Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Domingo, 18 de Noviembre 2018
Internacional | Los sentenciados agotaron sus recursos legales y no cuentan con ninguna apelación que pueda posponer o frenar su ejecución.

Pende inyección letal sobre seis mexicanos en Texas

Al menos seis mexicanos están en riesgo inminente de ser ejecutados con la inyección letal en Texas

Por: NTX

Dallas.- Al menos seis mexicanos están en riesgo inminente de ser ejecutados con la inyección letal en Texas, luego de que la Suprema Corte de Justicia de Estados Unidos legítimo el usó  de ese método. 

>

'Podríamos comenzar a ver una ola de ejecuciones de mexicanos", advirtió Mike Warren, un consultor del gobierno de México en casos de pena de muerte. 

>

Entre los que figuran en la lista de pena capital están los mexicanos César Fierro Reyna, José Ernesto Medellín Rojas, Rubén Ramírez Cárdenas, Roberto Moreno Ramos, Humberto Leal García e Ignacio Gómez, quienes  agotaron sus recursos legales y no cuentan con ninguna apelación que pueda posponer o frenar su ejecución. 

>

Los detenidos mexicanos, todos ellos en el pabellón de la muerte en Texas, han visto esfumarse las últimas salvaguardas que los habían mantenido amparados tras los recientes fallos judiciales. 

>

La víspera el máximo tribunal judicial anunció factible el uso de la inyección letal como método adecuado para aplicar la pena capital, lo que reactiva las ejecuciones que habían sido suspendidas en todo el país en los últimos seis meses en espera de ese fallo. 

>

Los jueces de la Suprema Corte rechazaron lo argumentos presentados por dos reos sentenciados a muerte en Kentucky, que sostenía que aplicar la inyección letal infringía un castigo cruel e inusual y por ende violaba la Constitución. 

>

El dictamen llega en mal momento para los reos mexicanos, quienes hace tres semanas se habían quedado sin la protección que durante cuatro años les brindó un fallo de la Corte Internacional de Justicia de la Haya (CIJ). 

>

El pasado 25 de marzo, la Suprema Corte dictaminó que Texas podía proceder a ejecutar reos mexicanos sin tener que analizar de nuevo sus casos como lo había ordenado la CIJ, tras concluir que se les habían violado sus derechos como extranjeros. 

>

El fallo de la CIJ amparaba desde marzo de 2004 a la gran mayoría de 57 reos mexicanos que están en la actualidad condenados al castigo capital en este país y fue decisivo para que al menos las sentencias de un par de ellos fueran conmutadas por cadena perpetua. 

>

Durante cuatro años, Texas y otras entidades con reos mexicanos enlistados en el dictamen de la CIJ, se abstuvieron de proceder en su contra. 

>

Ahora, sin embargo, la postergación que han experimentado sus procesos, los coloca en un alto riesgo de ser de los primeros contra quienes se solicite una fecha de ejecución. 

>

Entre los seis con mayor posibilidad de ser ejecutados están César Fierro, originario de Ciudad Juárez, Chihuahua, quien en febrero pasado cumplió 28 años esperando su ejecución por el homicidio de un taxista. 

>

También se encuentra José Ernesto Medellín, cuyos abogados recorrieron todo el camino hasta la Suprema Corte buscando hacer valer el fallo de la CIJ. 

>

Medellín, de 34 años de edad y originario de Nuevo Laredo, Tamaulipas, fue sentenciado a la pena de muerte en 1994 por su participación en el secuestro, violación y homicidio de dos adolescentes en Houston. 

>

Autoridades de varias entidades anunciaron este miércoles su voluntad de reanudar las ejecuciones, horas después de que la Suprema Corte despejara el camino para ello. 

>

Casi de inmediato, Virginia levantó su moratoria a la pena capital,  Mississippi y Oklahoma informaron que buscaran fijar fechas de ejecución y procuradores locales en Texas señalaron lo mismo. 

>

Un total de 14 reos mexicanos están en el pabellón de la muerte en Texas, donde han sido ejecutados 405 prisioneros desde 1982. 

>

En cambio en California, donde 34 mexicanos están bajo pena de muerte, sólo han sido ejecutados 13 reos desde 1976 ante la lentitud de los procesos. 

>

El resto de mexicanos con castigo capital se localiza en cárceles de Pensilvania, Oregón, Ohio, Nevada, Nebraska, Florida y Arizona. 

>

En Texas, una vez que un reo sentenciado a muerte agoto todas sus apelaciones y recursos legales, los procuradores de los condados donde se cometió el o los homicidios, pueden proceder a solicitar a un juez estatal una fecha para su ejecución. 

>

El juez emite la fecha, que debe contemplar cuando menos un plazo de 30 días, para que las autoridades carcelarias del estado quedan autorizadas a aplicar la sentencia en el día fijado. 

>

Una vez fijada la fecha de ejecución, los abogados defensores suelen interponer apelaciones de última hora por distintos motivos, la mayoría de las cuales son rechazadas, pero algunas logran posponer la aplicación de la sentencia, al menos por un tiempo. 

>

Recursos legales interpuestos por el gobierno de México han logrado a lo largo de los años frenar las ejecuciones de varios de sus connacionales y conmutar las sentencias de otros. 

>

Seis mexicanos han sido ejecutados en Estados Unidos desde que este país reactivo la pena de muerte en 1976. 

>

Ellos son: Ramón Montoya Facundo, Irineo Tristán Montoya, Benjamín Mario Murphy, Miguel Angel Flores, Javier Suárez Medina y Angel Maturino Resendíz. 

>

Solo dos han logrado eliminar sus condenas y recuperar su libertad. Ricardo Aldape Guerra, en Texas en 1997, y Mario Flores en Illinois en 2003. 

>

NTX 17-04-08 IJALH

Temas

Lee También

Comentarios