Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Viernes, 16 de Noviembre 2018

Entretenimiento

Entretenimiento | El actor toma parte en el melodrama de 'La Malquerida', que termina este domingo

Brandon Peniche, de héroe a villano

El actor toma parte en el melodrama de 'La Malquerida', que este domingo llega a su gran final

Por: EL INFORMADOR

Brandon Peniche viene de una familia de abolengo histriónico, pero quiere escribir su propia historia. ESPECIAL / Cortesía Televisa

Brandon Peniche viene de una familia de abolengo histriónico, pero quiere escribir su propia historia. ESPECIAL / Cortesía Televisa

GUADALAJARA, JALISCO (09/NOV/2014).- Interpretar al tirano de la telenovela no siempre es tan malo. Para Brandon Peniche, la oportunidad de dar vida al complicado “Manuel” en “La Malquerida”, le presentó los dos lados de la moneda que un actor puede experimentar: en uno, ser repudiado por los actos de su personaje, y en otro, lograr su reivindicación en el transcurso de la historia.

A un episodio de concluir el triángulo amoroso entre “Acacia”, “Cristina Maldonado” y “Esteban Domínguez”, Peniche reflexiona sobre el impacto que su personaje obtuvo en la trama dirigida por José Alberto “El Güero” Castro, pues su integración al elenco lo animó a explorar otras vertientes de la interpretación y la dualidad que puede tener un antagonista.

“Es un proyecto que amé mucho, fue diferente desde el principio. Resultó ser todo un éxito, sabíamos que era un volado, que era una temática diferente, algo que nunca se había visto y era arriesgado, pero las cosas salieron como tuvieron que salir”.

En la historia, “Manuel” lucha por conseguir el amor de “Acacia”, pero al ser rechazado se convierte en una persona fría e insensible con otras mujeres que intentan ganarse su cariño sin importar el daño y sufrimiento que provoca a su alrededor y su propio bienestar. Tras momentos felices y tormentosos, el personaje tiene un trágico final un intento por salvar la vida de la joven que tanto soñó.

Esta fue justamente la razón por la que Brandon Peniche aceptó con gusto el encarnar a “Manuel”, aunque confiesa que nunca logró identificarse con el personaje. No obstante, aprendió las consecuencias que el camino de la intriga, la presión y la ambición dejan a quien mal actúa.

“Queríamos lograr que el personaje pudiera ser amado u odiado al mismo tiempo. Fue un personaje, que desde mi punto de vista, siempre fue manipulado por la familia, que estuvo enamorado de Acacia (Ariadne Díaz) y que se hizo igual que su papá –insensible y cruel- pero al final se fue por el camino bueno y remendó sus errores”.

La telenovela que llega a su final este 9 de noviembre, no solo permitió a Brandon enfrentarse al reto de hacer de “Manuel” un personaje crucial en las acciones tomadas por los protagonistas de la historia estelarizada por Victoria Ruffo, Ariadne Díaz y Christian Meier, también le abrió las puertas para compartir experiencias junto a grandes figuras de la actuación como Ignacio López Tarso, Silvia Mariscal, Alberto Estrella y Nora Salinas.

Entre  familia

Con ya siete melodramas en su andar, fue hasta “La Malquerida” en donde pudo compartir su pasión junto al hombre que lo inspiró a dedicarse a la actuación: Arturo Peniche, su padre.

Aunque el prestigio y reconocimiento que su famoso progenitor tiene puedo ayudarlo a integrarse con mayor facilidad al medio de espectáculo, el joven interprete ha demostrado que su crecimiento y las oportunidades profesionales que le han tocado, han sido por mérito propio.

Como ejemplo de la individualidad que cada Peniche tiene, por primera vez, padre e hijo se sumaron al mismo proyecto televisivo para presumir de talento que cada uno posee. “El hecho de estar juntos en un solo proyecto es padrísimo, pero el sentimiento de trabajar juntos no lo puedo explicar, es muy extraño”, expresa Brandon al no negar que la presencia de su padre también lo impulsó a no estancarse en una zona de confort y seguridad. Sabe que de ahora en adelante, los miedos y triunfos dependerán solamente de sus decisiones.

Pasión a la mexicana

“La Malquerida”, que hoy termina tras seis meses de producción y emisión bajo la producción de José Alberto “El Güero” Castro, apostó por salir de la rutina y los chicles de las telenovelas tradicionales, al reconstruir personajes que lograran conmocionar y crear polémica entre el público por sus inesperados y cambiantes personalidades: de ser víctimas a ser los villanos, de ser los odiados a conseguir el respeto y admiración.

Aunque “La Malquerida”, impulsada por Televisa, se basó fielmente en el discurso original del dramaturgo español, Jacinto Benavente —que estrenó la trama en 1913 en el Teatro de la Princesa de la ciudad de Madrid— la televisora no dudó en reforzar los elementos dramáticos y pasionales de cada protagonista que reflejan, muy al estilo mexicano, la añeja historia de “Raymunda” y “Acacia”, madre e hija que se reencuentra con el amor y el perdón en la ficticia Hacienda de “El Soto”, tras enamorarse del mismo hombre.

Para esta nueva adaptación, Victoria Ruffo, Ariadne Díaz y Christian Meier, fueron los actores estelares que confabularon el sufrido triángulo amoroso entre “Cristina Maldonado”, “Acacia Rivas” y “Esteban Domínguez”, respectivamente.

Si bien fueron formatos distintos, “La malquerida” también llegó al séptimo arte de la mano del director Emilio Fernández, que con el talento de Dolores del Río, Julio Villarreal, Columba Domínguez y Pedro Armendáriz, construyó la adaptación fílmica en 1949, causando el halago internacional al posicionarla, actualmente, dentro de las 100 mejores películas mexicanas de la llamada Época de Oro.

Temas

Lee También

Comentarios