/contenidos/2008/04/17/noticia_0072.html
Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Domingo, 17 de Junio 2018
Entretenimiento | Es recordado como el padre de la escultura mexicana

Casa Vallarta hace justicia al “Ulises de Cadereyta”

La exposición fué de Federico Cantú

Por: EL INFORMADOR

GUADALAAJRA.- Trazos alimentados por las fuentes de los griegos han alimentado los interiores de Casa Vallarta para hacer justicia al nuevoleonés Federico Cantú (1907-1989) -conocido como el “Ulises de Cadereyta” y recordado como el padre de la escultura mexicana-, quien a pesar de su maestría artística ha permanecido bajo la sombra de la “Santísima Trinidad de Orozco, Rivera y Siqueiros”, con los que compartió la escuela de pintura mexicana pero con quienes también tuvo grandes diferencias ideológicas.

Esto lo explica Jorge García, quien curó la exposición Grecia en la obra de Federico Cantú para homenajear el centenario del nacimiento del pintor, grabador y escultor durante el Fórum de las Culturas en Monterrey (2007), que ahora visita Guadalajara a petición de Carlos Beltrán, director de Casa Vallarta.“No intentamos hacer una retrospectiva del artista. Hice una síntesis de las obras en las que aborda el tema griego.

Es el típico artista de principios del siglo pasado que viaja a Europa y participa con los del movimiento al aire libre. Pero a su obra no se le ha hecho justicia totalmente”, comenta García, pues la primera y última retrospectiva que recibió Cantú fue en 1970 en el Palacio de Bellas Artes. “Estas obras denotan su profunda tradición mexicana que se deriva de la práctica francesa de pintar al aire libre y que marcó toda una época en el arte mexicano”.

El nuevoleonés es reconocido fundamentalmente por la escultura que realizó para el Instituto Mexicano del Seguro Social, pero “fue un autor mucho más prolífico. Fue un extraordinario muralista, escultor, pintor y uno de los mejores grabadores y dibujantes del país”.

El tema griego estuvo presente en Federico Cantú por su tradición académica, aunque estuvo inspirado en otras temáticas como la mujer, el arraigo católico y la poesía.
Para el curador, lo importante de la exposición es ver la continuidad estilística del artista, característica por el trazo fino, “centrado en un gran dibujo y con composiciones muy armónicas, de acuerdo al canon de la época”.
Las diferencias políticas que Federico Cantú tuvo con el grupo de Ribera es que no comulgaba con el comunismo que este último proponía, “incluso alguna vez dijo que era anarquista y no le gustaba participar en la Internacional, ni en el Partido Comunista.

Tampoco estaba de acuerdo en ensalzar y glorificar los triunfos de la Revolución, buscaba un arte más personal, más íntimo, que este arte público que rayaba al menos, como él señalaba, en la propaganda”.Grecia en la obra de Federico Cantú, que se inaugura esta noche en Casa Vallarta a las 22:00 horas, es un gran esfuerzo por homenajear al artista, “pero el país aún tiene esta deuda pendiente con él”, señala Jorge García.
EL INFORMADOR/ 17-04-08/ MMT

Temas

Lee También

Comentarios