Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Miércoles, 14 de Noviembre 2018

Visita del Papa a Bangladesh divide opiniones entre musulmanes

El acontecimiento inspira sentimientos que van de la simpatía a la cautela entre los seguidores del islam en el país

Por: EFE

Francisco saluda a los fieles desde el papamóvil por las calles de Rangún. EFE/N. Chan

Francisco saluda a los fieles desde el papamóvil por las calles de Rangún. EFE/N. Chan

La primera visita en más de 20 años de un Papa a Bangladesh, el cuarto país en población musulmana del planeta, es vista con simpatía entre los seguidores moderados del islam y con cautela por quienes tienen posturas más duras.

Francisco llega mañana a Bangladesh, un país en el que el 88% de sus alrededor de 160 millones de habitantes profesan el islam, mientras la comunidad cristiana representa alrededor de un 0.4% de la población y los católicos rondan los 400 mil.

Líderes y teólogos islamistas dan la bienvenida al Papa, agradecidos por su mensaje de solidaridad con los más vulnerables y por haber alzado su voz en favor de los rohinyás, minoría musulmana que vive en Birmania, donde ha sufrido persecución en los últimos meses, lo que ha derivado en una crisis de refugiados en Bangladesh.

"Siempre habla en favor de los oprimidos en todo el mundo. En el tema rohinyá también tomó partido del lado de los oprimidos, es difícil no sentir respeto por alguien así", indicó a Efe Maulana Fariduddin Masoud, presidente de la Jamiatul Ulama de Bangladesh (BJU), un cuerpo teológico nacional.

"Personalmente tiene muchas cualidades humanas, no lo considero sólo desde un punto de vista de religioso, lo respeto y llamaría a la gente de nuestro país a mostrar un respeto similar", agregó, al pronosticar un recibimiento acorde a "la tradicional hospitalidad" bangladeshí.

El Papa llegará a Bangladesh tras visitar Birmania (Myanmar), un país que ha estado en el ojo del huracán desde que a finales de agosto comenzó una operación militar contra poblados de la comunidad rohinyá, lo que ha llevado hasta el momento a 624 mil miembros de esa comunidad a refugiarse en Bangladesh.

"El Papa siempre habla en favor de los oprimidos en todo el mundo. En el tema rohinyá también tomó partido del lado de los oprimidos, es difícil no sentir respeto por alguien así".

Durante su visita, se reunirá con representantes de esa comunidad musulmana a la que Birmania no reconoce ciudadanía en un acto interreligioso en el Arzobispado de Dacca el próximo viernes.

En el evento también habrá representación de la iglesia anglicana, de la comunidad budista, la hindú y, naturalmente, de los musulmanes.

Mohammad Salahuddin, el principal clérigo de la mezquita nacional Baitul Mukrram, dijo a Efe que los musulmanes no tienen ninguna razón para sentirse ofendidos por la visita del Papa.

"Bangladesh es una país de armonía entre comunidades, aquí la gente de todas las religiones viven pacíficamente, el islam es una religión tolerante con otras religiones", dijo.

"No tiene ninguna dogma de confrontación y nosotros no lo tenemos tampoco", añadió.

Un poco menos exultantes están en Hefazat-e-Islam, grupo islamista de línea dura que hace unos meses encabezó protestas hasta que logró eliminar la estatua la diosa griega Temis, que encarna la imagen universal de la justicia, de la sede del Tribunal Supremo.

"Cualquier líder religioso puede venir, no es un problema para nosotros. Viene a un país de mayoría musulmana, se lo agradecemos".

Aunque agradecen la visita del Papa, afirman que estarán vigilantes para que se respeten los sentimientos de los musulmanes.

"Cualquier líder religioso puede venir, no es un problema para nosotros. Viene a un país de mayoría musulmana, se lo agradecemos", dijo a Efe el portavoz de Hefazat, Azizul Islam.

"Pero tenemos que ver -continuó- que nadie hiera los sentimientos religiosos de los musulmanes durante su visita. Esperemos que nadie haga ningún intento de hacer propaganda contra el islam aprovechando la visita".

No obstante, el representante de esta organización que reivindica, entre otras cosas, la prohibición de las escuelas mixtas, el procesamiento de ateos y la pena de muerte por blasfemia, también reconoció la postura del Papa en la cuestión rohinyá.

"Le agradecemos la visita, vemos su simpatía con los rohinyás como algo bueno. Es natural que cualquier ser humano esté del lado de la causa de otros seres humanos", añadió.

Temas

Lee También

Comentarios