Lunes, 20 de Septiembre 2021
Estilo |

Añade un toque diferente a tu mesa con estas sales saborizadas

Una experiencia diferente para cualquiera que disfrute de un buen sazonador

Por: SUN .

La sal es un gran sazonador, pero recuerda que todo exceso es malo. NTX/ ARCHIVO

La sal es un gran sazonador, pero recuerda que todo exceso es malo. NTX/ ARCHIVO

No cabe duda que si buscas resaltar los sabores de tus platillos la sal será una gran aliada, además de ser fuente de minerales esenciales para el organismo, por ello te damos algunas opciones para hacerla más versátil y que se la agregues a lo que se te antoje.

Sal de jamaica y chipotle

Ingredientes

  • 100 g. de sal de mar
  • 50 g. de flor de jamaica deshidratada
  • 1 pieza de chile chipotle seco

Preparación

1. Retira el pedúnculo y las semillas a los chiles chipotles.

2. En una licuadora agrega la sal, flor de jamaica y chile chipotle, licúa en intervalos cortos para que se pulvericen.

3. Retíralos de la licuadora una vez logrado el grado de molienda deseado. También puedes moler los ingredientes en un molcajete o mortero.

4. Guarda la sal en un contenedor con tapa y mantenla en un lugar fresco y seco.

Puedes usarlo para cocinar pescados o vegetales, como base para vinagretas, espolvoréalo sobre fruta fresca o utilízalo para escarchar tus cocteles, su acidez y toque picante llevará tus alimentos a otro nivel.

Sal de romero y naranja

Ingredientes

  • 100 g. de sal de mar
  • 25 g. de romero deshidratado
  • 1 pieza de naranja

Preparación

1. Lava y seca muy bien la naranja, con ayuda de un rallador retira la capa externa de la cáscara con cuidado de no llegar a la parte blanca. Reserva la ralladura.

2. En una licuadora agrega la sal, el romero y la ralladura de naranja. Licúa en intervalos cortos hasta conseguir la consistencia deseada.

3. Pasa la sal a un plato o charola y extiéndela para que se seque, ya que la ralladura puede crear humedad.

4. Una vez seca, guarda la sal en un contenedor con tapa y mantenla en un lugar fresco y seco.

Te recomendamos utilizarla para sazonar pollo o pescado, también queda muy bien con vegetales cocidos y le da un toque especial a bebidas preparadas con mezcal.

Sal con pimienta y chile de árbol

Ingredientes

  • 100 g. de sal de mar
  • 25 g. de pimienta negra
  • 2 piezas de chile de árbol seco

Preparación

1. Retira el pedúnculo y las semillas a los chiles.

2. En una licuadora agrega la sal, pimienta y chiles de árbol, licúa en intervalos cortos para que se pulvericen.

3. Retíralos de la licuadora una vez logrado el grado de molienda deseado. También puedes moler los ingredientes en un molcajete o mortero.

4. Guarda la sal en un contenedor con tapa y mantenla en un lugar fresco y seco.

Esta sal es ideal para marinar carne de res o cerdo, si quieres agregársela a pollos o pescados te recomendamos cocinarlos al carbón, esto le dará una profundidad de sabor digna de cualquier gran restaurante.

Como ingrediente opcional puedes añadir azúcar a estas recetas, la cual te ayudará a balancear los sabores salados y hará tus sales y platillos aún más versátiles y deliciosos.

Recuerda usar la sal con moderación.

Si te interesó esta noticia y quieres saber más, entonces descarga y descubre INFORMAPlus, la aplicación digital de EL INFORMADOR, en donde tenemos contenidos exclusivos, seleccionados por nuestros editores, para darles una experiencia más completa a los lectores.

Descarga la aplicación y pruébala GRATIS por treinta días.

Para iOS: https://apple.co/35jaVgb

Para Android: https://bit.ly/3gwVSEV

MB

Temas

Lee También