Sábado, 16 de Enero 2021
Jalisco | Influenza humana

La epidemia que puso a temblar a México

El virus A H1N1 apareció este año causando pánico, muerte y escepticismo no sólo en Jalisco, sino en todo el país y a nivel internacional

Por: EL INFORMADOR

GUADALAJARA, JALISCO.- Hospitales completamente llenos de personas con problemas respiratorios, suspensión de clases y actividades económicas, muertes, escepticismo y temor, son parte de los estragos que en este 2009 dejó la denominada “nueva gripe”, la influenza humana, que, según se ha insistido, llegó para quedarse.

Fue un año de mucho movimiento. En el mes de abril la historia de la medicina dio un giro. En México y Estados Unidos se comenzaron a presentar casos gripales “extraños” de personas que necesitaron hospitalización, porque desarrollaron neumonía, llevando a algunos a la muerte.

Luego de muchas investigaciones, el aviso fue que el mundo se enfrentaba ante una epidemia de influenza, que no era precisamente la que ocurre cada año y para la cual existe vacuna. Era una más grave, de alta letalidad y que todavía no se descubría de donde venía, pero lo más seguro era que el contagio se hubiera dado por un cerdo.

Se le llamó entonces la gripe porcina, después la gripe mexicana, que propició numerosos actos de discriminación a los mexicanos que iban a otros países.

Terminó por llamársele influenza humana, por su fácil contagio de persona a persona.

Las costumbres tuvieron que cambiar. Fue más difícil para los mexicanos, que mantienen arraigado el saludo de mano, beso y abrazo al encontrarse con algún conocido.

El Gobierno federal y los estatales tomaron medidas que, según expertos, “se deben realizar ante una contingencia”, como el cierre de escuelas y negocios. Se pidió a la gente que se lavara las manos y usara gel antibacterial, el cual escaseó de inmediato, igual que los cubrebocas, accesorio que después se confirmó no ofrecía mayor protección que las demás medidas.

No era tan letal como se esperaba

Muchas personas decían tener miedo, otras enojo. Otra cantidad de personas sigue sin creer en la existencia de la epidemia, que en el mes de junio la Organización Mundial de la Salud (OMS) declaró como pandemia, la primera del Siglo XXI, al anunciar el pase de la fase cinco a la seis, la más alta en la escala internacional, tras confirmar que el virus A H1N1 era nuevo, contagioso y fácil de transmitirse de persona a persona, de un país a otro.

Algunos comenzaron las compras de pánico por si las autoridades daban aviso que no salieran de casa.

Vino a relucir hasta el Apocalipsis, y una “teoría de conspiración”, que supuestamente consistía en desviar la atención de la población, porque estaba por suceder un acontecimiento importante.

Con el paso de los meses se demostró que la enfermedad no era ni tan contagiosa, ni tan letal como se esperaba, y que existía un tratamiento antiviral que, si se otorgaba dentro de las primeras 48 horas, la enfermedad era curable, mientras llegaba la vacuna, la cual se tuvo en México hasta finales del mes de noviembre.

Sin embargo, se descubrió que ser diabético, hipertenso, obeso, fumador o adicto a sustancias nocivas, era un “plus” para que la enfermedad se complicara e, incluso, se tuvieran más posibilidades de muerte en los pacientes que padecen dichas enfermedades.

Cabe destacar que en la gran mayoría de los fallecimientos por A H1N1, y por influenza estacional, los afectados han sido personas de estos grupos vulnerables.

Al final del día, la gente terminó por adoptar las medidas, acudir al médico en caso de síntomas como fiebre alta, dolor de cabeza y escurrimiento nasal. Otra parte de la población, no.

A ocho meses del descubrimiento de la enfermedad, aún existe la incertidumbre; los hospitales no se dan abasto con los pacientes y se prevé que el panorama continuará así toda la temporada invernal.

La prioridad de las autoridades en salud ahora ya no es contener el número de casos, sino evitar que la gente muera.
Se trata de una enfermedad que, aún cuando ya existe vacuna para prevenirla, es un virus que para el próximo año seguirá siendo prioritario de atender, y, sin duda, hizo temblar hasta a la autoridad más preparada.

En Jalisco no pasaba nada

Mientras que en casi todo México y otros países del mundo ya se contabilizaban casos de influenza humana, incluso fallecimientos, en el Estado de Jalisco no pasaba nada, aún cuando los estados circunvecinos ya avisaban de sus primeros contagios.

Los hospitales en Jalisco lucían llenos de pacientes con problemas respiratorios y neumonías “atípicas”, pero la respuesta del Gobierno estatal era la misma: la nueva influenza todavía no llegaba a la Entidad.

Eso sí, los niños tuvieron que quedarse en casa, porque se suspendieron las clases en las escuelas, y los negocios tuvieron pérdidas importantes por la semana en que  permanecieron cerrados por órdenes gubernamentales.

De acuerdo con uno de los miembros del Comité de Enfermedades Emergentes y Reemergentes de la Universidad de Guadalajara (UdeG), Augusto Ramírez Riestra, la información hacia la población no fue la más adecuada, “un pueblo informado es un pueblo sano”.

Asegura que en los primeros dos meses de la epidemia en el Estado, la gente fue la última en enterarse de lo que pasaba en realidad.
Fue hasta el 6 de mayo, dos semanas después de haberse anunciado la llegada de la enfermedad a nivel mundial, cuando el gobernador de Jalisco, Emilio González Márquez, confirmó en rueda de prensa los primeros cuatro casos positivos de influenza humana en el Estado.

Se anunció que las cuatro personas estaban sanas y se reincorporarían en unos días a sus actividades normales. Eran jaliscienses de 12, 13, 17 y 99 años, respectivamente.

Hospitales saturados

Prueba para el sistema de Salud

Hacía mucho tiempo que los hospitales no presentaban una saturación como la que se vivió este año a causa de la gran demanda de personas que requerían ser internadas por afecciones respiratorias, sospechosas a influenza.

Jalisco no fue la excepción. Las clínicas y hospitales del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), del Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE), los Hospitales Civiles de Guadalajara y privados, presentaron, desde el inicio de la contingencia a la fecha, llenos totales en sus servicios de infectología, lo que los obligó a abrir áreas especiales para la atención de pacientes.

En los meses de septiembre y octubre, principalmente, no era raro ver largas filas de pacientes de todas las edades esperando ser atendidos, situación que los obligaba a permanecer a las afueras de los hospitales gran parte del día.

Además de los síntomas que los enfermos sufren con el contagio del virus A H1N1, también han tenido que lidiar con la espera para recibir atención médica en los hospitales, debido a que los galenos no se dan abasto ante tanta demanda.

No se diga en la presente temporada invernal, cuando los hospitales registran 20% de aumento en los servicios de salud, y se espera que esto aumente en los meses de enero y febrero.

Jalisco, en alerta amarilla por muertes

Ya con Alfonso Petersen Farah como secretario de Salud, luego de la salida de su antecesor, Alfonso Gutiérrez Carranza, a finales de septiembre, el 16 de octubre pasado se anunció el Programa Operativo Estatal de Respuesta a la Pandemia de A H1N1, y se dijo que el sistema de Salud en Jalisco está “preparado” para recibir el incremento de casos de influenza humana en la temporada invernal, siempre y cuando se implementaran acciones que ayudaran a mitigar los daños que ocasionara la pandemia, especialmente en el número de defunciones.

Tras analizar el desarrollo del virus se visualizaron tres escenarios de la enfermedad. La meta fue muy clara: reducir en 46% los enfermos, hospitalizados y las defunciones por influenza humana, si es que se lograba un escenario medio en el comportamiento del virus.

El éxito se tendría sólo si al incremento natural de las enfermedades infecciosas respiratorias agudas durante la época invernal se le agregaran los casos de la influenza humana, y se tuviera todo controlado.

Pero poco les duró el gusto, pues a poco menos de un mes, Jalisco pasó a la alerta amarilla debido al incremento en el número de muertes a causa de influenza humana, que en ese momento totalizaban 49, pero 20 de ellas se presentaron sólo en el mes de octubre, es decir, se rebasó el escenario “deseable” para este invierno, que es de 8.6 a 15 muertes mensuales.

Desconfianza de la población

Llega la vacuna a Jalisco sin la respuesta esperada


Después de esperar siete meses, la posibilidad de contar con un remedio más para prevenir el contagio del virus se hizo realidad.
Llegaron a Jalisco las vacunas que protegen contra la enfermedad, no obstante, la noticia era que no todos podrían acceder a ella.

El Comité Estatal de Seguridad en Salud anuncia que son las mujeres embarazadas o en etapa del puerperio (cuarentena) las que más riesgo tienen de morir por influenza humana, por lo que se decide que serían ellas las primeras en recibir la vacuna contra la enfermedad.

El 30 de noviembre, una jalisciense embarazada fue la primera en recibirla, se trató de Yadira Karina Medina León, una mujer de 29 años que cursaba en ese momento las 35 semanas de embarazo de su primer bebé.

La Secretaría de Salud Jalisco pensaba que cuando el biológico llegara al Estado, las filas de espera por recibirlo serían interminables. No fue así. Ocurrió todo lo contrario, pues las mujeres en estado de gravidez no están demandando la vacuna con la rapidez esperada.

En algunos casos, las mujeres no han aceptado el biológico por miedo a los efectos secundarios, o por desinformación; el hecho es que la vacuna no ha tenido el éxito deseado.

Escala de escenarios de la epidemia
(De octubre a marzo de 2010)

Defunciones

Riesgo bajo 52 (8.6 por mes)
Riesgo medio 96 (16 por mes)
Riesgo alto 171 (28.5 por mes)

Casos confirmados

Riesgo bajo 3 mil 982 (663 por mes)
Riesgo medio 7 mil 297 (mil 216 por mes)
Riesgo alto 13 mil 017 (2 mil 169 por mes)

Hospitalizaciones

Riesgo bajo  2 mil 600 (390 graves)
Riesgo medio 4 mil 771 (715 graves)
Riesgo alto 8 mil 502 (mil 277 graves)


Síntomas de la influenza humana

Fiebre mayor a 38 grados
Tos
Dolor de cabeza intenso
Dolores musculares y de articulaciones
Irritación de los ojos
Flujo nasal

Siga extremando cuidados

-Manténgase alejado de las personas que tengan infección respiratoria.
-Lávese las manos frecuentemente con agua y jabón.
-No salude de beso ni de mano.
-No comparta alimentos, vasos o cubiertos.
-Ventile y permita la entrada de sol en la casa, las oficinas y en todos los lugares cerrados.
-Mantenga limpias las cubiertas de cocina y baño, manijas y barandales, así como juguetes, teléfonos u objetos de uso común.

Si ya tiene el virus…

-Visite al médico para que establezca el diagnóstico y tratamiento, y en ningún caso automedicarse.
-Quédese posteriormente en casa y mantenerse en reposo, hasta que no haya síntomas.
-Cubra su nariz y boca al toser o estornudar.
-Utilice cubrebocas, tirar el pañuelo desechable en una bolsa de plástico y estornudar sobre el ángulo interno del codo.
-Una vez transcurridas 24 horas sin ningún síntoma, se puede regresar a las labores habituales.

FUENTE: Secretaría de Salud

Numeralia

La influenza en Jalisco

3 mil 975 contagios por A H1N1.
77 muertes confirmadas.
1,194 casos de la variante estacional.
16 fallecimientos en el Estado.
10 mil 718 muestras procesadas.
5 mil 548 negativas.
 
FUENTE: Secretaría de Salud Jalisco


CRONOLOGÍA

El paso de la epidemia…

24 de abril
México se declara en alerta sanitaria por influenza.
En Jalisco, las centrales camioneras y los aeropuertos laboran bajo cerco sanitario.

27 de abril
Suspenden labores y anuncian que lugares de recreación permanecerán cerrados en Puerto Vallarta.

28 de abril
Suspenden labores escolares en toda la Entidad, para ser reanudadas el 6 de mayo.

29 abril
El gobernador reitera que Jalisco sigue libre de influenza y apunta que el hecho de que en el Estado no se hayan presentado casos de este mal, no se trata de una “excepción sospechosa”.

6 de mayo
Confirman los primeros 15 casos positivos del virus de la influenza humana.

8 de mayo
De nueva cuenta, suspenden actividades escolares.

14 de mayo
El secretario de Salud Jalisco, Alfonso Gutiérrez Carranza, responde a las críticas y asegura que puede controlar el brote de influenza humana en el
Estado.

18 de mayo
Más de dos millones de alumnos regresan a las aulas, tras dos semanas de asueto derivadas de la alerta epidemiológica. Se instalan filtros sanitarios en los 13 mil planteles de la Entidad.

19 de mayo
Anuncian de la primera muerte confirmada por el virus de la influenza humana en Jalisco.

1 de junio
A poco más de cinco semanas del inicio de la alerta sanitaria por la presencia del virus de la influenza A H1N1, el Estado de Jalisco llega a 314 casos de personas enfermas, distribuidos en 28 municipios.

9 de junio
Confirman otra muerte por el virus A H1N1, por lo que Jalisco suma dos fallecimientos causados por la influenza humana.

13 de junio
Un niño de 10 años se convierte en la tercera víctima fatal del virus de la influenza humana en el Estado, luego de fallecer en el Nuevo Hospital Civil “Juan I. Menchaca”. A los pocos días, sus padres presentan
una queja ante la Comisión Estatal de Derechos Humanos Jalisco (CEDHJ), en la que denuncian la mala atención médica que recibió su hijo.

7 de julio
La cifra sube a 666 registros y Elizabeth Ulloa Robles, directora de Salud Pública de la SSJ, anuncia que de manera permanente se presentará un número promedio de casos.

3 de agosto
Sin tener acreditación por el Instituto de Diagnóstico y Referencia Epidemiológicos (Indre) ni certificación por el Centro de Control de Enfermedades de Atlanta (CDC), el gobernador, Emilio González,
y el secretario de Salud, Alfonso Gutiérrez Carranza, inauguraron el Laboratorio de Biología Molecular, adquirido especialmente para la detección temprana del virus de la influenza humana.

10 de agosto
Se duplica la cifra de muertes por influenza humana, y de tener ocho el 3 de agosto, pasó a 15 defunciones.

14 de agosto
Jalisco llega a 18 muertes por influenza humana.

21 de agosto
Jalisco llega a mil 259 casos de influenza humana, de acuerdo a información del Indre.

21 septiembre
Tras el señalamiento de la Universidad de Guadalajara (UdeG) acerca de que la Secretaría de Salud Jalisco (SSJ) estaba siendo rebasada por la influenza, el entonces titular de la dependencia, Alfonso Gutiérrez Carranza, lo negaba y advertía que se contaba con todo lo necesario para atacarla.

22 septiembre
Por presentar 12 casos sospechosos de influenza humana, la Secretaría de Salud Jalisco (SSJ) suspendió labores en ambos turnos de un plantel de preescolar ubicado en la colonia Tabachines, en el municipio de Zapopan, al menos por siete días. Una pequeña de cuatro años murió por influenza humana.

29 septiembre
Renuncia Gutiérrez Carranza a la Secretaría de Salud, entra Alfonso Petersen Farah a ocupar su lugar.

16 octubre
Presenta el Gobierno del Estado su Plan Estratégico contra la Pandemia de Influenza A H1N1 y expone los escenarios probables.

8 noviembre
El Antiguo Hospital Civil “Fray Antonio Alcalde”, presenta lleno total en las 28 camas que tiene destinadas para enfermos de influenza.

11 noviembre
Jalisco llega a alerta amarilla por el incremento en el número de muertes a causa de influenza humana, que hasta ese momento sumaban 49.

13 noviembre
Sube a 50 el número de fallecimientos en la Entidad.

17 Noviembre
La SSJ avisa que el virus A H1N1 cobró cinco vidas de mujeres embarazadas, por lo que se convierte en el grupo con más riesgo de padecer la enfermedad y sus complicaciones.

25 noviembre
Se reporta una muerte más por influenza humana, con lo que el acumulado en este rubro asciende a 60 fallecimientos.

26 noviembre
Llegan 39 mil 900 dosis de vacunas contra A H1N1 para la SSJ.

30 noviembre
Aplican la primera vacuna a una mujer embarazada e inicia vacunación también en personal de Salud.

7 diciembre
Ante la baja demanda de vacunas por parte de las mujeres embarazadas, el director del Antiguo Hospital Civil “Fray Antonio Alcalde”, Héctor Raúl Pérez Gómez, asegura que el biológico es seguro y no representa ningún riesgo para las mujeres embarazadas.

17 diciembre
Jalisco llega a 68 decesos ocasionados por influenza humana, 16 por influenza estacional y tres mil 893 contagios.

24 de diciembre
Se reportan 77 muertes conformadas por el virus A H1N1.

Temas

Lee También