Domingo, 19 de Enero 2020

Toledo, tres culturas, un corazón

Muy cerca de Madrid se encuentra una de las urbes más espectaculares y con toques medievales de España

Por: Francisco González

Toledo es llamada “la ciudad de las tres culturas”, en referencia a su antiquísima tradición judía, musulmana y católica que han marcado su historia a lo largo de los siglos. ESPECIAL / J. Monroy

Toledo es llamada “la ciudad de las tres culturas”, en referencia a su antiquísima tradición judía, musulmana y católica que han marcado su historia a lo largo de los siglos. ESPECIAL / J. Monroy

Eterna. El paso de los siglos apenas ha cambiado la fisonomía de Toledo en lo esencial. Todavía hoy conserva ese aire de épica medieval en sus calles, muros e iglesias; con los gruesos edificios de su casco histórico como silentes testigos de los acontecimientos que a sus pies han sucedido. Es una urbe que ha atravesado las mareas del tiempo para ser descubierta una y otra vez por los ojos curiosos de los aventureros que llegan hasta ella.

Ciudad cercana a Madrid y geográficamente casi en el corazón de España, Toledo es llamada “la ciudad de las tres culturas”, en referencia a su antiquísima tradición judía, musulmana y católica que han marcado su historia a lo largo de los siglos. Esto queda plasmado en algunos de sus edificios más emblemáticos, como la Catedral de Toledo, la mezquita del Cristo de la Luz, la Iglesia de Santo Tomé o la Sinagoga de Santa María la Blanca.

Caminar por el Centro de la metrópoli te llevará a la Plaza de Zocodover, una zona de mercadillos y tiendas que durante siglos ha sido el “corazón” de Toledo. La zona es prácticamente peatonal y vale la pena que la explores, disfrutando en el camino de un rico café o unas deliciosas tapas de jamón ibérico con su respectivo vino.

Cerca de Zocodover se encuentra el Alcázar de Toledo, edificio fortificado, cuya posición estratégica le ha permitido dominar el horizonte de la ciudad durante siglos, lo que le ha valido un justo papel como fortaleza militar. Hoy en día, es un hermoso museo, donde se narra la historia de España, con especial atención a la Guerra Civil que sacudió a aquel país la primera mitad del siglo pasado.

Sin duda, un edificio que siempre atrae a los viajeros es la Catedral de Toledo, una gigantesca edificación neogótica (la segunda más grande de España). El edificio fue una iglesia goda, para convertirse en la mayor mezquita de la ciudad durante la dominación musulmana. En el año 1085 fue conquistada por el rey Alfonso VI de León y Castilla. Un año después, el edificio se transformaría en catedral cristiana.

Durante siglos, el edificio ha ido ganando algunos elementos espectaculares en la fachada, como la bellísima Puerta del Perdón, la del Juicio Final y la del Infierno. También destacan en belleza la del Reloj y de los Leones.

Caminar por aquí y por allá

Ciudad de importancia capital en la historia religiosa de España, Toledo también es una urbe que se disfruta mucho al caminarla. Si quieres obtener una bonita foto de la urbe, puedes ir a los miradores del río Tajo, cuyo sinuoso recorrido te ofrecerá diversos ángulos para tomar unas buenas instantáneas o sencillamente lanzar una larga mirada.

Caminando por el margen del Tajo y cerca de la calle de los Reyes Católicos, llegarás a las cercanías del Museo del Greco, dedicado a la obra de este legendario artista griego. El recinto, donde de hecho vivió el pintor, conserva un aire hogareño, aunque destaca por las obras que contiene, destacando en especial la “Vista y plano de Toledo”, así como casi una treintena de piezas cedidas por el Museo del Prado.

¿Una curiosidad? La fama medieval de Toledo se debía a su industria metalúrgica, en especial a la fabricación de espadas. Entre los siglos XV y XVII se decía que no había mejores espadas en el Viejo Continente que las forjadas en Toledo. Hoy en día se fabrican algunos sables para cuerpos de seguridad y defensa, aunque no es extraño que más de un viajero adquiera una réplica durante su visita.

A disfrutar de la comida

La comida española es una de las más apreciadas de Europa, y no se diga lo que puedes encontrar en Toledo. ¡Qué tremenda delicia!

Entre los platos típicos que puedes disfrutar aquí se cuenta la perdiz estofada (que lleva vinagre y hierbas aromáticas). Es una de las más típicas de la zona.

Otro típico de los menús de la ciudad (y la cocina castellana en general) es el cochifrito manchego, que se elabora con carne de cordero o cabrito. Su carne crujiente por fuera y delicada por dentro es de un sabor supremo.

¡Nos vamos!

Para aquellos que quieran viajar a Madrid, desde Guadalajara las opciones son volar a través de United Aerolines, Aeroméxico, Iberia y Delta.

Suplemento Pasaporte

Temas

Lee También