Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Martes, 23 de Octubre 2018

Ideas

Ideas |

Los desarrollos orientados al transporte: vitales buenas noticias

Por: Juan Palomar

Los desarrollos orientados al transporte: vitales buenas noticias

Los desarrollos orientados al transporte: vitales buenas noticias

Bien sabemos que el transporte público es el primer problema de Guadalajara. La larga ineficiencia de éste, la corrupción y la ineptitud, la pura desorganización, han logrado que decenas de miles de tapatíos se consigan aunque sea una carcancha contaminante y carísima para desplazarse, y han logrado que en la mente de centenas de miles de los propios usuarios actuales del transporte público la primera aspiración sea la de “liberarse” de sus torturas y comprarse una carcancha (o en el mejor de los casos un coche nuevo). Resultado: la ciudad casi colapsada, inaceptable contaminación, mal humor generalizado, creciente y muy peligrosa agresión contra ciclistas y ciclovías. Bravo.

Esto es insostenible, y raya en lo criminal. La contaminación ambiental mata a miles de tapatíos (según reportes médicos) cada sexenio.

Por eso, las iniciativas para poner en marcha los llamados DOT (Desarrollos Orientados al Transporte) es una de las mejores noticias urbanas tapatías en mucho tiempo. Serán, si todo se hace bien, exitosos, revivirán zonas casi muertas, se aprovechará la subutilizada infraestructura de transporte público existente. Hasta los normalmente timoratos promotores inmobiliarios despertarán a esta nueva oportunidad. Y la gente, en general.

Las líneas del Tren Ligero 1, 2, 3. La solitaria línea 1 del Macrobús. Estos cuatro medios de transporte atraviesan multitud de zonas neurálgicas de la ciudad, en donde existe la posibilidad de albergar a centenares de miles de habitantes, de clase media-baja y media, muy satisfactoriamente…y prescindiendo del deletéreo uso intensivo del coche.

Atemajac, Mezquitán, La Sagrada Familia, La Capilla de Jesús, el barrio de San Diego de Alcalá, el barrio del Parque de la Revolución, el de la Trinidad, la Colonia Moderna, Santa Filomena, Polanquito… (Línea 1). El centro, San Juan de Dios, el barrio de la Penal de Oblatos, San Jacinto, San Andrés, Tetlán, Parque de la Solidaridad… (Línea 2). Principio de la carretera a Tesistán, Belenes, Mercado del Mar, Zapopan centro, todo Ávila Camacho, todo el Paseo Alcalde, todo Revolución, el centro de San Pedro Tlaquepaque, las inmediaciones de la lamentable central camionera nueva…(Línea 3). Huentitán, colonia Independencia, todas las Barranquitas, Barrio de la Alameda (con todo y la decaída Ciudad Creativa Digital), San Juan de Dios otra vez, Analco, barrio del Agua Azul, Zona Industrial, La Nogalera y anexas, Miravalle… (Línea 1 del Macrobús).

Estas son algunas de las demarcaciones tapatías que se pueden ver altísimamente beneficiadas con los DOTs. Constituyen ahora millones de habitantes. Repoblación de las zonas consolidadas con decenas de miles de nuevos habitantes conscientes de su responsabilidad cívica (algo valiosísimo por sí mismo). Freno a la especulación y al deletéreo sistemita de los “cotos” suburbanos y a la consiguiente destrucción de los entornos naturales de toda la ciudad, grandes posibilidades de enriquecimiento (lícito) de los promotores. Consolidación de un patrimonio propio para amplias franjas de la población.

Dos condiciones: que los planes parciales de desarrollo dejen de ser turbiamente secuestrados (frente a autoridades sumisas o timoratas) por una cosa llamada “Parlamento de Colonias”; y que los proyectos específicos cuenten con altísimas cualidades arquitectónicas y de inserción urbana. ¿Podremos con el promisorio reto?

jpalomar@informador.com.mx

Temas

Lee También

Comentarios