Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Jueves, 21 de Febrero 2019
Ideas |

* Juguete caro

Por: Jaime García Elías

* Juguete caro

* Juguete caro

Habrá quien diga que, al puntualizar que la nómina del Atlas es, en el escalafón de la Liga MX, “la tercera… de abajo para arriba” -es decir, la antepenúltima-, Rafael Márquez, ahora en su rol de presidente deportivo del equipo, se está curando en salud…

Tampoco faltarán quienes recuerden que otro dirigente rojinegro -“de cuyo nombre…”, etc.- prometió, en vísperas de cada uno de los dos o tres torneos precedentes, que el equipo estaría en aptitud de hacer realidad el anhelo más caro de sus simpatizantes: reverdecer los laureles que se marchitan en sus vitrinas desde hace más de seis décadas. Y venido a ver…

*

Tiempos hubo en que el Atlas tuvo participaciones dignas, sobresalientes incluso, en las competencias domésticas, merced al talento de excelentes jugadores surgidos de su cantera: la generación de “Los Niños Catedráticos” (Vargas, Medina, Mercado, Buenrostro, Pepe y Chuy Delgado…) comandados por Javier Novello; la de “Los Amigos del Balón” (Brambila, Méndez, Herrera, el mismo Pepe Delgado, Chavarín, Berna García, apuntalados por los brasileños Amauri da Silva y Abel…) dirigidos por el “Pistache” Torres; (estos últimos, por cierto, tuvieron que pasar por el purgatorio de la Segunda División para alcanzar el punto de turrón); por supuesto, el elenco (los Cabuto, Méndez, “Chato” Rodríguez”, Zepeda, Osorio, Estrada, López, Andrade, el mismo Márquez…) que con Ricardo La Volpe disputó una Final con el Toluca.

Los motivos de los directivos del Club para vender la franquicia del equipo de futbol “con el dolor de quien vende a un hijo, pero con la intención de que le vaya mejor en la vida”, son del dominio público. Las limitaciones económicas de los nuevos dueños, que les impiden competir con las empresas y consorcios que están detrás de los América, Cruz Azul, “Tigres”, Monterrey, y en menor escala Santos Laguna, Toluca, Pachuca y León, por lo consiguiente.

*

Se explica, en esas circunstancias, que Márquez se abstenga de prometer el cielo, el Sol y las estrellas a los seguidores del Atlas. Ni la cantera ha aportado el material humano de la calidad y en la cantidad deseables, ni los dueños del juguete tienen los recursos o la liberalidad de algunos de sus colegas para soltar alegremente golpes de chequera.

Después de todo, cada vez es más verdadera la frase del ingeniero Juan José Leaño, cuando fue presidente de los “Tecos”: “El futbol es juguete caro”.

Temas

Lee También

Comentarios