Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Jueves, 14 de Noviembre 2019

Fotogalería: Cuba de contrastes: la herencia de Fidel para el Siglo XXI

La isla tiene todo y más para mantener la agenda ocupada el día entero con actividades turísticas y culturales

Por: El Informador

Cayo Santa María. Susana se anticipa a la salida del Sol y observa el amanecer en Cayo Santa María, una pequeña isla ubicada en el Norte de Cuba. EL INFORMADOR/I. de Loza

Cayo Santa María. Susana se anticipa a la salida del Sol y observa el amanecer en Cayo Santa María, una pequeña isla ubicada en el Norte de Cuba. EL INFORMADOR/I. de Loza

Castillo del Morro. Un pintor retrata la ciudad de la Habana desde el Castillo de los Tres Reyes, conocido también como Del Morro, construido en el Siglo XVI. EL INFORMADOR/I. de Loza

Castillo del Morro. Un pintor retrata la ciudad de la Habana desde el Castillo de los Tres Reyes, conocido también como Del Morro, construido en el Siglo XVI. EL INFORMADOR/I. de Loza

Felicidad. Una tabernera de la Habana Vieja sonríe al convivir con los turistas, a quienes muestra un mapa con los sitios de interés. EL INFORMADOR/I. de Loza

Felicidad. Una tabernera de la Habana Vieja sonríe al convivir con los turistas, a quienes muestra un mapa con los sitios de interés. EL INFORMADOR/I. de Loza

Observar. Una vecina de la Calle Habana, en el Centro de la ciudad del mismo nombre, sale a su balcón para distraerse un rato. EL INFORMADOR/I. de Loza

Observar. Una vecina de la Calle Habana, en el Centro de la ciudad del mismo nombre, sale a su balcón para distraerse un rato. EL INFORMADOR/I. de Loza

Humo y reflexiones. Un habitante de la ciudad de Trinidad, ubicada en la Región Centro de la isla, posa ante los turistas mientras da una calada a su habano. EL INFORMADOR/I. de Loza

Humo y reflexiones. Un habitante de la ciudad de Trinidad, ubicada en la Región Centro de la isla, posa ante los turistas mientras da una calada a su habano. EL INFORMADOR/I. de Loza

Calles para peatones. Sin importar la hora, los habitantes de La Habana salen a las calles e instalan mesas, sillas y bocinas para ocuparse un rato con una partida de dominó. EL INFORMADOR/I. de Loza

Calles para peatones. Sin importar la hora, los habitantes de La Habana salen a las calles e instalan mesas, sillas y bocinas para ocuparse un rato con una partida de dominó. EL INFORMADOR/I. de Loza

Playas hermosas, ciudades repletas de historia y prácticamente un nulo acceso a Internet son tres de las principales bondades de Cuba, una isla que, gracias a esas características, permite disfrutarla en cada detalle.

Desde el recorrido por el Castillo Del Morro, que todos los días celebra su “ceremonia del cañonazo”; el paso obligado a las cantinas que primero llevan un mojito a la mano del cliente y después el “cuba libre” original, y hasta las caminatas nocturnas por las muy seguras calles de La Habana, Cuba tiene todo y más para mantener la agenda ocupada el día entero.

Calles repletas de actividad y música en La Habana; clases de baile las 24 horas del día en el Centro de Trinidad; playas cristalinas y tranquilas como una laguna en el Cayo Santa María, y una infinidad de artículos qué adquirir, arte qué admirar y comida qué degustar, son otras razones para enfilar el paso a la isla socialista en donde la gente habla fuerte y rápido, pero también se caracteriza por una gran amabilidad.

La isla que hereda Fidel Castro al Siglo XXI enfrenta al imperialismo abiertamente, pero también deja en claro que el turismo es bien recibido, y garantiza que éste regresará a ese país con una amplia sonrisa en el rostro.

JM

Temas

Lee También

Comentarios