Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Viernes, 22 de Noviembre 2019
México | Tren Parlamentario por Vicente Bello

Rumbo a la discrecionalidad de SHCP

Tren Parlamentario por Vicente Bello

Por: EL INFORMADOR

GUADALAJARA, JALISCO.- Un día después venía la confirmación de lo que en la víspera se sabía: que este presupuesto que han aprobado a matacaballo ha nacido para apuntalar electoralmente a quienes en su momento lo repartirán, y para el sostenimiento de ese modelo de política económica que subsidia a los que más tienen.

Y lo peor: el “virtualismo” de las cantidades –dependen de supuestos, como el de que el precio del petróleo subirá- abre la posibilidad de que el Ejecutivo Federal los haga aterrizar en la realidad, mediante el rediseño de emergencia del presupuesto con la discrecionalidad y abuso que caracterizan a la Secretaría de Hacienda.

Es un dineral a pesar de la crisis, juraban los diputados cúpulos por doquier: Tres billones 45 mil y pico de millones de pesos. Casi 15 por ciento más respecto del que corre aún este 2008. No era un presupuesto disminuido, recortado, a pesar de lo que vienen, según clamaban.

Pero no todos los legisladores opinaban así. El priista Alberto Amador Leal encendía una alerta: “En el curso de este año estas estimaciones podrían disminuir”. Y no se refería más que a la posibilidad de que la Secretaría de Hacienda y Crédito Público vaya a ajustar las cantidades que ayer definieron muy orondos los diputados, si el precio del petróleo mexicano no levanta la presión (70 dólares el barril) que las cúpulas partidistas de la Cámara de Diputados consideraron que levantará. Estos días el crudo anda por cierto volando bajo: por los cuarenta y tantos dólares.

Alberto Amador Leal todavía restregó así: “Este presupuesto se basa en un crecimiento de 1.8 por ciento del Producto Interno Bruto, en tanto que el Fondo Monetario Internacional ha estimado un crecimiento de la economía mexicana de 0.9 por ciento; o sea la mitad”.
Y, en la tribuna, el priista poblano remachó: “Este presupuesto es frágil”. Y, al Pleno, preguntó: “¿Por qué mantener la inercia, por qué no aprovechar la oportunidad de evolucionar hacia un modelo más avanzado, que hace falta; por qué sostener los Supuestos Macroeconómicos, que ya sabemos no serán; por qué mantener una tendencia centralista, y por qué no contribuir desde este presupuesto a que los procesos electorales próximos se conduzcan bajo un régimen democrático, efectivo”.

Llamó la atención Amador porque es priista, y porque ha dicho literalmente lo mismo que han afirmado los diputados del Frente Amplio Progresista. Que el presupuesto para el 2009 pudo haber sido la oportunidad de empujar hacia un nuevo modelo económico. Oportunidad desaprovechada, había dicho hacía unos minutos las diputadas del FAP Valentina Batres Guadarrama y Layda Sansores.
Layda había sido especialmente incisiva. Criticó que la mayoría de los diputados sólo estaban allí, como invitados de piedra, esperando la línea, los trazos finales de lo que los cúpulos (Héctor Larios, Javier González Garza y Emilio Gamboa Patrón, básicamente) habían decidido ya, acatando a su vez las proyecciones que un grupo de economistas de la Secretaría de Hacienda estuvieron haciendo los últimos días desde un salón de San Lázaro.
“Sólo han dejado la ‘morralla”, había dicho Sansores, en alusión a algunas partidas menores, que habían dejado a la mayoría de los diputados para que se entretuvieran este miércoles, jugando de paso al ejercicio democrático de la discusión por el presupuesto.
23 horas. Hacía cuatro horas que la asamblea sesionaba. El Presupuesto de Egresos de la Federación había sido aprobado desde el arranque. Pero un conjunto de 73 artículos reservados, para su discusión y votación en lo particular, detenían la conclusión de este proceso legislativo anual. En punto de las 11 de la noche, de aquellos 73, apenas habían sido aireados una docena y media, lo que hacía que la sesión se perfilara, otra vez, hacia la madrugada.

Temas

Lee También

Comentarios