Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Domingo, 15 de Diciembre 2019
Ideas |

"Tolito y su destino o Sissi 4"

Por: Carlos Enrigue

"Tolito y su destino o Sissi 4"

Desde que el mundo es mundo y probablemente desde antes muchas personas sospechan que estamos ante la evidencia de que hay un alguien o algo que maneja el mundo, por qué existen los temblores; por qué las inundaciones; qué ser maligno inventó y permite que los políticos den al pueblo clases de moral, por qué tanta crueldad: el origen del mal.

Cada vez más se sospecha, por la raza común, que nuestra vida está controlada por un destino, del que no sabemos quién ni cómo pero somos víctimas. Pero sólo por quienes somos gente sencilla y del campo.

Desde luego que los conocedores, los comentaristas, los académicos, los analistas del sector privado y los sobrevivientes del campeonato del club Oro no creen en esto, ellos dicen seguir sólo verdades científicas, lo que el infelizaje militante, respetuoso como es de las diferencias entre estos altos representantes de la virtud y la raza común, no creen pero toleran.

Mi tío Tolito, a quien ya algunos de ustedes conocen es un firme creyente en la existencia de un destino que desconocemos y que siempre ha estado ahí, claro que sí, solo que a él alguien le dijo que tomara en cuenta la hybris que a él le dijeron que tenía que ver con el destino y a mí me aclararon que tiene que ver con la terquedad del tío, que es proverbial.

Algunos dirán que Tolito o yo mismo somos unos exagerados, que no es tan gorda Antonia, que no es tan dramático el destino pero permítanme contarles varias actividades del tío para que sea usted quien juzgue.

A Tolito le gustaba encontrarse con nuestras raíces vernáculas al asistir al conocido bar conocido como “ la caída del gran puas” donde degustaba ricos caldos de agave azul tequilana, léase "tequila" (para notar cómo el destino existe, debo mencionar que cuando esto sucedió no existía el torito), o sea que el tío venía alterado por la ingesta de etilos; esto es venía medio persa, a nivel de media lagartijera: consistente en mirada difusa, ojos llorosos, voz medio arrastrada y tono ligeramente alterado. Pero aún con capacidad, según el mismo, de conducir su automóvil.

Algunos se habrán dado cuenta de que en esta noble y leal en cada semáforo se encuentran, algunas veces, un agente de transito, pero casi siempre dos personas con problemas de la vista vendiendo dulces, un vendedor de frutas de temporada, dos malabaristas y tres individuos que parecen ser o son migrantes que traen mochila y cobijas, dos lava vidrios de automóviles y un sujeto de los que a base de gasolina (y a pesar del precio de esta) son conocidos como lanza llamas. Todos piden dinero.

Pues Tolito esperaba el siga cuando el lanzallamas le pidió dinero, es casi seguro que el tío le contesto que no y lo debe haber hecho de feo modo a lo que siguió que recibiera en pleno rostro un fogonazo de gasolina ardiente, con lo que usted se imaginará como quedo la cara del tío comprobando que el destino existe.

@enrigue_zuloaga

Temas

Lee También