Viernes, 18 de Junio 2021
Internacional | Averías previas en edificios complican la situación

Sismos en España, los más graves desde 1956

De acuerdo con el Colegio de Geólogos español, la magnitud de los temblores no fue tan intensa para provocar tantos daños

Por: EFE

MADRID, ESPAÑA (12/MAY/2011).- Los dos sismos ocurridos en la localidad española de Lorca (Murcia), en el Sureste del país, son los más graves de este tipo registrados en los últimos 55 años en España.

El sismo que mayor número de víctimas causó en España desde la década de los años cincuenta del siglo XX, fue el que se produjo el 20 de abril de 1956.

En ese terremoto fallecieron 12 personas, más de 70 resultaron heridas y medio millar de edificios se derrumbaron a causa de los violentos temblores de tierra que afectaron a varios pueblos de la provincia andaluza de Granada.

En esta ocasión, al menos ocho personas murieron a consecuencia de los dos temblores, el primero de 4.5 grados en la escala de Richter y el segundo de 5.1 dos horas después.

El temblor provocó grandes daños en el centro de la ciudad y obligó a evacuar a unas 10 mil personas.

Pero el Colegio de Geólogos de España asegura que la magnitud de ambos temblores no tiene la intensidad suficiente para producir efecto de colapso, por lo que los daños producidos se deben a daños previos. “Los edificios de Lorca no deberían haberse caído y por tanto, no deberían haberse producido víctimas”, aseguró Luis Eugenio Suárez, presidente del Colegio en el sitio web del diario español El Mundo.

“Murcia, Andalucía y la zona del Levante son zonas de riesgo sísmico”, aclaró Suárez, “y por esta razón tendrían que estar preparadas”, aseguró a Público.es.

Doscientos efectivos de la Unidad Militar de Emergencias (UME), creada para  atender a situaciones de catástrofes naturales, fueron desplegados en Lorca  para atender a los afectados, anunció el Gobierno, a lo que se suman más de 400 policías y guardias civiles.

Según el diario regional, “el recinto ferial de Lorca acoge ya a 10 mil refugiados que pasarán la noche al raso ante el riesgo de derrumbe de sus inmuebles” y “las autoridades han preparado alimentos para los miles de  refugiados”.

El sismo llegó a sentirse ligeramente incluso en la capital de España,  aunque sin producir daños.

El último temblor con víctimas tuvo lugar el 28 de febrero de 1969 en la costa de la también andaluza provincia de Huelva y costó la vida al menos a siete personas. El terremoto se cifró en 7.5 grados de magnitud en la escala abierta de Richter.

El Gobierno de México expresó al pueblo y al Gobierno de España sus más profundas condolencias por las víctimas de los sismos registrados, de igual manera lo hizo Argentina y ofreció la ayuda necesaria “en el momento que así lo requieran”.

Daños
La población no está acostumbrada

En España se producen al año unos dos mil 500 terremotos, de los cuales sólo una media aproximada de dos al mes son sentidos por la población.

El último sismo mortífero registrado en España dejó siete muertos en 1969 en Huelva (Suroeste) tras un terremoto de 7.8 grados.

Precisamente ayer los habitantes de la ciudad de Roma esperaban un terremoto que según páginas web pronosticó el italiano Raffaele Bendandi en 1923.

Temas

Lee También