Sábado, 18 de Mayo 2024
México | Alcalde recomienda rediseñar las estrategias

Edil acusa a federales de propiciar la inseguridad en Apatzingán

Genaro Guízar opina que sí hay enfrentamientos, pero afirma que la población no los percibe hasta que llegan los megaoperativos oficiales

Por: SUN

Personas sostienen cartulinas con consignas contra el Gobierno y policías federales en Morelia. REUTERS  /

Personas sostienen cartulinas con consignas contra el Gobierno y policías federales en Morelia. REUTERS /

CIUDAD DE MÉXICO (14/DIC/2010).- Luego de los enfrentamientos en los últimos días en Apatzingán, Michoacán, el edil del municipio, Genaro Guízar, afirmó que la inseguridad no la ocasionan los grupos delincuenciales, “es la Policía Federal que viene, se mete a las casas hogares”.

En entrevista con “W Radio”, el presidente municipal explicó: “Posiblemente haya enfrentamientos, pero nosotros no los vemos hasta que no vienen operativos gigantes, mega-operativos como los que hemos visto en todo el municipio”.

Insistió: “En Apatzingán sí sucedió esto (los narcobloqueos) pero fueron los ataques que ocasionaron a través del Gobierno federal, de la Policía Federal Preventiva (PFP) más que nada”.
El edil michoacano recomendó que rediseñe la forma en que operan las Fuerzas Federales, “que revisen a sus agentes”.

Guízar fue de los ediles encarcelados como parte del llamado “Michoacanazo”, y que fueron liberados por falta de pruebas.

Rechazó que tuviera temor al crimen organizado, aunque al ser cuestionado sobre a quién le tiene miedo, respondió: “¿Quién me arrestó?, ¿quién fue el que me levantó falsos, me puso testigos protegidos en contra y me tuvo arrestado por 11 meses?”.

Por su parte, el vicecoordinador del Partido de la Revolución Democrática (PRD) en el Senado, Silvano Aureoles Conejo, reconoció que los cárteles de la droga, como el de “La Familia” en Michoacán, ya sentaron bases sociale

REACCIONES

Faltan oportunidades para los jóvenes


“No podemos estar tranquilos ni sentirnos satisfechos, mientras cuatro jinetes del Apocalipsis cabalgan por Michoacán, y que son la pobreza, la marginación, la migración y la delincuencia”, reitera el gobernador Leonel Godoy Rangel.

Los cárteles de la droga, reclutan jóvenes en preparatoria, “parte de la estructura criminal, que de repente se ponen la capucha y se visten de negro y luego se quitan y van a la escuela, ante la falta de una oferta y la atención del Estado mexicano, opina el senador Silvano Aureoles.

RADIOGRAFÍA DEL CÁRTEL

Mandos reciclables en “La Familia Michoacana”


Con células criminales distribuidas en Estados Unidos, Centro y Sudamérica, Europa y Asia, “La Familia Michoacana” amplió sus operaciones criminales en por lo menos 11 estados —Guerrero, Colima, Jalisco, Guanajuato, Estado de México, Distrito Federal, Querétaro, Chiapas, Tamaulipas, Sonora y Baja California— y diseñó en los últimos cuatro años, desde 2006 cuando irrumpió en la escena nacional a la fecha, una estructura de control de daños que le permitió sustituir sin confrontaciones a los 580 jefes o mandos detenidos, así como a aquellos que han muerto en determinadas plazas, por el hombre que le antecede en jerarquía.

Dentro de la estructura de operaciones de “La Familia Michoacana”, el territorio que comprende el municipio de Apatzingán —donde murió y de donde era originario Nazario Moreno González “El Chayo”— es considerado como la capital del grupo delictivo.

Desde esta zona, de acuerdo con informes en poder de la Procuraduría General de la República (PGR), el extinto capo junto con Jesús Méndez Vargas “El Chango”, dirigía las acciones y mantenían el control absoluto del grupo criminal.

Con la muerte de Moreno González “El Chayo”, quedará como líder único de la banda delictiva “El Chango” Méndez, quien de acuerdo con información contenida en el expediente PGR/SIEDO/ UEIDCS/018/2010, aprobó la reestructuración del cártel que permitió a Servando Gómez Martínez “La Tuta”, contar con un mayor nivel de influencia dentro de la dirección del grupo delictivo, luego de la captura Arnoldo Rueda Medina “La Minsa”, quien era el operador de la organización en Morelia, capital del Estado.

De hecho, “La Tuta” es ahora el coordinador de todas las plazas donde tiene presencia “La Familia Michoacana”, según declaraciones del testigo colaborador “Emilio”. De acuerdo con ese testimonio, las capturas o muertes de varios de los principales lugartenientes de la banda han provocado que actualmente, éste se encuentre “como segundo al mando y jefe de inmediato de todas la plazas de la organización”.

Con la caída de Arnoldo Medina “La Minsa”, en Morelia, Michoacán, quien tomó su lugar fue Gómez Martínez “La Tuta” o “El Profe”, ya que de acuerdo con los lineamientos de la estructura y la organización de “La Familia Michoacana”, cuando cae el jefe o uno de los mandos de plaza, el más allegado a esa posición es al que le dan el encargo y como Servando estaba encargado de los municipios de Lázaro Cárdenas y de Arteaga, ya había tomado varias decisiones importantes y participaba directamente con los jefes, por eso le dejaron el cargo, reveló el citado “Emilio”.

Le sigue en orden de jerarquía Enrique Plancarte “El Kike”, quien es el encargado de llevar la administración y contabilidad del dinero, negocios y los bienes de “La Familia Michoacana”, y es el enlace para comprar la cocaína en Colombia.

También se hace cargo de la relación sobre la droga que es enviada hacia Estados Unidos, como cocaína, crystal, ice, heroína y mariguana; así como de toda la relación de los químicos provenientes de Asia para la elaboración del crystal y es el coordinador de todos los contadores que están en el país o en otras naciones bajo la nómina de la organización, afirmó el testigo protegido.

Otro de los operadores del grupo criminal es Juan Reza Sánchez “Juanito”, originario de Huetamo, principal colaborador de “El Chango” Méndez, quien se encarga de recibir los informes y aconsejar acciones de logística que ejecuta su lugarteniente conocido como “El Alacrán”, un hombre originario de Morelia y sumamente peligroso.

Con la captura de “El Güero” Huetamo, Gamaliel Aguirre Tavira, jefe de plaza de Huetamo, no se sabe el nombre de quien lo sucedió en el cargo; en Lázaro Cárdenas se designó como encargado a un sujeto apodado “El Chamuco”.

Jorge Fuentes Maldonado “El Rojo”, es el encargado de Carácuaro; en Caleta de Ocampo, cerca de Playa Azul, se encuentra “El Moreno”; las plazas de Zitácuaro, Benito Juárez, Tuxpan, Jungapeo y Susupuato son controladas por Hilario López Morales “El Gato”; en las regiones de Lombardia e Infiernillo está de encargado un sobrino de “El Chango” Méndez conocido como “El Chivas”; la zona de Aguililla y Nueva Italia es controlada por quien apodan “Estrella”.

En Uruapan el mando lo ejerce un hombre de apellido Ortega, quien es dueño de varias empacadoras de aguacate; en Tuzantla, el encargado es Horacio Morales “El Perro”; en la región de Nocupétaro, el jefe de plaza es un sujeto apodado “El H 10”; en la zona de Sahuayo se encuentra “El Gallito”; en Ciudad Hidalgo, Maravatío, Aporo, Tlapojahuac y Epitacio Huerta, el encargado es Omar Tafoya “El Gori”, y en Carácuaro, el mandamás es un sujeto apodado “El Cholo”.

En Guanajuato el jefe de todo el Estado es Ramón Moreno Madrigal “El Llavero”; en Celaya opera “El Sonrics” o “Sonrisas”; las regiones de Apaseo El Alto, Silao y Salvatierra las opera “El Chucky”; en Guerrero se trabaja en alianza con el cártel de Sinaloa y hasta antes de su captura, con Rogaciano Alva “Don Roga”; “El Tinaco” Morales es el jefe en Sonora, pero también en alianza con el cártel de Sinaloa. Un hombre apodado “El Conta” es el encargado en el Estado de México, donde operaban con un promedio de 80 personas y gran parte de éstas son ex militares; en Querétaro está de encargado un individuo al que apodan “El Rivas”.

En Estados Unidos algunos de los contactos de “La Familia Michoacana” son un sujeto apodado “El Borícua”, que se encuentra en Georgia; otros son los primos Cornejo y quien opera en Austin y en todo California es Annel Noriega Ríos “La Chula” o “La Bonita”; otro de los jefes de la organización en Chicago es un hombre llamado “Nacho”; en Texas también se encuentra un sujeto apodado “El Pachichi” o “El Tapachichi”.

En Guatemala el encargado de la mafia es “El Paisano”, un hombre originario de Guerrero y quien traslada la droga del cártel a la frontera de Chiapas; el encargado para traer la efedrina vía Asia o Sudáfrica es presuntamente Saúl Solís Solís, un ex candidato a diputado por el Partido Verde Ecologista de México (PVEM) en Michoacán, entre otros narcotraficantes identificados.

Temas

Lee También

Recibe las últimas noticias en tu e-mail

Todo lo que necesitas saber para comenzar tu día

Registrarse implica aceptar los Términos y Condiciones