Martes, 27 de Octubre 2020

LO ÚLTIMO DE Ideas

Ideas |

Los retos de la oficina en casa

Por: Guillermo Dellamary

Los retos de la oficina en casa

Los retos de la oficina en casa

Vaya desafío nos ha traído el confinamiento de aprender a trabajar desde nuestros hogares y tratar de salir lo menos posible. Amén de que se espera, que en un futuro próximo, regresemos a la “normalidad”. El trabajo desde casa, tendrá cada vez más, un lugar importante en las actividades laborales. Habrá a quien no le guste o de plano lo rechace; pero a otro buen número de colaboradores, lo encuentran mucho más relajante y productivo.

Tiene muchas ventajas, veamos algunas: En principio se eliminan los pesados y “traficudos” traslados, tanto en tiempo como en disminución del estrés, es un beneficio nada envidiable. Te permite organizar mejor tu tiempo en relación a otro tipo de actividades complementarias, como el ejercicio y los alimentos. Puedes aprovechar mejor la agenda.

Al quedarte en casa estás al pendiente de las necesidades y cuidarnos necesarios, sin tener que dejárselos a terceras personas, como sucede con el mantenimiento de los desperfectos o la atención de las mascotas. Se puede aprovechar mejor el tiempo, porque prácticamente se eliminan las distracciones con los demás compañeros de trabajo y se acaba con la llamada vida social en el trabajo.

Sin duda, se incrementa el sentido de responsabilidad y compromiso, y ya no se requiere de una supervisión y vigilancia directa. Sobre todo porque los resultados son la principal carta de presentación de los buenos trabajadores. Tú ya sabrás cómo le haces.

Uno de los peores enemigos del trabajo en casa, es la distracción, la falta de concentración (motivada por la familia) y la tentación de hacer otras cosas que no sea estar plenamente enfocado en las tareas necesarias. Los trabajadores desorganizados, inquietos, dependientes e irresponsables, tienden a sentirse incómodos trabajando en casa y no pueden fusionar bien ambas situaciones hogar/trabajo.

Muchos han descubierto los beneficios, mientras a otros les urge regresar a sus oficinas. El reto está en la mesa.

Temas

Lee También