Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Miércoles, 22 de Noviembre 2017
México | La mujer de origen rarámuri denunció que personal del lugar no la dejó pasar

Bar de Chihuahua impide entrada a indígena por sus huaraches

La mujer de origen rarámuri denunció que personal del lugar no la dejó pasar
Rosalinda había sido invitada a comer por funcionarios de la Sedesol. FACEBOOK /

Rosalinda había sido invitada a comer por funcionarios de la Sedesol. FACEBOOK /

GUADALAJARA, JALISCO (30/NOV/2016).- Una mujer de Chihuahua, de origen rarámuri, denunció que personal de un bar de Ciudad Juárez le impidió el paso porque llevaba huaraches. Los hechos ocurrieron el pasado viernes 25, según el relato de la mujer.
 
Rosalinda Guadalajara, quien es gobernadora indígena y se encarga de un comedor comunitario, contó que ella y dos funcionarios de la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol) llegaron a un bar céntrico de Ciudad Juárez la tarde de ese viernes, pero que dos guardias les impidieron la entrada con el argumento de que el sitio se llenaría por reservaciones.
 
El grupo vio que sí había lugares disponibles y pidió explicaciones, y el gerente del lugar salió a hablar con ellos y admitió que la verdadera razón era que Guadalajara llevaba huaraches.
 
"Por seguridad de ella no la podemos ingresar porque trae huaraches, por si se cae algo, o tiene algún accidente", les dijo el empleado, según el relato de la afectada.
 
"Bienvenidos al mundo de los rarámuris: eso es lo que enfrentamos todos los días", manifestó la gobernadora indígena en un video que subió a internet y en el que contó después lo sucedido. "¿Qué les costaba decirme que no puedo ingresar porque soy tarahumara, en vez de ponernos tantas trabas?".
 
"Los mexicanos nos quejamos de (Donald) Trump y aquí no nos hemos puesto a analizar si hay discriminación o no. Con esto, ahora todo el mundo se da cuenta que sí, que hasta entre mexicanos mismos nos discriminamos", dice en el video.
 
Medios de comunicación de Chihuahua registran que, entre otras reacciones, lo ocurrido motivó el reclamo del Movimiento de Mujeres de Ciudad Juárez para que el bar se disculpe en forma pública. La Procuraduría Federal del Consumidor impuso una sanción administrativa al negocio y dejó sellos de suspensión en la fachada, pero el bar pudo volver a operar.
 
Tanto la Ley Federal para Prevenir y Eliminar la Discriminación (artículo 9, fracción XXII) como la estatal de Chihuahua (artículo 9, fracción XXVII) consideran que es discriminatorio impedir el acceso a servicios públicos o de instituciones privadas que presenten servicios al público.

Temas

Lee También

Comentarios