Domingo, 14 de Abril 2024
Jalisco | Puerto Vallarta

Así llegas a Colomitos, la playa más chica y hermosa de Vallarta

Puerto Vallarta. Colomitos apenas tiene 10 metros de longitud, pero es un verdadero paraíso que no le pide nada a las playas del Caribe mexicano

Por: Óscar Ernesto Álvarez Gutiérrez

En términos generales, únicamente se trata de rodear un acantilado para llegar a Colomitos, pero es cuesta arriba, sobre la montaña. EL INFORMADOR / O. Álvarez

En términos generales, únicamente se trata de rodear un acantilado para llegar a Colomitos, pero es cuesta arriba, sobre la montaña. EL INFORMADOR / O. Álvarez

El 2023 está por terminar y si eres uno de los afortunados de estar en Puerto Vallarta para recibir el Año Nuevo, debes saber que existe una playa que es realmente hermosa y no debes dejar de verla.

Puerto Vallarta es un paraíso. El destino turístico es uno de los puntos más visitados en todo México y tiene sus motivos: sus playas son hermosas y la infraestructura turística está desarrollada para cumplir con las expectativas de los más exigentes. Y tiene otro motivo para destacar: posee la que se considera la playa más hermosa y pequeña del país.

Arena dorada, aguas color turquesa, en medio de la selva virgen; así es Colomitos. Una diminuta playa que desde hace tiempo acapara la atención de todos los visitantes de Puerto Vallarta. Pero su belleza no es fácil de conseguir, hay que emprender una travesía para ser parte de aquellos afortunados que pueden disfrutarla.

¿Cómo llegar a Colomitos?

En realidad, Colomitos se encuentra en el municipio de Cabo Corrientes, al sur del centro de Puerto Vallarta. Para llegar, hay que tomar la Carretera Federal 200, rumbo a Manzanillo. Pero es el primer paso.

Al llegar al poblado de Boca de Tomatlán, comienza el verdadero viaje. Ahí existen taxis acuáticos, conocidos por los habitantes como "pangas", aunque lo más típico es hacer el recorrido a pie, para que la experiencia sea totalmente en contacto con la naturaleza.

Se debe seguir un sendero, en la periferia del pueblo, que poco a poco se va internando en la selva. Las vistas son espectaculares. Es importante acompañarte de ropa cómoda y bebidas para hidratarte, así como protección para el sol. Este recorrido no es apto para personas enfermas o con algún tipo de incapacidad física.

En términos generales, únicamente se trata de rodear un acantilado para llegar a Colomitos, pero es cuesta arriba, sobre la montaña, lo que le da ese toque aventurero a la exploración. Al bajar, los paseantes pueden ver a la que se ha denominado como la playa más hermosa y pequeña de México.

Colomitos apenas tiene 10 metros de longitud, pero es un verdadero paraíso que no le pide nada a las playas del Caribe mexicano. Es una playa hermosa con oleaje bajo, pero no es para quedarse mucho tiempo, porque la gente continúa llegando y su capacidad es mínima. 

Desde ahí, en los últimos y primeros meses del año, se pueden ver ballenas.

Si deseas continuar tu camino, puedes hacerlo hacia el sur, donde encontrarás otras playas también hermosas. Es otra forma de conocer las maravillas que rodean a Puerto Vallarta, más allá de los hoteles todo incluido y los antros del Malecón.

* * * Mantente al día con las noticias, únete a nuestro canal de WhatsApp * * *

OA

Temas

Lee También

Recibe las últimas noticias en tu e-mail

Todo lo que necesitas saber para comenzar tu día

Registrarse implica aceptar los Términos y Condiciones