Viernes, 14 de Agosto 2020

Controla el colesterol

Limita las grasas y controla tu salud

Por: El Informador

ALIMENTO. Las grasas son necesarias para el cuerpo, pero las saludables como el aguacate; evita las saturadas. PIXABAY

ALIMENTO. Las grasas son necesarias para el cuerpo, pero las saludables como el aguacate; evita las saturadas. PIXABAY

El mundo cambió este 2020, y como consecuencia nuestros hábitos también se han visto trastocados. Como “daño colateral”, nuestro propio cuerpo es susceptible a este cambio, muchas veces para mal. El sedentarismo que obliga la cuarentena nos debería orillar a tomar acciones preventivas para garantizar la salud. Para nadie es un secreto que México es de los países con mayores problemas derivados del sobrepeso, al tener un gran porcentaje de la población por arriba de su talla ideal. Son muchos los problemas que en consecuencia se van acumulando en el organismo, como un alto índice de colesterol. Al igual que la diabetes en sus etapas tempranas, el colesterol alto es muchas veces una condición desconocida para quien lo sufre: incluso se calcula que arriba del 40 por ciento de los adultos en el país tienen cifras altas de colesterol sin conocerlo.

Retomando la vieja sentencia de “eres lo que comes”, una manera de controlar el colesterol es midiendo nuestro consumo de alimentos que lo generan, a la par de otros tantos alimentos que nos ayudan a disminuirlo.

Una acción inmediata para al menos detener el aumento en colesterol es limitar las grasas, sobre todo las saturadas. La recomendación es que de los alimentos diarios las grasas no ocupen más del 30 por ciento, limitando las grasas saturadas a menos de 7 por ciento. Las grasas saturadas llegan a nuestro cuerpo en alimentos de origen animal, como el queso, leche entera, mantequilla o carne.

Una recomendación es recurrir a las variantes, como la leche reducida o la carne magra (con un menor porcentaje de grasa).

Del otro lado del menú, con los alimentos recomendables para bajar el colesterol, encontramos cereales y semillas como la linaza. La linaza tiene muchas presentaciones, como su versión molida que se puede agregar al cereal por la mañana. Otra variante es la linaza entera remojada en agua, que debe masticarse antes de su deglución.

Las espinacas son un ingrediente muchas veces poco valorado en la gastronomía. Sus hojas verdes poseen múltiples propiedades, entre las que se encuentra el descenso del colesterol. Del mismo modo, su composición le permite ir desde un platillo como las ensaladas hasta sopas.

En ocasiones también desdeñadas como las espinacas, las verdolagas pueden contribuir a controlar el colesterol. Esto se debe a que son el alimento de origen vegetal con mayor índice de omega 3, un ácido graso benéfico para nuestra salud. Por ello cualquier otro alimento que contenga omega 3 nos ayuda a controlar el colesterol (como el salmón o la chía).

Otro factor para reducir el colesterol en el cuerpo, este no alimenticio aunque vaya de la mano, es bajar de peso. Si bien quienes no tengan sobrepeso al grado de la obesidad el porcentaje será relativamente bajo, quienes sí estén muy por encima de su peso ideal tienen un descenso significativo en el colesterol cuando empiezan a bajar de peso. Igualmente, dejar de fumar es un factor que influye directamente en los niveles de colesterol.

JL

Temas

Lee También