Jueves, 01 de Diciembre 2022

El sistema penitenciario de Jalisco reporta un déficit de dos mil custodios

Señalan que actualmente en activo hay apenas mil 947 custodios, aunque alrededor de 100 son administrativos y 203 son policías procesales

Por: Rubí Bobadilla

Detallan que hay alrededor de 80 policías por turno con una población de 13 mil 250 personas privadas de la libertad sólo en el reclusorio preventivo. NTX/ARCHIVO

Detallan que hay alrededor de 80 policías por turno con una población de 13 mil 250 personas privadas de la libertad sólo en el reclusorio preventivo. NTX/ARCHIVO

Entre mil 500 y dos mil policías custodios son los que faltan en el sistema penitenciario de Jalisco para vigilar sus distintos centros de reclusión, según dio a conocer el director general de Reinserción y Prevención Social, Antonio Pérez Juárez, como parte del tercer informe de resultados 2020-2021.

“Ahorita tenemos un déficit grave de custodios y custodias. No hay una norma específica internacional, pero la Cruz Roja que es la única que ha hecho un pronunciamiento, establece que por cada 10 internos de baja peligrosidad deberíamos tener un custodio y por cada cinco internos de mediana peligrosidad, también un custodio, y por cada interno de alta peligrosidad un custodio. Nosotros necesitaríamos el 100% del estado de fuerza actual”, expresó Pérez Juárez.

Actualmente en activo, señaló, hay apenas mil 947 custodios, aunque alrededor de 100 son administrativos y 203 son policías procesales, sin contar incapacidades y jubilaciones recientes. “Entonces tenemos una preocupación de que en dos o tres años casi el 30% de nuestro estado de fuerza se tenga que jubilar por la edad”, añadió Pérez Juárez.

Del total apenas es la tercera parte la que trabaja por turno, quedando, por ejemplo, alrededor de 80 policías por turno con una población de 13 mil 250 personas privadas de la libertad sólo en el reclusorio preventivo. “Estamos en desventaja”, añadió el director.

El déficit, señaló, no se trata sólo de voluntad política o de la falta de recursos, sino de que no hay personas interesadas en sumarse al estado de fuerza de esta comisaría, pese a que, aseguró, se han mejorado los horarios y que los salarios son competitivos, rondando entre los 17 y los 23 mil pesos más incentivos. Son apenas 140 las plazas vacantes que fueron aprobadas para ser ocupadas.

Persiste sobrepoblación

De acuerdo con el director de Reinserción Social, Antonio Pérez Juárez, si bien la reinserción social no es la misma que a la llegada de esta administración, actualmente solo hay sobrepoblación en dos centros de reinserción.

Sin embargo, dijo, de manera general, si se cuenta a los Ceinjure Regionales, la sobrepoblación no llega al 1%, pues en los centros del interior del Estado hay camas disponibles, aunque no se trata sólo de los espacios para pernoctar, sino de la cobertura que se les puede dar en atenciones complementarias, como por ejemplo, de salud, educación o empleo.

“Hoy tenemos capacidad para cuatro mil 515 internos en el reclusorio preventivo, con la población actual de aproximadamente seis mil 325. Tenemos una sobrepoblación en el preventivo del 46%, pero tengo vacantes en otros centros. Solo tenemos dos centros con sobrepoblación, el preventivo, con una sobrepoblación del 46% y una necesidad de mil 600 espacios, y el femenil que tiene capacidad para 444 mujeres y al día de hoy tenemos una población de 485 mujeres”, expresó el director.

Pese a ello, aseveró, la situación ha sido “manejable”, pues no se ha presentado ninguna riña en el centro de reinserción femenil, mientras que en el preventivo no ha habido “ningún conflicto violento”.

Lo anterior, señaló, se ha debido a que en su mayoría los jueces han decidido enviar a las personas detenidas a centros sin espacio suficiente o mandando a delincuentes de alta peligrosidad a espacios con seguridad “baja”.

Por otra parte, Pérez Juárez resaltó que ninguna mujer haya regresado a alguno de los centros penitenciarios por reincidencia, mientras que en el caso de los hombres solo han sido siete reincidentes, lo cual quiere decir, a su juicio, que la reinserción llevada a cabo en el sistema penitenciario de Jalisco funciona gracias a los impulsos deportivos, culturales, educativos y laborales que se brindan en estos espacios.

JM

Temas

Lee También

Recibe las últimas noticias en tu e-mail

Todo lo que necesitas saber para comenzar tu día

Registrarse implica aceptar los Términos y Condiciones