Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Martes, 21 de Agosto 2018

Ideas

Ideas |

Ciudad crispada; autoridades erráticas

Por: Jaime Barrera

Ciudad crispada; autoridades erráticas

Ciudad crispada; autoridades erráticas

La incontrolada escalada de violencia alcanzó la última semana su fase de expresión más cruel con la desaparición forzada de Javier Salomón Aceves, Daniel Díaz y Marco García, estudiantes de la Universidad de Medios Audiovisuales (CAAV).

Al arranque de año más violento del que tengamos registro, en el que se disparó el número de homicidios, se sumaron los aumentos de robos patrimoniales en general, y en los últimos días hizo crisis el problema de las desapariciones. Este problema está presente desde hace años en Jalisco, pero se visibilizó como nunca con la tragedia que quedará simbolizada con el cambio de nombre de la Glorieta Niños Héroes por la de Glorieta de las y los Jóvenes Desaparecidos, que decretó la irritación social de quienes participaron en la manifestación para exigir el rescate de los estudiantes y el cese de estos raptos.

Esta movilización, las previas y la que se realizó ayer por el secuestro de estos jóvenes son los síntomas de una ciudad crispada que reclama, con razón, a sus gobiernos por la falta de resultados para combatir a la delincuencia. Es el grito y la consigna callejera de protesta por el fracaso en las estrategias policiales y las políticas sociales para atacar las causas de la inseguridad, que ha también diagnosticado la Comisión Estatal de Derechos Humanos en las recomendaciones que ha hecho las dos últimas semanas en esta materia tanto al Gobierno estatal como a los gobiernos municipales. Nadie se salva.

Lo único acertado ha sido el pronóstico del gobernador Aristóteles Sandoval, hace 20 días, de que la situación se pondría peor 

Ante esta espiral de inseguridad la respuesta de los gobernantes ha sido errática y titubeante.

Triste e irónicamente, lo único acertado ha sido el pronóstico del gobernador Aristóteles Sandoval, hace 20 días, de que la situación se pondría peor y que lo más a lo que aspiraban era a contener, y no a someter a los delincuentes.

Ante el incremento de homicidios, más que buscar formas para su disminución, vino la justificación de que se trataba de una disputa de los cárteles de la droga por la plaza. Se han dado intervenciones a policías municipales por su complicidad con el narco, como en Tecalitlán y Tlaquepaque, sin que esas acciones se hayan traducido hasta ahora en una mejora en esos municipios. El viernes pasado se ofreció una recompensa de un millón de pesos para quien aporte información para dar con el paradero de los desparecidos, primero para los estudiantes, y tras las críticas del resto de familias afectadas, la oferta se amplió a todos los casos, al menos en el discurso.

Como quienes dejan la tarea hasta el final y estudian 15 minutos antes del examen, las autoridades de todos los niveles de Gobierno empiezan a normalizar por fin sus reuniones de coordinación, como la ocurrida ayer, sin que tampoco, los compromisos y seguimientos acordados, sirvan para detener las agresiones y la creciente percepción de inseguridad de los ciudadanos.

jbarrera4r@gmail.com

Temas

Lee También

Comentarios