Sábado, 23 de Enero 2021
Ideas |

Charros califica en la medianía y con polémica al reforzarse

Por: Salvador Cosío Gaona

Charros califica en la medianía y con polémica al reforzarse

Charros califica en la medianía y con polémica al reforzarse

Charros de Jalisco termina a tumbos, entre altibajos, su participación en la agenda regular de la campaña 2020-2021 de la Liga Mexicana del Pacífico (LMP) el máximo circuito profesional jugándose en otoño-invierno, con un desempeño por demás polémico, marcado por los problemas de lesiones, el arribo tardío y fuera de forma de muchos de sus peloteros estelares, así como la baja de rendimiento de otros más, sin dejar de advertir que la pandemia también afectó a algunos de los beisbolistas importantes de la organización beisbolera albiazul jalisciense.

Los caporales albicelestes zapopanos han culminado la segunda vuelta de la fase regular del certamen colocados en el sexto lugar del standing, escasamente a una victoria por encima de Venados de Mazatlán y Tomateros de Culiacán que terminaron la fase complementaria empatados en séptimo sitial, debiendo llamar la atención que los campiranos igualaron en balance entre triunfos y fracasos con los Sultanes regiomontanos más ellos dominaron ampliamente a los jaliscienses durante el calendario ordinario del certamen y con mejor rendimiento general. 

Los albiazules de Zapopan terminaron la etapa complementaria regular del torneo ubicados exactamente en el mismo lugar en que concluyeron la primera vuelta ordinaria del certamen, o sea en el sexto sitio, con foja de 15 triunfos ante 15 derrotas y a 3 juegos de distancia del líder Naranjeros de Hermosillo, recordando que en la primera fase los locales habrían culminado su participación computando 15 victorias frente a 14 descalabros  en ese momento sembrados a 6 juegos exitosos de distancia al primer sitio que fue ocupado por Los Yaquis de Ciudad Obregón.

Con esos resultados, Charros colectó 5 puntos y medio en cada una de las fases de la agenda regular para totalizar 11 y quedar colocados en el séptimo sitio del listado por puntos solamente superando al octavo de los conjuntos clasificados que fue Venados de Mazatlán que obtuvo 5 puntos en cada fase y acumuló 10. 

Los Charros jaliscienses se situaron en la lista de 8 calificados a playoffs medio punto abajo de Tomateros de Culiacán que se ubicó en el sexto sitio con 11.5 unidades, 7 colectadas en la primera fase más los 4 puntos y medio obtenidos en la complementaria, y quedando en forma ascendente arriba de ellos Los Caballeros Águila de Mexicali que consiguieron 13 puntos y medio; 4 y medio en la primera vuelta y 9 en la segunda fase. 

En el cuarto sitio del grupo de clasificados a la postemporada se colocaron Los Algodoneros de Guasave que sorprendieron con una muy buena campaña a pesar de ser un equipo realmente bisoño y con pocas individualidades de presumida calidad, habiendo obtenido 6 puntos en la primera vuelta y 8 en la segunda para completar 14. 

En el tercer sitio el otro de los casi benjamines, Sultanes de Monterrey se ubicó con 8 unidades en la primera vuelta y 6 en la segunda. En  el segundo sitio por puntos terminó Yaquis de Ciudad Obregón, uno de los favoritos para el título, que obtuvo 10 puntos en la primera vuelta 7 en la segunda para cerrar con 17 unidades en el conjunto de ambas fases. 

Y finalmente en el primer sitio por puntos se ubicó Naranjeros de Hermosillo que completa 19 unidades producto de la suma de las 9 obtenidas en la primera vuelta en que quedó ubicado en el segundo sitio y los 10 de la segunda fase siendo  que terminó encabezando la tabla. 

No puede negarse que fue un desempeño mediocre el de Charros de Jalisco a pesar de las vicisitudes que pueden ser un justificante o excusa para ello; mediocre en relación a la calidad que en individual tienen prácticamente todos los peloteros con que cuenta en su roster titular y ampliado y con lo cual debieron sin duda haber alcanzado mejores resultados tanto en la primera como en la segunda vuelta. 

Aquí valdría revisar si lo que imperó fue el conformismo ya que en cada vuelta Charros terminó casi con un promedio cercano a los .500 de porcentaje entre ganados y perdidos y es sabido que el pensamiento de quienes están usurpando fáctica y extra legalmente las funciones directivas del club existe el criterio de que es suficiente con que el equipo tenga este porcentaje de equilibrio entre derrotas y victorias para calificar sin exigirse demasiado, es decir, no aspirando necesariamente a los primeros lugares del standing en una u otra vuelta porque siendo equilibrados obteniendo un resultado mediano se pasa a playoffs así sea en séptimo u octavo sitio de la tabla por puntos, y con ello se da el llamado borrón y cuenta nueva para enderezar la labor hacia tratar de encontrar una mejor fórmula de éxito en la pretemporada. 

Los Charros van a enfrentar al segundo mejor en la tabla por puntos que son los Yaquis de Ciudad Obregón que lucen junto con Naranjeros de Hermosillo como favoritos para el título. No será una tarea fácil para los albicelestes de Jalisco ya que los zapopanos al no poder ser anfitriones en los primeros cotejos tendrán que ir a tratar de romper la jetatura que han venido cargando desde ya hace temporadas en lo que se llama el mal de gira, ya que es totalmente distinto el desempeño de los toleteros y los propios pitchers cuando están de gira que cuando están jugando en el parque de pelota en las calles de Santa Lucía en Zapopan donde se muestran siempre más fuertes, con mayor capacidad para producir hits y carreras y con un mayor desempeño de su cuerpo de lanzadores. Dos cotejos que Charros deberá desahogar tratando de al menos traerse una victoria los días 2 y 3 de enero en el nuevo estadio Yaquis de Ciudad Obregón ante un equipo que está bien parapetado y que puede fácilmente obtener los dos triunfos sobre Charros. 

Por otro lado, no deja de sorprender un poco, cuál es la estrategia en que, elucubrando un poco, se habría basado la gerencia deportiva del club albiazul para que habiendo obtenido por fortuna el primer lugar en el orden de selección del Draft de refuerzos se optará  por acopiarse a Esteban Quiroz, de Los Cañeros (Los Mochis) experimentado y muy útil toletero cuya posición natural es de infilder pero que también puede desempeñarse en los jardines y que no obstante indudablemente vendrá a fortalecer más la capacidad ofensiva del equipo, es importante señalar se veía más necesario o adecuado que al elegir a un refuerzo se hubiese optado por buscar a un serpentinero, especialmente un abridor.

Y toda vez que el material del que los equipos pudieran haber hecho uso debía provenir de los dos conjuntos que no calificaron a playoff que en este caso fueron Cañeros de Los Mochis y Mayos de Navojoa, era advertible el que estaban las opciones de los lanzadores Carlos Viera, originaron de Cuba que es un buen pelotero abridor así como Marcos Carrillo, Jesus Anguamea, o incluso Isidro Marquez que es un muy buen relevista corto.

Sin embargo el gerente deportivo, Raymundo Padilla, optó por elegir a Quiroz, de quien se piensa podría ir a cubrir el jardín ante la inactivación del toletero cubano Henry Urrutia quien se venía desempeñando en el jardín o como designado turnándose en estás tareas con otros bateadores como Christian Villanueva y Japhet Amador. Habrá que otorgarle el beneficio de la duda y esperar le resulte muy bien la jugada.

Ante esto hay que señalar que toda vez que los equipos tienen derecho a solamente tres extranjeros y ante la ausencia de un cerrador dado que Sergio Romo tuvo que dejar de jugar y solamente lo hizo un encuentro además de que no se consolidó la participación de Roberto Osuna, ambos por ser indispensable para los equipos que los están tratando de contratar para la próxima campaña en Grandes Ligas el que mantuvieran su brazo sin riesgo, el equipo optó por traerse los servicios del recio cerrador dominicano Alberto José Albuquerque proveniente del conjunto Los Toros del Este en la Liga Dominicana de invierno, pitcher que se desempeña durante el verano con Acereros de Monclova y es un elemento muy conocido por el coach Martin Arzate quien además de con Charros en el invierno es  uno de los estrategas internos del conjunto acerero y puede considerarse que es un elemento que será muy valiosos para junto con Brennan Bernardino encargarse de la parte final de los cotejos.

Albuquerque tiene experiencia en las Grandes Ligas, ha jugado siete campañas en la Gran Carpa con Tigres de Detroit, Medias Blancas de Chicago, Reales de Kansas City y Serafines de Anaheim. Seguramente será un buen elemento y entonces ante la necesidad de dejar fuera a Urrutia, probablemente la posición que le van a encomendar a Esteban Quiroz además de fortalecer el poderío bateador será el de cubrir el jardín haciendo equipo con Julián Ornelas, Carlos Figueroa y Dariel Álvarez, pudiendo contarse o no con los servicios de Sergio Pérez que podría dejar su espacio a fin de que se ampliara la base de serpentineros en el roster para la postemporada.

Habrá que ver cómo cierra el roster de Charros, esto lo sabremos pronto y entonces habrá que realizar un análisis más detallado de la perspectiva que tiene el conjunto albiceleste para poder vencer en la primera fase a los difíciles Yaquis de Ciudad Obregón.

bambinazos61@gmail.com
@salvadorcosio1

Temas

Lee También