Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Lunes, 24 de Septiembre 2018

Jazz en el Caribe

Así se vivió el Oasis Jazz U, festival celebrado en Cancún

Por: El Informador

Ponen el ritmo. Los Brass en acción. EL INFORMADOR/J. Pérez

Ponen el ritmo. Los Brass en acción. EL INFORMADOR/J. Pérez

La Arena Oasis, en Cancún, se llenó de música fusión y jazz por dos noches consecutivas, en la séptima edición del Oasis Jazz U. Como artistas estelares de este 2018, el viernes pasado se presentó el cantante y trombonista Trombone Shorty, con su Orleans Avenue.

Cuando las luces se apagaron para el momento estelar, lo primero en resaltar fue la silueta de un instrumento: el bajo personalizado de Mike Ballard, con luces a su alrededor para hacerlo brillar en el escenario. Mike y Trombone Shorty han tocado desde los diez años de edad, afirmó el trombonista al presentarlo. Con el formato de septeto, Trombone propone una fusión del jazz con la música funk y rock, principalmente, donde en cada canción hace gala de sus capacidades con la voz y los instrumentos de viento (Shorty también toca la trompeta).

Uno de los momentos más impresionantes de la noche fue cuando sostuvo una nota en la trompeta por más de dos minutos, dando cuenta de la compleja técnica de respiración que ha dominado. Otros grandes momentos de la noche fueron cuando Trombone Shorty “dialoga” con el resto de la sección de metales (dos saxofones), con secciones donde el contrapunto de los instrumentos escala hasta el clímax de las canciones. Al versionar a James Brown la gente también se desbordó en aplausos para el cantante y trombonista.

Talento. Todo el sonido de Trombone Shorty presente. EL INFORMADOR/J. Pérez

Antes del set de Trombone Shorty & Orleans Avenue, el grupo invitado para la primera noche del Oasis Jazz U fueron los tapatíos de San Juan Project, quienes llegaron al Caribe mexicano con un formato de sexteto. Comandados por Arturo Lamadrid, el ensamble subió al escenario para presentar su propuesta de música, un cruce de caminos entre el jazz, funk, la electrónica y el rock, también con tintes de rap.

La segunda noche del festival tendría a un clásico del jazz fusión como protagonista: el bajista Stanley Clarke. Su grupo, sui géneris en la instrumentación, consta de seis miembros: dos tecladistas (sintetizadores y piano), batería, percusiones árabes, violín (eléctrico y acústico), además del bajo (acústico y eléctrico).

Stanley comenzó su concierto con el bajo eléctrico, tocando un par de piezas donde explora las técnicas más representativas de ese instrumento. Durante esas primeras piezas resalta el tipo de jazz popularizado por el violinista Jean-Luc Ponty, por la notable presencia del violín (Stanley y Ponty tocaron juntos). Al avanzar el concierto, Clarke tomó el contrabajo acústico, pero no por ello la música resultante sería menos fusión. Desde teclados con solos atmosféricos hasta la influencia afgana por las percusiones, el concierto de Stanley fue un viaje sonoro por diferentes posibilidades de la música, con el hilo conductor de la improvisación.

Para abrir boca, antes de Stanley Clarke se presentó el septeto mexicano Los Brass, una brass band con cuatro instrumentos de vientos, dos percusionistas y un tecladista. Su propuesta es una mezcla entre influencias balcánicas, ska, improvisación y jazz, siempre con música para poner a bailar a la gente.

PARA SABER

El festival de jazz Oasis Jazz U forma parte de la oferta de entretenimiento del Grand Oasis. En sus ediciones ha recibido a artistas como Chick Corea, Esperanza Spalding, Tower of Power, entre otros. Lo recaudado en taquilla del festival va para la Fundación Oasis, que busca el desarrollo de la comunidad a través de sus distintos programas.

Temas

Lee También

Comentarios