Jueves, 27 de Enero 2022

LO ÚLTIMO DE Ideas

Ideas |

Alfaro se va en apuros a su tercer tiempo fuera

Por: Jaime Barrera

Alfaro se va en apuros a su tercer tiempo fuera

Alfaro se va en apuros a su tercer tiempo fuera

Se acaba el 2021 y Enrique Alfaro hace valer los privilegios de ser gobernador al pedir vacaciones por tercera vez en lo que va del año.

Este tercer tiempo fuera, sin embargo, se da en condiciones muy distintas a las que tenía en junio pasado que también se tomó días libres como para celebrar que en la elección del 6 de junio el partido Movimiento Ciudadano haya conservado la mayoría en el Congreso y retenido Guadalajara y Zapopan y una cuarentena más de municipios, así como más de un tercio de las diputaciones federales.

Aunque en ese triunfo electoral un factor decisivo fue el voto antiamlo en Jalisco, para el mandatario estatal fue una clara aprobación popular a su gobierno y a su proyecto político, por lo que ahí renacieron sus aspiraciones presidenciales de las que ha hablado profusamente en este cierre de año.

Pero este nuevo periodo vacacional de Alfaro que inició ayer sin que haya anunciado la fecha de su regreso se da en circunstancias hostiles como cuando pareció poner tierra de por medio en marzo pasado.

Como ahora, se daba en Jalisco en aquel momento una larga racha de hechos violentos que habían iniciado desde diciembre del año pasado con los asesinatos del empresario inmobiliario Felipe Tomé, y del ex gobernador Aristóteles Sandoval en Puerto Vallarta, continuado con la incursión violenta e impune de un comando a mediodía al restaurante Los Otates, la colocación en la plaza principal de Tlaquepaque a plena luz del día de un capo que disputaba la plaza al Cártel Jalisco Nueva Generación, una balacera en las elegantes oficinas de su agencia de comunicación favorita, La Covacha, y hasta la crisis política que le ocasionó la renuncia de Ismael del Toro, su principal operador político, que se bajó sorpresivamente de la candidatura naranja para buscar la reelección al gobierno de Guadalajara, y que significó la llegada de Pablo Lemus a esa posición, rompiendo los equilibrios al interior del partido MC, que siempre había estado bajo su control absoluto.

Alfaro se va de asueto en este diciembre con iguales apuros en materia de seguridad con la crisis de las desapariciones, que llegaron a 15 mil para ratificar a Jalisco como la entidad donde más se comete el más doloroso de los ilícitos, y que en la percepción ciudadana se agravó por la insensibilidad mostrada por el mandatario estatal al referirse al caso de Paula Petersen.

Pero se va también con la mayor protesta del gremio periodístico, que se ha unido como nunca tras el atropello de Alfaro en contra de la colega Rocío López Fonseca, a quien acusó de reventadora y ordenó al secretario de Salud, Fernando Petersen, no atender las preguntas de la periodista.

No ha sido la mayor muestra de su autoritarismo ni de su intolerancia a la crítica, pero sí la gota que derramó un vaso llenó de agresiones al trabajo periodístico como nunca se había visto en la historia reciente de Jalisco.

Bien haría el gobernador en reflexionar sobre el tema en estos días de relax para al regresar a sus actividades ofrecer la disculpa pública que el gremio periodístico exige para la respetada colega Rocío López Fonseca, porque efectivamente “cuestionar no es atacar”.

jbarrera4r@gmail.com

Temas

Lee También