Miércoles, 01 de Diciembre 2021

LO ÚLTIMO DE Ideas

Ideas |

Biden, entre el cielo y el infierno

Por: Daniel Rodríguez

Biden, entre el cielo y el infierno

Biden, entre el cielo y el infierno

La semana pasada, mientras el presidente Joe Biden casi tocaba el cielo en una tranquila y larga conversación con el Papa Francisco en Ciudad del Vaticano y el Santo Padre lo calificaba como “un buen católico”, senalando que el mandatario debe “seguir recibiendo la comunión”, después que en su país recientemente algunos obispos recomiendan retirarle el sacramento por estar a favor del aborto, en su país algunos hechos, su popularidad y algunas de sus recomendaciones casi lo llevan al infierno.

Ya en Octubre de 2019 -sin tener cargo público- a Biden se le negó la comunión -por el mismo motivo- en una iglesia católica de Carolina del Sur. Sin embargo, los 75 minutos que el Papa y Biden conversaron en privado el pasado viernes, debieron de haber sido de mucha tranquilidad, de meditación, de retroalimentación y de intercambio de ideas de como llevar y resolver los problemas por los que atraviesa el mundo.

Después del remanso y una vez que salió del Vaticano con destino a la reunión del G-20 para abordar y afrontar la cruda realidad de los problemas más urgentes de la humanidad, también tuvo que lidiar con las informaciones que llegaban de su país y que no eran nada halagüeñas.

La popularidad de Biden se ha desplomado. Está al 42 por ciento de aceptación, cuando estamos a prácticamente un año de las elecciones de medio término, lo que no son buenas noticias para los demócratas. A solo nueve meses de estar en la Casa Blanca, una encuesta de NBC-Telemundo, revela que 71 por ciento de los norteamericanos piensa que el país va en dirección equivocada con esta administración y el 60 por ciento desaprueba el manejo económico de la nación.

Ese mismo día, un reporte del diario The Wall Street Journal da a conocer la intención que la administración Biden analiza indemnizar a unas 5,500 familias que fueron separadas en la frontera en los últimos meses, otorgándoles hasta 450 mil dólares a cada una. Propuesta que desencadenó una reacción de muchos sectores, expresando que esa indemnización supera con mucho lo que recibieron las víctimas de los atentados terroristas del 9-11 y los beneficios de las viudas y familias de los soldados que pierden la vida en combate.

Y para rematar con broche de oro, la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP) informó que el año fiscal -que terminó en septiembre- 557 migrantes perdieron la vida del lado estadounidense de la frontera, superando el récord de 492 que se había establecido en el 2005, que aunque no es culpa directa del gobierno, estos incidentes suceden en medio de la crisis que se vive con las caravanas de migrantes, que supuestamente han sido motivadas por las falsas esperanzas que Biden dio con sus intenciones de resolver un problema que venía sucediendo meses antes de tomar la administración.

En apenas unas cuantas horas, Joe Biden casi toca el cielo y se ‘achicharra’ en el infierno. ¿Usted, qué opina?

daniel.rodriguez@dbhub.net

Temas

Lee También