Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Jueves, 15 de Noviembre 2018
Internacional | El vocero policial Bala Kassim dijo que había muchos muertos, pero no pudo dar una cifra

Violencia sectaria en Nigeria deja más de 300 muertos

El jeque Jalid Abubakar, la principal autoridad de la mezquita en esta ciudad nigeriana, escenario de los disturbios, dijo el sábado que más de 300 cuerpos se trajeron allí tan solo el sábado

Por: AP

JOS, NIGERIA.- Las turbas quemaron casas, iglesias y mezquitas el sábado en un segundo día de violencia sectaria en la nación más poblada de Africa, al tiempo que la cifra de muertos se incrementó a más de 300 debido a los peores disturbios en varios años.

El jeque Jalid Abubakar, la principal autoridad de la mezquita en esta ciudad nigeriana, escenario de los disturbios, dijo el sábado que más de 300 cuerpos se trajeron allí tan solo el sábado.

De ellos, la mayoría fueron enterrados rápidamente de acuerdo con el ritual islámico, según indicó. Otros 183 pudieron ser vistos tendidos cerca del edificio a la espera de ser sepultados.

Los muertos entre la comunidad cristiana no habrían sido llevados a la mezquita, lo cual deja abierta la posibilidad de que el número de muertos sea mucho mayor. No fue posible tener contacto con el depósito de cadáveres de la ciudad el sábado.

El vocero policial Bala Kassim dijo que había "muchos muertos", pero no pudo dar una cifra.

Las hostilidades marcan los peores enfrentamientos en la nación del occidente de Africa desde el 2004, cuando murieron hasta 700 personas en el estado de Plateu, en choques entre cristianos y musulmanes.

Jos, capital del estado de Plateau , tiene añejos antecedentes de violencia entre los grupos religiosos y comunitarios, lo que ha dificultado la organización de elecciones. Una serie de manifestaciones en septiembre del 2001 dejaron más de mil muertos.

La ciudad se encuentra en el "cinturón" de Nigeria, que separa al norte musulmán del sur de mayoría cristiana. Miembros de centenares de grupos étnicos conviven en un territorio fértil y en disputa entre ellos.

Las autoridades impusieron un toque de queda constante en las zonas más afectadas por la violencia en esta ciudad central, donde los pastores musulmanes hausa conviven en una tensa cercanía con cristianos y otros grupos étnicos.

La violencia se desató cuando simpatizantes de los dos principales partidos políticos de la región se enfrentaron luego de las primeras elecciones locales que se hayan realizado en Jos en más de una década.

La violencia se extendió pronto entre los grupos étnicos y religiosos, especialmente entre cristianos y hausas.

Grupos de inconformes se reunieron el jueves en Jos, luego que los trabajadores electorales no pudieron publicar los resultados de las elecciones en los centros de votación, lo cual llevó a muchos a suponer que los comicios no eran sino el más reciente fraude electoral dentro de una serie en el país.

La violencia es la peor desde mayo del 2007, cuando asumió el poder el presidente Umaru Yar'Adua, luego de unas votaciones que según observadores internacionales no lucieron confiables.

Temas

Lee También

Comentarios