Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Miércoles, 18 de Septiembre 2019

Aquiles Chávez y la cocina del amor

El chef jugó con los sabores durante su visita a la perla tapatía

Por: Enrique Esparza

Aquiles Chávez. El chef compartió tips, tiempo y su amor por la cocina con medios tapatíos. EL INFORMADOR / E. Barrera

Aquiles Chávez. El chef compartió tips, tiempo y su amor por la cocina con medios tapatíos. EL INFORMADOR / E. Barrera

Meticuloso. La clase fue amena y clara. EL INFORMADOR / E. Barrera

Meticuloso. La clase fue amena y clara. EL INFORMADOR / E. Barrera

Delicia. El equilibrio de sabores con la ensalada de tomates y queso mozzarella. EL INFORMADOR / E. Barrera

Delicia. El equilibrio de sabores con la ensalada de tomates y queso mozzarella. EL INFORMADOR / E. Barrera

Sopa de huevo con espinaca y acelga. Nada más de verla, se antoja. EL INFORMADOR / E. Barrera

Sopa de huevo con espinaca y acelga. Nada más de verla, se antoja. EL INFORMADOR / E. Barrera

00:02:23

Dice el chef y cocinero Aquiles Chávez que los mexicanos resolvemos nuestras vidas comiendo y debe ser verdad, nos dio claros ejemplos de ello hace unos días durante una clase exclusiva de cocina en el Prime Blend Store Mabe, un centro de experiencias ubicado en Puerta de Hierro, donde los especialistas de la cocina enriquecen con sus técnicas, sabores y texturas los paladares de quienes acuden a aprender un poco de su magia culinaria, tal como nos sucedió.

“Nosotros los mexicanos tenemos una gran virtud, todo lo hemos de arreglar comiendo. Las buenas noticias se dan invitándote a comer, los negocios se cierran comiendo; es tu cumpleaños y vienen tus tías, tu mamá te dice que, ‘¿qué quieres que te haga de comer?’ y si tú le dices lasagna, ella te va a decir: ‘no, mejor pozole porque rinde más’. Entonces, el mexicano todo lo arregla comiendo y cocinar también es un acto social, a nadie le gusta comer en solitario, y cuando hay más confianza y cariño todos  (los alimentos) se ponen al centro de la mesa (para compartir)”.

Aquiles es embajador de GE Profile. Y es que hace unos meses la marca renovó la cocina en Sotero, uno de los restaurantes que maneja y que se ubica en Pachuca, Hidalgo, recinto en que la confianza y la amistad son sinónimo de alta tecnología en la cocina: “Ya llevo desde 2017 siendo amigo de la marca, en Sotero tengo mi espacio, que es mi mesa del chef, un taller donde hacemos pruebas sobre las cosas nuevas que vamos haciendo temporada tras temporada en el restaurante”, y esa misma experiencia que él tiene en su  lugar de trabajo, quiso compartirla en esta exclusiva clase para medios de comunicación.

En un principio todos parecíamos poco participativos, pero el humor peculiar de Aquiles fue rompiendo el hielo entre todos nosotros. La misión era preparar un menú de cuatro tiempos: una ensalada de tomates y queso mozzarella como entrada, una sopa de huevo con espinaca y acelga para darle la bienvenida al plato fuerte que fue una lasagna bolognesa; y cerrar con un budín de frutos rojos con arándanos cuya base eran roles de canela.

“Cocinar es un acto de amor. Es la manera en la que, yo por lo menos, le expreso a la gente cuánto la quiero y cuánto me preocupo y la procuro”.  Y tiene toda la razón, preparar los alimentos para alguien que quieres o estimas, te permite ser más minucioso en los detalles, en las texturas, preocuparte por cuál bebida acompañará mejor al platillo... El esmero es esencial en la cocina cuando se trata de apapachar a un ser querido.

Mientras Aquiles nos daba instrucciones para ayudarlo a preparar la comida, que hay que decir que hicimos las cosas más sencillas y él se llevó el trabajo más meticuloso, disfrutamos de unos cocteles gin tonic; incluso nos dio tips de cómo le gusta a él preparar los suyos: casi como una ensalada, por los ingredientes cítricos que le incorpora a la bebida.

Sobre el plato fuerte, hubo un interés muy particular en la salsa bechamel que llevó la lasagna bolognesa a base de mantequilla, nuez moscada, pimienta molida, sal, queso camembert, queso philadelphia y un toque de salsa tabasco para darle acidez, una verdadera delicia, todos los presentes nos la hubiéramos acabado a cucharadas.

Respecto al postre, el chef nos compartió como tip que el pan que se haya quedado en casa, el que sea, incluso el de caja, nos puede  funcionar para hacer el budín. El pan se mezcla con huevo, vainilla y crema para batir, todo utilizando las manos, luego se incorporan los frutos rojos sin aplastarlos, el chiste es que al comerlo se sientan los pedazos de las frutas, se hornea y se acompaña de helado, ¡riquísima la mezcla de textura! Sin duda alguna, una grata experiencia haber tomado una clase de cocina con el reconocido chef Aquiles Chávez.

Saber más

La televisión como punto de encuentro

Aquiles Chávez y el canal Sony se encuentran a la mitad del rodaje de la segunda temporada de “Aventura gastronómica”, un programa que se lanzó al aire el año pasado. En noviembre se darán más detalles de lo que será esta nueva entrega.

Suplemento Pasaporte

Temas

Lee También

Comentarios