Jueves, 21 de Octubre 2021

LO ÚLTIMO DE Ideas

Ideas |

- Tadeo

Por: Jaime García Elías

- Tadeo

- Tadeo

A Tadeo, su muerte prematura, a las 32 semanas de nacido, le ganó la notoriedad… El bebé se convirtió en noticia el pasado 21 de mayo. Ese día, en represalia por la detención de cuatro supuestos participantes en un atentado -fallido, por fortuna- contra el ex fiscal del Estado, Luis Carlos Nájera, cuatro presuntos sicarios interceptaron y prendieron fuego al autobús urbano en que Elizabeth de la Rosa, con su bebé (Tadeo) en brazos, regresaba a su domicilio, en la populosa Colonia Arenales Tapatíos, tras comprar, en el Centro, el ropón para el bautizo del niño. De los pasajeros, los más gravemente afectados fueron ellos. Tadeo falleció ese mismo día a causa de las quemaduras; Elizabeth falleció el lunes, porque, por la gravedad de sus lesiones, las atenciones médicas que recibió en un hospital especializado de Galveston, Texas, y en Guadalajara, fueron insuficientes.

-II-

No hay crímenes amables. Todos son horrendos. Sólo que unos son más horrendos que otros… Para calificar tragedias como las de Tadeo y Elizabeth, no hay calificativos capaces de dimensionarlas. Ni siquiera, como en el caso de tantas víctimas colaterales de ese signo de los tiempos genéricamente denominado “delincuencia organizada”, la excusa de que cometieron, por ingenuidad o por hambre, el error de acercarse al infierno y a los demonios que lo habitan; o la de que “estuvieron, en el momento más inadecuado, en el lugar equivocado”.

Entre las reacciones que generó la muerte de Elizabeth, el gobernador Aristóteles Sandoval envió un mensaje, vía Twitter -otro signo de los tiempos-, en el que, tras la condolencia del caso a los familiares de las dos víctimas aludidas, les ofrece “apoyo pleno” de las autoridades, y asume, de cara a la sociedad, un compromiso público: “La garantía de que daremos con los responsables y se hará justicia”…

-III-

En lo primero, ha habido, en efecto, “apoyo pleno” de las autoridades para solventar los gastos que requirió la atención médica de Elizabeth. En lo segundo, proclamar, con tanta vehemencia, la certeza de que los responsables serán identificados, procesados y sentenciados con el rigor que el caso amerita, invita al escepticismo, habida cuenta de que más de 95% de los delitos que se cometen en Jalisco -la mayoría de los cuales ni siquiera se denuncian- quedan impunes.

Así, aun en el deseable aunque remoto caso de que esta vez sí se hiciera justicia, como ofreció el gobernador, se trataría de la excepción; no de la regla.

Temas

Lee También