Viernes, 23 de Julio 2021

LO ÚLTIMO DE Ideas

Ideas |

La violencia, ¿hasta cuándo?

Por: Daniel Rodríguez

La violencia, ¿hasta cuándo?

La violencia, ¿hasta cuándo?

El panorama no puede ser más perturbador y dramático. En Reynosa 14 personas son asesinadas a sangre fría en uno de los numerosos incidentes del fin de semana en México. En Estados Unidos, siete muertos y más de 40 heridos en diez tiroteos masivos o balaceras en el mismo periodo de tiempo. ¿Los motivos?. Casi todos coinciden en lo mismo: la guerra entre el narcotráfico con las autoridades o simplemente la guerra interna entre pandillas.

Ayer mismo en nuestra página Informador.mx nos desayunamos con la noticia, ‘Mayo, el mes más violento de 2021; Jalisco, entre los estados con más homicidios’. Y se contabilizaba que fueron 2,963 las personas que fallecieron violentamente, convirtiéndose el mes pasado en uno de los más sangrientos en la presente administración. Mientras que en Estados Unidos también amanecimos con las alarmantes cifras. De viernes por la noche a domingo por la tarde, diez tiroteos reportados, siete muertos y 45 heridos.

En nuestro país en promedio son 100 muertos por día revelan los datos fríos. En el país vecino -este año- 295 tiroteos han dejado 331 víctimas y 1,230 lesionados.

Para México ya son muchos años de violencia y más que un problema transitorio, como lo establecen muchos, el derrame de sangre es resultado de una serie de problemas que la sociedad mexicana ha sufrido a consecuencia de malas políticas públicas, con gobiernos que han causado grandes diferencias en el tejido social que se reflejan en la reacción por tratar de sobrevivir o luchar contra desigualdad, que a la postre han llevado a construir ‘un emporio’ y proliferación en el negocio de las drogas. Para Estados Unidos, aunque el problema de las drogas es muy más grave por el elevado tráfico y consumo desmedido, la violencia se provoca además por la facilidad con que se adquieren las armas de fuego que al final son el instrumento para dirimir disputas, diferencias o sentimientos personales que terminan en tragedia.

Nos hemos acostumbrado a las balaceras y tragedias en nuestras calles. Ya la vemos como un complemento de lo cotidiano y desafortunadamente no hay visos de que se pueda erradicar. No se trata de emitir decretos, de hacer campañas o tener buenas intenciones en las políticas públicas. En la medida en que no se resuelvan los problemas de raíz de la sociedad que provocan se busque hacer ‘negocios’ fáciles, de no lograr una estructura más igualitaria y además de limitar las facilidades para el acceso a las armas, no podremos aspirar resolver la tragedia que se vive en nuestra calles. ¿Hasta cuándo?. Respuesta que por el panorama que tenemos a la vista será difícil de conseguir.

¿Usted, qué opina?.

daniel.rodriguez@dbhub.net

Temas

Lee También