Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Martes, 11 de Diciembre 2018

Ideas

Ideas |

Y no, no todos se portaron bien

Por: Jaime Barrera

jbarrera

jbarrera

Por el parte delictivo que recibió ayer en su primera junta mañanera con su gabinete de seguridad, que siguió la misma tendencia de la más grave escalada de violencia con la que cerró el sexenio del priista Enrique Peña Nieto, seguramente al Presidente electo, Andrés Manuel López Obrador, le debió haber quedado claro que no todos se “portaron bien” como él esperaba cuando asumió el poder el pasado 1 de diciembre.

Las bandas delincuenciales, a las que omitió en sus sendos discursos el sábado pasado, se encargaron de darle la bienvenida con un fin de semana particularmente violento, en el que hubo multihomicidios, el asesinato del periodista Alejandro Márquez en Nayarit, y un ataque con artefactos explosivos al consulado de Estados Unidos en Guadalajara, que obligaron a reprogramar las citas que ya habían hecho 150 usuarios por el cierre de actividades, y una larga lista de incidentes delictivos, entre los que se agrega el asesinato ayer de seis policías en La Huerta.

Ojalá eso también convenza al nuevo Gobierno de la Cuarta Transformación que tendrá que hacer mucho más que pedir a las madres de familia que reprendan a sus hijos que anden en malos pasos, porque ya tendrán apoyos económicos para ser “becarios” y no “sicarios”, para cumplir su promesa de pacificar al país.

Que será necesario hacer mucho más también que convocar a las juntas mañaneras que encabeza el propio Andrés Manuel López Obrador con los secretarios de la Defensa Nacional, de la Marina, de la PGR, de Gobernación y de Seguridad Pública, para analizar y ordenar acciones en las zonas donde se registren los hechos violentos.

En ese sentido sería muy interesante saber qué se ordenó hacer distinto que sus antecesores, para hacer frente a los que desataron este fin de semana violento y si efectivamente se incide en esas zonas para detener y juzgar a los responsables, y qué tanto se rompe la impunidad casi absoluta que padecemos en México.

Lo que habrá que evaluar también es en qué grado y con qué resultados se replicaron esas mesas por la paz y la seguridad en las entidades de la República y las 266 regiones en las que se dividieron el país para que opere la Guardia Nacional que proponen.

Lo que se sabe hasta ahora es que no todas se han podido instalar, sobre todo en los estados donde hay gobiernos ajenos al partido Morena, y donde cuestionan que sean los superdelegados los que convoquen a esas reuniones. De hecho, Silvano Aureoles, gobernador ex perredista de Michoacán, anunció que presentará una controversia constitucional en contra de esta figura.

En Jalisco, tanto el Gobierno saliente de Aristóteles Sandoval como el electo, Enrique Alfaro, así como los alcaldes naranjas desairaron esas mesas tanto el domingo como ayer y señalaron que una vez que asuman el Ejecutivo estatal, ellos serán los que convoquen a los funcionarios federales.

En el tema de la seguridad es en el que AMLO debe dar los mejores y más rápidos resultados, y eso no será posible si no arregla su relación con estados y municipios de oposición y se pasa de las buenas intenciones y llamados a la buena voluntad a las acciones.

Temas

Lee También

Comentarios