Martes, 16 de Abril 2024
Estilo |

Salud: ¿Conoces la milia? Estos quistes pueden afectar tu rostro

La milia es un problema cutáneo que afecta sin saber a miles de personas

Por: SUN .

Este problema de piel no produce dolor. SUN/ARCHIVO

Este problema de piel no produce dolor. SUN/ARCHIVO

El acné no es el único problema cutáneo, ¿Te has preguntado alguna vez por esos blancos y pequeños granos que aparecen en tu rostro y parecen imposibles de eliminar? Este misterio dermatológico tiene un nombre: milia. Con la ayuda de expertas en el cuidado y la salud de la piel, vamos a desentrañar el origen y el tratamiento adecuado para este tipo de problema cutáneo, desconocido para una gran parte de la población.

Los milia, de acuerdo con Raquel González, cosmetóloga y directora técnica de Perricone MD, son puntos blancos diminutos, quistes de queratina que surgen cuando la piel crece sobre un poro, atrapando grasa y restos de piel. Aunque son pequeños e indoloros, pueden resultar antiestéticos y difíciles de tratar. Estas pequeñas protuberancias pueden aparecer en diversas áreas del rostro, como el contorno de los ojos, las mejillas y la nariz.

A diferencia del acné, los milia no suelen presentar infección ni inflamación. Bella Hurtado, directora técnica de Boutijour, destaca que "no notaremos una rojez ni una molestia más allá de lo que pueda provocar a nivel estético".

Elisabeth San Gregorio, directora técnica de Medik8, subraya que, al presionarlos, no salen como un punto negro, debido que la bola blanca está aprisionada por una acumulación de piel queratinizada sin un punto de salida claro: "El hecho de que al presionar no salga nada de su interior, como sucede por ejemplo con un punto negro o una espinilla, es un signo inequívoco de que se trata de una milia. La bola blanca queda atrapada por un cúmulo de piel queratinizada que no tiene un punto de salida como tal, y hace que sea súper resistente. En estos casos, es mejor no forzar, puesto que no veremos resultados y podemos lesionarnos la piel".

Los milia pueden afectar a cualquier persona, independientemente de la edad o el tipo de piel. Son más comunes en quienes padecen daño solar crónico y pueden aparecer desde bebés hasta adultos, algunas veces por causas genéticas.

***Mantente al día con las noticias, únete a nuestro canal oficial de WhatsApp

FA

Temas

Lee También

Recibe las últimas noticias en tu e-mail

Todo lo que necesitas saber para comenzar tu día

Registrarse implica aceptar los Términos y Condiciones