que se lidiaron ayer estuvieron sueltos, andariegos y sin fijeza, yéndose continuamente a las tablas, con lo que complicaron el lucimiento de los novilleros. Ya se sabe que en esto de la fiesta brava es necesario que el son lo bailen los dos, toro y torero, y a falta de uno, la lidia no adquiere la grandeza que en cada tarde se espera.

Alejandro Fernández fue el primero en el turno, con el novillo “Pilotillo”, de 405 kilos. Un novillo cárdeno, bragado, el mejor presentado de los cuatro. Inició con dos verónicas y una media muy bien efectuada, y después de la puya en la que el picador valeroso fue derribado por el novillo, parecía que iría bien por el pitón derecho, pero luego de unos pasos se rajó. Se quedaba quieto y Alejandro pisaba sus terrenos, exponiéndose, pero apenas le pudo dar algunos pases sin ritmo y sin continuidad. Con la espada tuvo problemas al pinchar en cinco ocasiones y descabellar en más de 10, luego de una estocada caída, recibiendo dos avisos, hasta que el novillo dobló.

A su segundo novillo, el tercero de la tarde, de nombre “Andariego”, negro, listón, bragado, con un peso de 368 kilos, no pudo hacerle más que al primero. Un novillo muy suelto, que iba con la cara en alto, embistiendo poco, de manera desigual y peligrosa. En un pase desarmó con fuerza de la muleta al novillero, quien se vio obligado a intentar con mucha voluntad, pero con poca suerte, logrando apenas una tanda de derechazos, pero nada más. Con la espada, luego de tres pinchazos, cayó el novillo ante el silencio del público.

Diego San Román tampoco tuvo mucha suerte con los novillos, aunque pudo hacerles más que su alternante. El primero, de nombre “Campeón”, castaño claro, de 368 kilos, se prestó para las verónicas y gaoneras. Con la muleta logró un natural con cambio de mano, el pase más fino y con torería de la tarde. Mató de media estocada trasera, y tuvo que descabellar, recibiendo una oreja por petición del público.

Con el segundo de su lote, un novillo de nombre “Sevillano”, negro bragado, de 398 kilos, San Román mostró poderío sometiéndolo. Pero el novillo era manso y buscaba defenderse tocando la muleta varias veces con los pitones. Ante la debilidad del novillo, San Román se expuso con temeridad al ponerse en medio de los pitones, tocándole la cabeza con la mano, sin nada de arte ni belleza, por lo que debería ahorrarse esos desplantes que son más hermanos del arrojo innecesario que de la clase del buen torear. En el primer intento de matar se fue de largo con la espada y cayó al suelo sin mayor lío. Mató con certera estocada, ligeramente caída, recibiendo las dos orejas, resultando el triunfador indiscutible de este serial.

Temas

Lee También

Comentarios