Martes, 21 de Enero 2020
Deportes | Sus declaraciones sonaron como un aviso directo a la FOTA

Ecclestone lanza advertencia a las escuderías

Amenazó a los equipos, si ponen en marcha un campeonato paralelo

Por: EL INFORMADOR

ESTADOS UNIDOS.- El jefe de la Fórmula Uno, Bernie Ecclestone, amenazó con severas represalias a los equipos si ponen en marcha un campeonato paralelo, por el conflicto entre la Federación Internacional de Automovilismo ( FIA) y la Asociación de Escuderías ( FOTA).

Ecclestone abandonó así su posición discreta en la disputa y se mostró firme con sus advertencias.

Sus declaraciones sonaron como un aviso directo a la FOTA, que estudia la posibilidad de ‘emanciparse’ de la FIA y de la Formula One Management (FOM), que gestiona los derechos comerciales de la Fórmula Uno.

“Si alguien fuera a ver a la gente con la que tenemos contrato, las empresas, las televisiones, eso sería una incitación a romper un contrato, así que no me quedaría parado viendo cómo pasa todo”, aseguró Ecclestone.

La FIA y la FOTA están en conflicto por el reglamento de 2010, dictado por la primera y que marca un techo presupuestario de 45 millones de euros (salarios de pilotos y gastos de marketing excluidos) para las escuderías que lo deseen, que se beneficiarían de grandes ventajas técnicas, algo que temen los “grandes”.

La FOTA dio un ultimátum a la FIA, hasta el viernes, marcando como condición para una inscripción definitiva en el Mundial de 2010 que se hayan superado los problemas de reglamento.

Ferrari, Renault, Toyota, Red Bull y Toro Rosso amenazaron por su parte con dejar la Fórmula Uno al final de 2009 para montar un campeonato paralelo si siguen las nuevas reglas.
Una división así podría dañar seriamente la credibilidad de la competición, en un momento especialmente difícil.

“Somos nosotros los que montamos el espectáculo, los que traemos la tecnología, los motores, los que contratamos a los pilotos y los que actuamos, es necesario que los beneficios de la Fórmula Uno recaigan en nosotros”, afirmó Carlos Ghosn, responsable de Renault, en la Asamblea Francesa.

“Los intermediarios han ganado suficiente dinero por esto, queremos retomar el control de la Fórmula Uno”, añadió.
En esta guerra, el presidente de la FIA, Max Mosley, “invitó” a los equipos a montar otra competición.

“Si quieren hacer sus propias reglas, entonces desarrollen su propio campeonato”, dijo.

Según una publicación inglesa, Red Bull y Toro Rosso tienen contrato con la FOM hasta 2012, al igual que Williams y Force India. Estos dos últimos son los únicos de la actual parrilla de salida en haberse inscrito sin condiciones para competir en 2010.

Ferrari, también con contrato, estima que los cambios reglamentarios decretados por la FIA constituyen un motivo de ruptura de la relación.

“No es así cómo lo vemos nosotros. Nuestros abogados lo defenderán con toda su energía”, avisó Ecclestone.

Temas

Lee También