Martes, 21 de Enero 2020

Miles de peregrinos cantan Las Mañanitas a la Virgen de Guadalupe

Con lágrimas, oraciones y devoción los feligreses marcaron como cada año la celebración de las apariciones marianas en México

 

Por: NOTIMEX

Peregrinos de todo el país celebraron el 488 aniversario de las apariciones de la Virgen María en el Tepeyac. NOTIMEX/F. Estrada

Peregrinos de todo el país celebraron el 488 aniversario de las apariciones de la Virgen María en el Tepeyac. NOTIMEX/F. Estrada

Sin importar el frío, los kilómetros recorridos y el cansancio, miles de peregrinos provenientes de distintos rincones del país que arribaron a la Basílica de Guadalupe entonaron en punto de la medianoche las tradicionales mañanitas a la Virgen de Guadalupe en el 488 Aniversario de sus Apariciones en el Cerro del Tepeyac.

Entre cantos: "¡Desde el cielo una hermosa mañana, La Guadalupana, La Guadalupana, La Guadalupana...! ", los feligreses fueron llegando durante todo el día al segundo santuario religioso más visitado en el mundo con más de 20 millones al año, sólo superado por la Basílica de San Pedro en el Vaticano.

El recinto Mariano repleto de devotos para cumplir una manda por la curación de una enfermedad o simplemente para estar en la fiesta de la Morenita del Tepeyac le entonaron con fervor las mañanitas .

Peregrinos con las rodillas sangradas por su sacrificio en pago de un milagro, otros que llegaron caminando, motocicletas, bicicleta o camiones repletos de la familia y vecinos unidos en su fe lanzaban arengas: "¡Viva la Virgen Guadalupe!, "¡Viva la Virgen Guadalupe!, "¡Viva la Virgen Guadalupe!

Cargados de su fe, con sus imágenes de la Virgen, rosarios y sus promesas a cumplir durante el año, los devotos también recibieron la solidaridad de personas que les regalaban alimentos y cobijas como un reconocimiento a su misión cumplida.

Con lágrimas, oraciones y devoción los peregrinos marcaron como cada año la celebración de las apariciones marianas en México, a quien le atribuyen toda clase de milagros a lo largo de sus vidas .

Extranjeros también visitaron el recinto Mariano, algunos por fe, otros para vivir el fervor de los creyentes, que con rostros cansados de su largo trayectos veneraron a la Virgen del Tepeyac . 

Temas

Lee También