Martes, 07 de Febrero 2023

¿Cuál es la idea que Guillermo del Toro quiso plasmar en Pinocho?

Pinocho, una película que marcó al pequeño Guillermo del Toro y que veía con su madre, ahora -en su versión- es nominada al Oscar como Mejor Película Animada

Por: Óscar Ernesto Álvarez Gutiérrez

Pinocho, nominada al Oscar como Mejor Película Animada, tiene como eje la mentira y habla directamente sobre la paternidad. SUN / ARCHIVO

Pinocho, nominada al Oscar como Mejor Película Animada, tiene como eje la mentira y habla directamente sobre la paternidad. SUN / ARCHIVO

Pinocho, la versión animada de Guillermo del Toro, y que se estrenó el pasado viernes 9 de diciembre a través del plataforma Netflix, fue nominada en la categoría de Mejor Película Animada de los premios Oscar, cuya ceremonia se celebrará el próximo 12 de marzo en la ciudad de Los Ángeles, California

Pinocho, de Gillermo del Toro, es un proyecto que el tapatío ideó desde niño, y que le tomó muchos años realizar, pero que hoy es una realidad.

Pinocho y su impacto en el Guillermo del Toro niño

Cuando era pequeño, Guillermo del Toro se asustaba fácilmente y la película de Disney sobre Pinocho le dio miedo, recuerda.

Era la segunda cinta que el pequeño Guillermo veía con su madre y, aunque los unió mucho a él, también lo hizo pensar sobre el lado oscuro de la niñez.

"Me asustó porque dije: 'Mira, así de aterradora es la infancia'", cuenta Del Toro.

Para el cineasta mexicano, la concepción de esta historia cambió con el paso del tiempo, pues cuando se convirtió en un adulto comenzó a encontrar posibilidades dentro de la misma trama que de pequeño lo había asustado.

"Te das cuenta de que es una historia universal que se puede aplicar para todo, para el arte, la política, la paternidad, es una metáfora dura de la creación, es una metáfora de tantas cosas que la puedes aplicar a la ciencia ficción, a la época fascista, a una metáfora sobre la mentira en la política, en la familia, etcétera", afirma el realizador.

Pinocho, la idea que Guillermo del Toro quiso plasmar en su versión

Pinocho, la cinta que estrena este viernes en Netflix, tiene en su génesis a la familia, pero también a la política, pues está situada en la época fascista, con un Mussolini malhumorado; tiene como eje la mentira y habla directamente sobre la paternidad.

"Cuando un padre aprende a oír a un hijo adolescente, por fin puede articular en qué falló, es doloroso, pero valioso y esas cosas poco a poco fueron alimentando la película, incluido el perder a mi padre", reconoce.

La cinta, que se trabajó minuto a minuto hasta completar 116, cuenta la historia de un títere que cobra vida, pero no es un buen chico, y causa travesuras.

"La idea de este Pinocho, que me conmueve mucho, es aceptar la pérdida y construir la historia a través de diferentes historias de padres e hijos, para mí, es muy personal, biográfico", agrega.

¿Cómo se hizo Pinocho?

Del Toro se había convertido en el creador de criaturas inquietantes y monstruos aterradores cuando finalmente logró tallar a su propio Pinocho.

Llevarlo a la pantalla le tomó más de una década, pues aunque en los inicios de su carrera (en los 80) había labrado el sueño de hacer cortometrajes de animación con marionetas, un asalto a su estudio pospuso la realización.

Construir las bases para crear una película en la que cada movimiento requiere de 24 tomas por segundo fue un proceso que delegó a manos mexicanas.

En El Taller del Chucho, de su natal Guadalajara, los animadores trabajaron la segunda unidad de Pinocho; otra se hizo en Portland con un total de 60 sets trabajando al mismo tiempo.

Tres mil 443 frames (fotogramas) se usaron en Guadalajara, 33 planos, 210 reuniones de informes con el equipo de Portland, mil días de rodaje.

OA

Temas

Lee También

Recibe las últimas noticias en tu e-mail

Todo lo que necesitas saber para comenzar tu día

Registrarse implica aceptar los Términos y Condiciones