Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Viernes, 13 de Diciembre 2019
Jalisco | Fiprodefo se dice atado de manos por la asignación de recursos

Sin rumbo, la política forestal en Jalisco: Seder

El Gobierno del Estado contempla eliminar al Fideicomiso Forestal por sus “escasos resultados” en materia de fomentar las plantaciones comerciales

Por: EL INFORMADOR

GUADALAJARA, JALISCO.- El Gobierno de Jalisco analiza seriamente la desaparición del Fideicomiso del Programa de Desarrollo Forestal (Fiprodefo) por los “escasos resultados” que se tienen de parte de este organismo.

“No se tiene rumbo en las acciones de este organismo, el cual ha tenido recursos del erario estatal para el pago de su personal técnico y administrativo, sin que aparezcan sus resultados”, dijo el titular de la Secretaría de Desarrollo Rural de Jalisco (Seder), Álvaro García Chávez.

Refirió que de hecho ya se ha recortado la asignación presupuestal al Fiprodefo: de recibir 35 millones de pesos para su operación anual, se bajó a 21 millones en su última partida.

Reconoció también que el propósito de que en el presente sexenio se establecieran 20 mil hectáreas de plantaciones forestales comerciales en el campo jalisciense está en entredicho por diversos factores, desde las circunstancias climáticas adversas hasta los resultados “nada convincentes” del Fiprodefo.

Entrevistado por separado, el presidente estatal de la  Asociación Mexicana de Profesionistas Forestales, José Luis Gámez Valdivia, expresó que es lamentable “que en los años recientes, el Fiprodefo haya retrocedido en un trabajo organizado que se tenía en varios programas como el levantamiento del inventario forestal de Jalisco, en coordinación con la Universidad del Estado de Colorado”.

Este dirigente gremial enfatizó que el organismo se ha caracterizado “por la falta de resultados, lo que amerita un giro en lo que ha sido la operación del fideicomiso”.


“Conafor aplica criterios ajenos a los indicadores comerciales”: Zermeño

Los malos resultados en plantaciones forestales de Jalisco en los años recientes “se deben a las políticas incongruentes de la Comisión Nacional Forestal (Conafor), la que al parecer actúa con criterios propios de las secretarías de Desarrollo Social o Humano, en vez de aplicar indicadores de índole económico y empresarial para el apoyo de los proyectos”.

Así respondió el gerente Fiprodefo, Andrés Zermeño Barba, a los señalamientos del titular de la Secretaría de Desarrollo Rural, Álvaro García.

Zermeño señaló que la operación del fideicomiso “está a la vista como para ser auditada en cualquier momento, por lo que sería un error desaparecer de un plumazo a un organismo que ha acumulado una información importante en diez años de actuación y cuenta con personal calificado en diversos aspectos de la actividad forestal”.

En sus críticas a la Conafor, el titular del Fiprodefo expresó que este organismo se fija en criterios tales “como condiciones de marginalidad de los municipios, si son ejidos o comunidades indígenas o si hay organizaciones de mujeres, en vez de tener en cuenta las condiciones técnicas y económicas de las solicitudes de los recursos del ProArbol, que aseguren el éxito de las plantaciones comerciales”.

Incluso, cuestionó la información que la Conafor ha manejado en su página de internet, en el sentido de que en Jalisco “se han apoyado 53 proyectos en el programa ProArbol —que suponen dos mil 800 hectáreas—. No es confiable, porque no se sabe dónde están tales plantaciones”.

En lo que ha sido la gestión del fideicomiso en el presente año, detalló que se tramitaron apoyos para mil 400 hectáreas susceptibles de beneficiarse con ProArbol, pero sólo se tuvo la aceptación de solicitudes por 200 hectáreas, “a pesar de que se cumplieron rigurosamente los requisitos técnicos”.

El ex alcalde de Tlajomulco indicó que en el campo de Jalisco hay potencial para la producción forestal con fines productivos, lo que implica detonar una cadena productiva de los bosques comerciales con las industrias del mueble y la madera, y con ello contrarrestar las importaciones de madera extranjera o de otras partes del país, como sucede con el eucalipto que se trae de la zona de Las Choapas, Veracruz.

Puso el ejemplo de que actualmente se tiene un predio de 140 hectáreas con buenos resultados en la región de Arandas en una plantación de eucaliptos de la especie glóbulus. Pero admitió que el Fiprodefo “ha tenido que aprender con errores, como el hecho de las plantaciones malogradas en la zona de Lagos de Moreno, donde se perdieron varias plantaciones de eucalipto de la especie camaldulensis, dado que ésta no se adapta a las condiciones severas de aridez de esta región”.


El Fiprodefo es un fideicomiso estatal con personalidad jurídica para el fomento forestal en Jalisco.

Se estableció en la administración de Alberto Cárdenas como un instrumento operativo de las políticas forestales que asegure medidas multianuales y de largo plazo.

En su gestión, sobre todo del pasado sexenio, se han establecido algunas plantaciones de coníferas, eucaliptos y especies tropicales, en coordinación con la Comisión Nacional Forestal.  

Sus programas establecidos suponen acciones relacionadas con plantaciones comerciales, bosques naturales e inventario forestal, genética, industrias forestales, sanidad y comercialización.

Temas

Lee También