Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Martes, 22 de Enero 2019
Cultura | En septiembre llega la expo Rostros de la divinidad

Adelantan obras en la “quinceava”

Sin un proyecto integral comenzaron los trabajos para el Museo de Historia del Occidente. En septiembre llegan los mosaicos mayas de piedra verde

Por: EL INFORMADOR

El edificio albergó las oficinas de la V Región Militar hasta septiembre de 2009. E. BARRERA  /

El edificio albergó las oficinas de la V Región Militar hasta septiembre de 2009. E. BARRERA /

GUADALAJARA, JALISCO (10/AGO/2011).- La cuenta regresiva hacia el primer día de actividades de los Juegos Panamericanos Guadalajara 2011 marca las obras del Museo de Historia del Occidente, inmueble conocido por la mayoría de los tapatíos como la “quinceava zona militar". Los trabajos para convertir el edificio, ubicado en la calle de Zaragoza, entre Reforma y San Felipe, en un espacio expositivo ya comenzaron, aunque aún no está concluido el proyecto museístico.

El adelanto en las obras en el edificio, que albergó las oficinas de la V Región Militar hasta septiembre de 2009,  responde a la intención de la Secretaría de Cultura (SC) de Jalisco de inaugurar el espacio antes de la justa deportiva. La apertura está programada para septiembre con la exposición Rostros de la divinidad. Los mosaicos mayas de piedra verde, muestra itinerante que permanecerá en el espacio hasta diciembre. La misma, es producida por el Instituto Nacional de Antropología Historia (INAH).

Los trabajos que comenzaron en la primera quincena de julio pasado cuenta con los permisos del Centro INAH Jalisco, institución que autorizó la obra civil en las primeras salas de la planta baja.

“El proyecto integral aún se elabora y lo hará el INAH en oficinas centrales y será un museo. Los trabajos están a la par por el poco tiempo y por los Panamericanos se hizo así”, expresó la arquitecta Martha Leticia Ulloa, quien autorizó las obras, y quien reiteró que mientras se trabaja el proyecto del museo se puede hacer la obra ya que se cuenta con las indicaciones del museógrafo.  

El área disponible para la exposición Rostros de la divinidad. Los mosaicos mayas de piedra verde es la de la derecha en la planta baja.

Inconveniente improvisar

La arquitecta del Centro INAH Jalisco apuntó que por el momento sólo se trabaja en la planta baja  “por la premura del tiempo”; sin embargo el proyecto museográfico contemplará todo el edificio.

De la falta de un proyecto integral, Martha Leticia Ulloa señaló que “el museógrafo vio el espacio y dijo dónde necesita los contactos. Es decir, las instalaciones (eléctricas) para la exposición, mientras el proyecto general se trabaja”.

El especialista en museo Ricardo Duarte explicó que se requiere conocer las funciones de cada espacio –es decir el proyecto integral- para que la intervención directa en las salas sea “factible”, porque se trabaja en la adecuación y equipamiento del edificio, pero “se necesita determinar el uso de cada área y la menos complicada en cuestión de equipamiento es la sala temporal”, sin embargo, los trabajos sólo son posibles “siempre y cuando se tenga definido el uso de los espacios”.  

Ricardo Duarte añadió que “la tecnología para la conservación, la iluminación y el control de temperatura y humedad, toda responde a lo que marca  la normatividad internacional en lo  referente a la conservación de una obra de arte”.

Las intervenciones

El director general de Patrimonio Cultural de la SC de Jalisco, Modesto Aceves Asencio, explicó que  lo que se está habilitando, principalmente, “porque no tenemos muchos recursos, son las salas temporales, ésas quedarán habilitadas para seguir con muestras temporales durante todo el año”.  

Los trabajos, que comenzaron la primera quincena de julio, cuentan con los permisos del INAH. Las obras consisten en liberar los elementos agregados del inmueble, es decir “quitar los pisos que no tienen ningún valor”.

Además, las instalaciones de electricidad responderán a la museografía prevista en las salas temporales. “Se va a arreglar los baños  y se acondicionaran los sistemas de seguridad para mantener exposiciones durante todo el año”, apuntó el funcionario, quien dijo desconocer la fecha de la conclusión de las obras.

En esta primera intervención y  en la museografía se invertirán seis millones de pesos, según el director general de Patrimonio Cultural de la SC de Jalisco.

Por su parte, Martha Leticia Ulloa explicó que los permisos otorgados a la SC permiten la realización de la obra civil y eléctrica, retirar plafones, tablas roca y pisos, así como quitar los elementos no originales y reubicar las instalaciones eléctricas según las necesidades de la áreas. Añadió que “se conservarán la mayoría de los pisos únicamente cambian en corredores y en algunas salas porque éste está degradado y no cumple con la normatividad y sí requería cambiarse”. Sin embargo, el piso de la biblioteca se queda y la pintura no podrá modificarsee por el momento.

La arquitecta señaló que el INAH Jalisco vigila que las obras se hagan según los lineamientos del inmueble, uno de valor relevante por su arquitectura ecléctica, sus espacios y tipo de construcción; además es una obra del ingenio Antonio Arróniz Topete, quien “trata de forma muy interesante los materiales y técnicamente es un inmueble interesante”.

Telón de fondo

Lo prometido


El Museo de Historia del Occidente fue anunciado como una de las obras para los festejos del Bicentenario de la Independencia nacional y del Centenario de la Revolución Mexicana. Y no se logró. El inmueble de estilo ecléctico le costó al Gobierno del Estado 171 millones 679 mil pesos y fue adquirido en septiembre de 2009. 
Después de una larga discusión sobre la vocación del espacio se determinó que su acervo sería arqueológico, el cual será donado en comodato por el Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH). Las piezas de la colección saldrán de la pinacoteca del Museo Regional de Guadalajara.

El titular de la Secretaría de Cultura, Alejandro Cravioto Lebrija, explicó en marzo pasado que se invertirían 12 millones de pesos en la museografía y adecuación del inmueble, construido en 1733 para albergar el convento de las monjas agustinas de Santa Mónica y a partir de 1914 cambió su vocación a militar.

El recinto abrirá en septiembre de 2011 sus puertas con la exposición Rostros de la divinidad. Los mosaicos mayas de piedra verde, muestra gestada por el INAH. Dicha exhibición está integrada por 131 piezas como anillos, brazaletes, pectorales, figurillas y máscaras descubiertas en los templos prehispánicos de las ciudades de Palenque, Calakmil, Dzibanché y Oxkintok.  Así como 12 máscaras funerarias de piedra verde y un pectoral zoomorfo de concha.

Temas

Lee También

Comentarios