Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Sábado, 15 de Diciembre 2018

Ideas

Ideas |

Demócratas, acuerdo comercial y reforma laboral

Por: Luis Ernesto Salomón

Demócratas, acuerdo comercial y reforma laboral

Demócratas, acuerdo comercial y reforma laboral

El resultado de las elecciones legislativas en Estados Unidos presagia una disputa profunda entre republicanos con Trump y demócratas en busca de un líder de cara a la elección de 2020. Independientemente de la simpatía que genere el avance político contra Trump en los mexicanos.

La nueva realidad política de Washington presagia una trabazón de los asuntos propuestos por los republicanos en el Congreso. Para México eso significa que la aprobación del tratado comercial con Estados Unidos y Canadá puede entrar en una etapa de tensiones y nuevas exigencias. Un escenario parecido se presentó en 1994 después de que los presidentes de los tres países firmaron, los demócratas tomaron el control legislativo y hubo entonces que iniciar una nueva etapa de negociaciones que llevaron a los llamados acuerdos paralelos en materia laboral y ambiental.

Entonces, como ahora, muchos líderes demócratas alegaban la falta de respeto a los derechos de los trabajadores mexicanos lo que inducía el mantenimiento de salarios bajos mediante el control sindical. Y además la falta de normas ambientales estrictas en México, lo que provocaba, según sus argumentos una competencia desleal.

Estos alegatos siguen en la agenda de muchos actores de la política estadounidense, al grado que fueron ellos los que forzaron a que en la versión aprobada se incluyeran temas relacionados a la libertad sindical.

Ahora es probable que las presiones por hacer efectiva la reforma laboral se incrementen de cara a la aprobación en el Congreso de Estados Unidos. Incluso haciendo nuevas exigencias. Veremos una ceremonia de firma del tratado en Argentina el 30 de noviembre y seguramente al inicio del año tendremos una nueva e intensa agenda de trabajo en Washington para convencer a los nuevos legisladores de las ventajas mutuas del acuerdo comercial.

Es probable que algunos de los temas que se puntualicen en materia laboral tengan que ver con la eliminación efectiva de los sindicatos de protección, que se ha convertido en un asunto localizado por los canadienses y los estadounidenses. El tratado que se firmará incluye el compromiso de México para aprobar una reforma laboral en ese sentido antes del último día del año, por lo que es muy probable que las iniciativas se presenten a discusión desde los primeros días de diciembre.

Su contenido marcará la agenda de negociación con senadores y representantes, que requerirá, otra vez, de una amplia participación del sector privado en ambos lados de la frontera. Ese trabajo conjunto será seguido muy de cerca por los mercados que ahora mismo han sido tocados por una ola de incertidumbre ante los anuncios previos a la toma de posesión del nuevo Gobierno.

La aprobación legislativa del acuerdo comercial será un punto central de la agenda económica de los próximos meses; significa un punto crucial para la administración de Andrés Manuel López Obrador dado que a partir de la estabilidad podrá desarrollar los programas sociales anunciados.

Mientras tanto es fundamental mantener la estrategia de negociación que México ha desarrollado con éxito aglutinando los intereses en favor de nuestro país, dentro y fuera de nuestras fronteras.

Por otra parte, la aprobación de la reforma laboral puede significar al mismo tiempo un logro político si se logran encaminar los cambios de forma ordenada y que redunden en beneficios tangibles para los trabajadores en el mediano plazo.

La firma del acuerdo, la aprobación de la Reforma Laboral y una nueva etapa de negociación parece ser la ruta probable de este asunto esencial para México. Tres pasos de gran impacto en la percepción y con repercusiones políticas profundas.

Temas

Lee También

Comentarios