Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Miércoles, 17 de Octubre 2018

Entretenimiento

López Tarso tiene el corazón en Amatitán

Pese a tener una rodilla lastimada, el actor se mostró entusiasta ante el homenaje que se le rindió en el marco del FICT

Por: El Informador

Ignacio López Tarso. El histrión, presente en el homenaje que se le realizó en el FICT. EL INFORMADOR/R. Romero

Ignacio López Tarso. El histrión, presente en el homenaje que se le realizó en el FICT. EL INFORMADOR/R. Romero

“Larga vida al Festival Internacional de Cine de Tequila (FICT), que se cuide a este festival y lo lleve al éxito como al de Morelia o al de Guadalajara”, con estas palabras el primer actor Ignacio López Tarso agradeció el homenaje del cual fue sujeto, en el marco de la 2ª edición del festival cinematográfico realizado en el Pueblo Mágico.

El evento se llevó a cabo en punto de la 19:00 horas del lunes, en la Plaza Principal de Amatitán, donde ciudadanos y visitantes  recibieron entre aplausos al icónico actor mexicano, quien durante toda la ceremonia se mostró alegre y accesible con su público, pese al cansancio de haber presentado varias funciones en la Ciudad de México y Culiacán el fin de semana.  

La música del mariachi anunció su llegada, por lo que todos los presentes se pusieron de pie para darle la bienvenida a López Tarso. Enseguida, se proyectó en una gran pantalla inflable una breve semblanza de su vida, un recorrido por su trayectoria, “los 85 años después de la revelación de su pasión por los escenarios”, contó la voz en off del video.  

Las personalidades públicas también hicieron su aparición para celebrar a López Tarso, comenzando por Rigoberto Veloz, director general del FICT, quien destacó la importancia del homenajeado para todo el país, y en esta ocasión, para el pueblo de Amatitán: “Una figura mítica que hace del paisaje agavero, una película”.  

Al evento se unió el escritor Arturo Villaseñor, quien le tenía un regalo al actor: un cuento breve “inspirado en la admiración que le tengo”. El autor del cuento homenaje a Ignacio López Tarso resaltó que el lector encontrará un texto que “resalta su figura mítica para representar el complejo espíritu de este histrión”.  

Fue así que Villaseñor hizo entrega del cuento al homenajeado, quien desde su lugar lo recibió con una gran sonrisa y compartió un breve momento con el autor. Al finalizar esta parte del homenaje, se continuó con la proyección del cortometraje “Mímesis”, donde López Tarso era el actor principal, aunque él mismo aseguró después, que ni siquiera recordaba haber actuado en él y tampoco era un trabajo que lo orgullecía.

Amistad eterna con Jalisco

El presidente municipal de Amatitán, David Calderón, aseguró que “Amatitán es ahora su casa”, y entregó las llaves del corazón de dicho municipio a López Tarso, quien las recibió entusiasta, pues él es un visitante asiduo desde que llegó por primera vez a esta población en 1983 para la filmación de “Doña Machetes” en compañía de Raúl Araiza, Sonia Infante, Andrés García, entre otros destacados actores, y vivió, en sus propias palabras, “una temporada magnífica”.  

“Al regresar a Amatitán, me siento muy involucrado con el FICT y en el carnaval, próximo a celebrarse. Pese a que los días anteriores han sido de mucho trabajo porque he tenido dos funciones de teatro en Culiacán, otras en Ciudad de México. Un actor como yo se siente cansado con estos días. Y los días que estoy pasando aquí en Amatitán serían mis días de descanso, pero lo hice a un lado para poder estar aquí, en este pueblo tan cordial”.  

Recuerdo. López Tarso plantó un árbol en Amatitán; aquí la placa. EL INFORMADOR/R. Romero

También se le entregó un cuernito hecho por un artesano local para disfrutar del Tequila, aunque López Tarso lamentó ya no poder disfrutar de esta bebida, pues lo “conozco muy bien, he sido catador sin título”.  Además, afirmó, provocando los aplausos y gritos del público, que él es “amatitense de corazón”.  

Cuando llegó el momento de darle la palabra al homenajeado, el público insistió en verlo en el escenario; sin embargo, los organizadores preferían que se mantuviera en su lugar, pues había sufrido una caída y lastimado su rodilla. Aunque, López Tarso aceptó con gusto los clamores de los asistentes, y una vez más, el escenario lo llamó y el actor lo conquistó.  

De esta forma, se llevó a cabo un día histórico para los amatitenses, por lo que las autoridades desearon que quedara un recuerdo trascendente en la Plaza Principal; fue así que invitaron al actor a plantar un amate en el centro, como símbolo de la amistad del actor con el pueblo.

Temas

Lee También

Comentarios