Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Martes, 13 de Noviembre 2018

Suplementos

Navidad al estilo mexicano

Gran parte de nuestras tradiciones son el producto de una amplia mezcla cultural, sin embargo México ha logrado hacer de esta celebración un ritual propio de su identidad

Por: Norma Gutiérrez

Es uno de los festejos que los mexicanos han apropiado a su estilo y  acuñado en la intimidad de los hogares. J/Monroy

Es uno de los festejos que los mexicanos han apropiado a su estilo y acuñado en la intimidad de los hogares. J/Monroy

Aunque la mayoría de costumbres y tradiciones son resultado del mestizaje entre la cultura española y el legado prehispánico, a lo largo del tiempo México ha logrado consolidar hábitos propios de su identidad adaptando las festividades universales muy a su modo, muy a la mexicana.

La Navidad es uno de los festejos que los mexicanos han apropiado a su estilo; en la decoración, con colores y aromas que se han acuñado en la intimidad de los hogares, la comida y los cantos.  

Al ser un país en su mayoría de creencia católica y cristiana, un emblema indispensable que se manifiesta en cada Navidad es la colocación del “Nacimiento”, en el que se refleja el alumbramiento de Jesucristo o “El Niño Dios” por parte de la Virgen María, tras su peregrinación en compañía de José.

Más allá del origen y significado del “Nacimiento”, en México se ha convertido en un verdadero ritual que, a la par, ha impulsado la artesanía con “Nacimientos” que destacan el ingenio y técnicas ancestrales como el barro, la paja tejida y la cerámica, por ejemplo, que apuestan por representar a los personajes desde los formatos más miniatura, hasta los monumentales que son llevados a las plazas públicas para aderezar el ambiente festivo durante diciembre hasta la llegada de los “Reyes Magos” el 6 de enero.

Paralelamente a la puesta del “Nacimiento”, el arbolito navideño es otra característica arraigada en los mexicanos, que con árboles sintéticos o naturales invitan a la reunión familiar para su decoración con una infinidad de posibilidades creativas, desde aquellas que atienden a la cultura anglosajona con estrellas y esferas cristalizadas y metalizadas, hasta series de luces multicoloridas, sin olvidar los listones brillantes, las piñas y naturaleza muerta o deshidratada endémica de cada región, como la “Noche buena”, flor característica de México que también es utilizada como ornamento decorativo en los hogares y espacios públicos de la ciudad.

Sabor de casa

Por más universal que sea una receta, en México éstas adquieren identidad propia gracias a las técnicas y sabores que cada hogar brinda a la mezcla de ingredientes y técnicas de preparación. Por ejemplo, el pavo relleno, si bien es de origen más estadounidense y europeo, en suelo mexicano las nueces, las mieles, el chile cascabel y pasilla, la manzana, piña, elotes y hasta el aguacate se han convertido en elementos infaltables a la hora de la cena navideña, sin olvidar el aromático ponche caliente nutrido de cañas, pasas, naranjas, granadas, mandarinas y canela que dan un toque más casero.

Los guisados de romeritos y bacalao son protagonistas indiscutibles del centro del país y la capital, sin embargo, en Jalisco los tamales, carnes asadas, pollos horneados y el pozole son una constante navideña, al igual que en el norte los cortes, el cabrito sazonado y las barbacoas y los lechones tatemados son indispensables para los paladares.

Fiesta con piñatas

El ambiente festivo de cada familia es otro cantar que diferencia a México de otras regiones del mundo. Para empezar, los “bolos” o “aguinaldos” (conocidos así también en Morelia) con dulces y frutas de temporada o hasta con un juguete para los niños, es un emblema en las posadas y la Noche Buena.

Las piñatas. ¿Quién resiste a la posibilidad de apalear a un cántaro de barro o una canastilla de papel periódico? Casi nadie y las piñatas tradicionales con sus picos brillantes que reflejan los pecados capitales y las malas experiencias del año, son un deleite festivo para la unión familiar, y que de paso, enaltece otra de las tradiciones artesanales propias de México.
 

DR

Temas

Lee También

Comentarios