Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Sábado, 17 de Noviembre 2018

Entretenimiento

“Botched” y los desastres de la cirugía plástica

Silicona mal aplicada, rinoplastias llevadas al límite, lo nuevo de la televisión es arreglar ante una cámara lo que otro cirujano hizo mal

Por: El Informador

Protagonistas. Terry Dubrow y Paul Nassif. ESPECIAL

Protagonistas. Terry Dubrow y Paul Nassif. ESPECIAL

Hoy llega la cuarta temporada de “Botched”, el docu-reality centrado en las cirugías plásticas. Comandado por los doctores Paul Nassif y Terry Dubrow, “Botched” retrata los procesos de operaciones que “salieron mal”; y precisamente, el trabajo de Paul y Terry es corregir esas atrocidades cometidas por otros cirujanos.

Cuando Paul se sumó al proyecto de E! Entertainment no esperaba que fuera tan exitoso desde el comienzo: “Me alegra que nos hayamos convertido en un fenómeno en redes sociales y que la gente se entretenga con la serie. Eso ayuda a la gente, los previene de ir con un mal cirujano. Y les gusta verlo. Todo eso es fantástico: es benéfico para el show. No esperaba que tuviera esta respuesta”, platicó vía telefónica.

Aunque las cirugías en “Botched” son siempre para corregir otras cirugías, Paul y Terry también trabajan en personas que se someterán a procesos por primera vez (fuera de la serie). Pero es justo el trabajo dentro de “Botched” lo que más le divierte a Nassif: “Me gusta trabajar con gente que ya tuvo una cirugía, porque es gente a la que le estropearon algo. Lo arreglamos, eso es más satisfactorio”.

Participar en esta serie es gratificante para ambos doctores, en particular para Paul: “Hemos sido capaces de ayudar a todo tipo de personas que nunca pensaron que podrían tener ayuda. Cada vez que los pacientes ven el resultado con una mirada maravillada, eso es muy gratificante. Otra cosa gratificante es mostrar nuestras habilidades, magnificarlas, hemos hecho un gran trabajo con casos muy complicados”.

Ejemplo. Un antes y después de uno de los casos presentados en la serie. ESPECIAL

Paul Nassif tiene décadas de experiencia, pero ese aprendizaje ha sido un camino largo: “Puedo decir que todos los doctores (incluso, ahora con mi experiencia) tiene en su haber procedimientos que no salieron bien, o no evolucionaron de manera correcta. Al ser cirujano la única manera de aprender es teniendo esas complicaciones. Si un médico no tiene complicaciones es porque no está operando lo suficiente. En especial, ahora veo a pacientes que tuvieron complicaciones. Es algo que tienen que aceptar que puede pasar cuando se hacen una cirugía plástica”.

En esta cuarta temporada de “Botched” hay casos impactantes: “Hay muchos casos, gente que quiere lucir como alien, parecerse a personajes de animé. Todos esos me impactan porque no es algo a lo que esté acostumbrado, no podría elegir uno que sea el más impactante. Cada nuevo capítulo tendrá algo novedoso”.

Una recomendación para quienes deseen “pasar por el cuchillo” es no guiarse por el costo de la cirugía: “Hablamos mucho de eso en ‘Botched’, estamos en contra de eso. Obtienes por lo que pagas. Son procedimientos peligrosos, hay que ser muy cuidadoso. No queremos que los pacientes se hagan una cirugía pensando en el precio. Es un reflejo de la mala experiencia del médico, lo demuestran los procedimientos que salieron mal”.

TOMA NOTA
El futuro de la cirugía

Sobre las tendencias en el futuro en las cirugías plásticas, Paul platicó: “Cada vez hay más y más maneras de tratar la piel en una forma no invasiva. Nuestro objetivo es disminuir esa invasión con frecuencias, ultrasonido y otras técnicas, como el ‘microneedling’. En unos diez años el uso del escalpelo podría ser anticuado”.

Una particularidad del programa es la relación entre Paul y Terry: “Lo que se ve en la pantalla es real. Nos conocemos desde hace 19 años. Todavía me hace bromas, dentro y fuera del show, porque somos amigos. Tenemos un ‘bromance’. Él es muy divertido, aunque me sigue llamando ‘gordo’ aunque ya no lo esté. Pero la razón por la que funciona el programa es porque somos dos tipos que nos caemos bien, nos respetamos, eso es muy importante. Fluye muy bonito. Además, como doctores tenemos diferentes opiniones, cómo hacemos las cosas”.

PARA FANS
La fama

Antes de “Botched” Paul Nassif estaba habituado relativamente al anonimato, pero ahora con la exposición de un exitoso show la fama ha tocado a su puerta: “Al ser una celebridad la vida cambia, ya me reconocen. No puedo hacer lo mismo. Es bueno y malo, ahora estamos en el ojo del público. Un punto divertido es que estamos en el centro de atención, la gente se quiere tomar fotos con nosotros, selfies. Es divertido. Obvio, a veces es abrumador. Pero cuando nos metimos en este mundo sabíamos que esto podría pasar”, indica.

Temas

Lee También

Comentarios