Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Martes, 17 de Julio 2018

Ideas

Ideas |

¿Podrá empeorar?

Por: Armando González Escoto

¿Podrá empeorar?

¿Podrá empeorar?

Convertir las precampañas en verdaderas campañas no ha sido solamente culpa de los propios partidos y candidatos, sino también de numerosos medios de comunicación, con lo cual demuestran una vez más su complicidad con el corrupto sistema político mexicano.

En este nuevo fraude de los partidos a la sociedad quienes han mostrado una todavía mayor simpleza a la hora de enmascarar sus abusos fueron los del llamado “movimiento naranja”, pues preceden sus anuncios comerciales diciendo que tales anuncios están dirigidos exclusivamente a sus afiliados, es decir, los no afiliados absténganse de escucharlo o de verlo, apáguele de inmediato al radio o al televisor, porque usted no está invitado a enterarse de su contenido ya que la ley lo prohíbe. De lo que inevitablemente se entera todo mundo es de la astucia pero también de la torpeza con que se manejan.

Mientras esas cosas ocurren no dejan de decirnos que todo mejorará con “ya sabes quién”, o que hay un candidato que habla inglés, francés, y hasta español, y otro que envía saludos en pareja exhortándonos e vivir en el amor y en la paz a lo largo de todo el año, para luego declarar furibundo que los demás precandidatos andan por completo errados ¿o herrados?

La desventaja de las precampañas es que están agotando el lodo antes de tiempo, lo cual puede volverlos repetitivos al escasear la materia prima de las campañas que en este país y en muchos otros se viene utilizando de unos años a esta parte.

Dirán los analistas “queremos propuestas”, y vendrá el aluvión de propuestas, entonces pedirán “los cómos” y ahí lo que vendrá será un magro torrente de ocurrencias y fantasías, de ilusorias maneras tan ajenas a la realidad, como ajenos suelen estar los precandidatos a cumplir lo que prometen. Hasta el candidato más ingenuo se preguntaría, pero ¿por qué quieren que les diga cómo le voy a hacer para cumplir lo que prometo, si no tengo la menor intención de cumplirlo? sería tiempo perdido.

Además, mucho de lo que ya desde ahora se está “pre” prometiendo saben muy bien que no lo podrían realizar, porque sus antecesores han legitimado leyes que blindan al sistema, y no pueden modificar las leyes porque para eso requerirían tener una abrumadora mayoría en el Congreso, y tal vez aun si la tuvieran, tampoco se podría ya que los ilustres legisladores nunca han estado dispuestos a modificar leyes que alteren o deterioren el estatus del que gozan.

Imagine usted que la Suprema Corte de Justicia debiera expresarse sobre si es o no es constitucional una reforma que redujera el salario de tan bien pagados jueces, acabara con sus prestaciones y anulara sus amañados fideicomisos, ¿qué cree usted que resolverían?

No debemos extrañarnos pues de que justo en estos días la Suprema Corte haya declarado que la ley de seguridad nacional sí es constitucional, ¿qué esperábamos?, ¿qué se manifestaran en contra del que les dio el cargo?

Es sumamente grave la situación del país, secuestrado por la clase política, pues nos pone en la situación de afirmar que gane quien gane en las próximas elecciones, los mexicanos seguiremos perdiendo.

YR

Temas

Lee También

Comentarios