Jueves, 30 de Mayo 2024

LO ÚLTIMO DE Suplementos

Suplementos | Vive una fiera bajo el cofre del Clase S. AMG la puso ahí

Velocidad y lujo al extremo

Vive una fiera bajo el cofre del Clase S. AMG la puso ahí

Por: EL INFORMADOR

El S 65 AMG sacó la casta como la tercera generación de un carro con pedigrí. ESPECIAL /

El S 65 AMG sacó la casta como la tercera generación de un carro con pedigrí. ESPECIAL /

GUADALAJARA, JALISCO (11/ENE/2014).- Doce cilindros que se traducen en velocidad pura, a la distancia de un pedal. Máximo lujo sin importar el costo. Ésa es la oferta del nuevo Mercedes-Benz S 65 AMG, que posee un motor turbo gemelo con una potencia de 630 caballos de fuerza, seis litros, y además conserva las características principales que distinguen a la línea AMG de los otros modelos de la firma.

Presentado simultáneamente en Los Ángeles y en Tokio el año pasado, el S 65 AMG sacó la casta como la tercera generación de un carro con pedigrí: la primera generación (V 220) fue lanzada en 2003, y la segunda (V 221) fue producida desde 2006 hasta 2013.

Su mayor atractivo es, sin duda, su poder de aceleración: alcanza los 100 kilómetros por hora en tan sólo 4.3 segundos, según información del fabricante. La máxima velocidad es de 250 kilómetros por hora, aunque está limitada electrónicamente.

El nuevo automóvil está equipado con las tecnologías Road Surface Scan y Magic Body Control, que permiten anticipar los desniveles de la carretera mediante una cámara instalada en el parabrisas y ajustar automáticamente la amortiguación y la suspensión neumática para maximizar la experiencia de confort de los pasajeros y que no sientan las imperfecciones de la pista.

En el departamento de manejo cuenta con una tecnología auxiliar denominada Dynamic Cornering Asist, que proporciona una seudo vectorización del torque empujando ligeramente el freno interior en las curvas.

Con un motor tan demandante, Mercedes presume un consumo reducido de combustible con 8.4 km/litro, que lo coloca dentro de los estándares aceptables de emisiones de gases según la legislación europea.

La transmisión automática de siete velocidades tiene tres modos para manejar: eficiencia controlada (C), sport (s) y manual (m). Reemplaza a la unidad anterior de cinco velocidades, que era la única capaz de manejar el torque del V12.

Aunque la versión por default tiene un sistema estándar de frenos de acero, es posible optimizarlos por unos frenos cerámicos de carbono, con el debido costo adicional. Los frenos opcionales son 20% más ligeros y también más largos. Si de personalización se trata, se pondrán a la venta distintos diseños y terminados de rines.

En su exterior, la evolución del S 65 con respecto a su predecesor es mínima. Las ruedas tienen un diseño inspirado en el legendario Mercedes-Benz 540K de 1936, un carro del que muchos modelos modernos toman algunas características básicas de diseño.

Por dentro, el auto es tan lujoso como cualquier otro S-Class. Los asientos de cuero napa en color crema y un elegante patrón diamante incluyen diversas opciones de ajuste para mejorar la comodidad de los pasajeros. Una de ellas es la función para dar masaje.

Otras monerías adicionales son sus gadgets. Tiene un display en el tablero y una consola central para controlar a través de un touchpad el sistema de entretenimiento con gestos similares a los que se usan en un teléfono celular o una tableta. Así mismo, el sistema reconoce palabras y números escritos con el dedo para buscar un destino o para guardar información de contactos.

Es, por lo tanto, el mismo auto de lujo de todo Clase S, pero además, te puede desperter el piloto que vive en nuestro interior.

Temas

Lee También

Recibe las últimas noticias en tu e-mail

Todo lo que necesitas saber para comenzar tu día

Registrarse implica aceptar los Términos y Condiciones