Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Jueves, 13 de Diciembre 2018

Ideas

Ideas |

* “Sparring-partner”

Por: Jaime García Elías

* “Sparring-partner”

* “Sparring-partner”

Tendrán que hacer un gran esfuerzo de imaginación los analistas para encontrar los beneficios que pueda dejar al “Tri” el partido amistoso de hoy ante Costa Rica…
*
La rivalidad con los ticos se remonta a los tiempos -hasta el Mundial de 1966 en Inglaterra- en que Costa Rica era, en el área geográfica de la Concacaf en que sólo los chicharrones de México tronaban, el único adversario de cierto respeto para el “Tri”. Los demás eran pan comido.

Ya después, cuando Honduras se convirtió en el “caballo negro” de los mexicanos y el futbol de Estados Unidos dio las primeras señales de que podría convertirse en gigante de un deporte exótico por años en su territorio, Costa Rica declinó. Sin perjuicio de clasificar a los mundiales a medida que la FIFA otorgó más boletos para la zona, de protagonizar episodios meritorios en Italia-90 y Brasil-14, y de tener a uno de sus mejores jugadores-Keylor Navas- en uno de los mejores equipos del mundo, los ticos han mantenido en un nivel más bien discreto en esta materia.

*
Porque en el deporte hay jerarquías, es de suponerse que Costa Rica, más que fungir como sinodal, se limitará a servir de “sparring partner” para el seleccionado mexicano.

En todo caso, puesto que el morbo es un componente esencial del espectáculo, uno de los escasos aspectos verdaderamente atractivos de la jornada consistirá en comprobar si el elenco que “Tuca” Ferreti mande a la cancha, muestra la calidad individual y los argumentos colectivos que brillaron por su ausencia en los duelos de la Fecha FIFA anterior, ante Uruguay y Estados Unidos… Y, sobre todo, si funcionan en el aspecto ofensivo-históricamente, su talón de Aquiles- ante uno de los mejores porteros del mundo.

*

Del otro lado del campo, ya se sabe que el partido de esta noche inaugura la era en que se producirá -fatalmente, porque el tiempo no perdona- el inevitable relevo generacional en la portería. El ciclo de los Lajud, Gudiño, Hugo González y compañía se abre al futuro; el de los Ochoa, Corona y Talavera empieza a sumergirse en el pasado.

Todo eso, en lo que los dueños de la pelota siguen deshojando la margarita y tratando de descubrir quién, de entre Martino, Queiroz y Villas-Boas, cubre mejor el perfil que se pretende: mezcla -¿quién lo ignora…?- del Santo Job con Mandrake el Mago.

Temas

Lee También

Comentarios